Prohíben a bolivianos usar el río Pilcomayo tras derrame

  • 18 julio 2014

Las autoridades sanitarias del departamento de Chuquisaca, en Bolivia, prohibieron a los ciudadanos consumir agua, lavar ropa o bañarse en el río Pilcomayo, luego de que un derrame de desechos tóxicos desde una mina cercana contaminara sus aguas.

En tanto, personal médico recorre los nueve municipios del departamento prestando atención médica a todos aquellos que presentan síntomas de intoxicación dentro de las 26 comunidades afectadas.

La contaminación del Pilcomayo ocurrió a comienzos de julio, cuando un dique de la empresa minera Santiago Apóstol sufrió un derrame, vertiendo más de 30.000 metros cúbicos de desechos al río, según informó el gobernador de Potosí, Félix Gonzales.

La gobernación de Potosí anunció que las autoridades departamentales enviarán maquinaria para comenzar con la limpieza del río. También señaló que la empresa minera no contaba con la autorización ambiental correspondiente.

Por su parte, el propietario de la mina, Mario Cano, desmintió en declaraciones a una radio local que hubiera colapsado totalmente el dique de colas de la mina al río Pilcomayo y aseguró que los desechos mineros solo alcanzaron tres kilómetros.

El fiscal general de Bolivia informó que la Fiscalía envió a un grupo de peritos para recolectar muestras del río con el objetivo de identificar los elementos contaminantes y establecer responsabilidades en el caso.