Lufthansa deja de vender pasajes en Venezuela

  • 17 mayo 2014
Avión de Lufthansa
Según la aerolínea, la medida es temporal.

Siguen las malas noticias para los interesados en viajar por vía aérea desde Venezuela.

Un día después de que la italiana Alitalia anunciara la suspensión temporal de sus vuelos hacia y desde el país suramericano a partir del próximo 2 de junio, la alemana Lufthansa suspendió la venta de pasajes en moneda local.

La decisión le fue confirmada a BBC Mundo por el director de comunicaciones corporativas de la aerolínea, Nils Haupt.

"Luthansa suspendió temoralemnete ventas en Venezuela por razones comerciales", explicó Haupt a través de un breve correo electrónico.

"Pero los vuelos continuarán", agregó el portavoz.

Más temprano, la vicepresidente de la Asociación Venezolana de Agencias de Viajes y Turismo (Avavit), Sandra González, le había dicho a BBC Mundo que sus afiliados notaron que ya no podían vender boletos de la aerolínea alemana en las primeras horas del viernes.

"Recibí esta mañana llamadas de las agencias de viajes y me comuniqué con la IATA (la Asociación internacional de Transporte Aéreo) en donde me informaron que la casa matriz de Lufthansa había solicitado que desconectaran de los sistemas a todas las agencias de viajes en Venezuela", relató González.

"(Pero) en ningún momento hablaron de disminución de vuelos o cese de operaciones, solo se trata de cierre de ventas para Venezuela", confirmó.

Lea también: Cómo afecta a los venezolanos la suspensión de vuelos de Alitalia

Compensar pérdidas

En teoría, esto debería significar que los venezolanos podrían comprar boletos hacia y desde Venezuela en el extranjero, o vía web, si bien pagando en moneda extranjera y no en bolívares, su moneda local.

Lo que sugiere que la medida tiene como principal objetivo permitirle a la aerolínea -que ofrece vuelos diarios entre Caracas y la ciudad alemana de Francfort- reducir las pérdidas generadas por las dificultades de las líneas aéreas para repatriar los dólares de sus ganancias en Venezuela.

Las dificultades son un resultado del estricto sistema de control de divisas implementado por el gobierno local, el que según la IATA ha llevado a Venezuela a acumular una deuda con las compañías aéreas de casi US$4.000 millones.

Y la IATA ya advirtió que, dada la falta de progreso en las negociaciones, son varias las aerolíneas que vuelan al país suramericano que están considerando su situación.

Según el enviado especial de BBC Mundo a Venezuela, Arturo Wallace, algunas ya han respondido al problema reduciendo la frecuencia de sus vuelos o el tamaño de aviones que cubren la ruta a Caracas.

"Y eso ha hecho que conseguir boletos aéreos en Venezuela sea una tarea cada vez más difícil", explicó nuestro corresponsal.

Wallace también informó que, hasta el momento, las autoridades venezolanas no han reaccionado públicamente a las decisiones de Lufthansa y Alitalia.