Fallece el exboxeador Rubin "Hurricane" Carter

  • 20 abril 2014
Rubin "Hurricane" Carter en una pelea en 1965
"Viví en el infierno durante los primeros 49 años", dijo Rubin Carter.

El exboxeador estadounidense Rubin "Hurricane" Carter, quien fue injustamente condenado por asesinato y encarcelado durante 19 años en Estados Unidos, murió este domingo a los 76 años.

Carter, quien se convirtió en un símbolo de la injusticia racial, había sido diagnosticado recientemente con cáncer de próstata.

Falleció en Toronto (Canadá), donde vivió desde salir prisión en 1985 tras ser acusado en 1966 de un triple asesinato en Nueva Jersey.

Se convirtió en una causa célebre del movimiento de derechos civiles cuando los testigos clave del juicio se retractaron de sus testimonios ocho años después.

Carter fue inmortalizado en una canción de Bob Dylan y representado en la pantalla por Denzel Washington en la película "The Hurricane" ("Huracán", 1999).

"Viví en el infierno"

Carter empezó a boxear tras alistarse en el Ejército estadounidense y después de darse de baja pasó cuatro años en prisión por robo.

Rubin "Hurricane" Carter
Rubin "Hurricane" Carter pasó 19 años preso tras ser condenado injustamente.

Salió de la cárcel y en 1961 volvió a boxear y se convirtió en profesional de peso mediano. Sus rápidas victorias le valieron el apodo de "Hurricane".

Luego, en 1966, pese a pasar el detector de mentiras y a que los testigos no lo reconocieron como autor de los hechos, fue acusado del asesinato de tres personas blancas en Nueva Jersey.

Fue condenado por el testimonio de dos testigos blancos que estaban tratando de cometer un robo cerca del lugar de los asesinatos.

Los testigos se retractaron de sus declaraciones en 1974 y Carter fue liberado brevemente en 1976. Sin embargo, fue juzgado y condenado de nuevo ese mismo año.

Al publicar su autobiografía "The Sixteenth Round" (El decimosexto round) en 1974, Carter llamó la atención de famosos como el cantante Bob Dylan, quien se reunió con el boxeador en prisión, organizó conciertos benéficos y escribió un año después la canción "Hurricane" en su honor.

Un juez determinó en 1985 que la fiscalía había actuado de mala fe y Carter pudo salir de la cárcel.

En un artículo de opinión para el diario estadounidense New York Daily News, Carter escribió en febrero de este año: "Viví en el infierno durante los primeros 49 años, y he estado en el cielo durante los últimos 28 años. Vivir en un mundo donde la verdad es importante y la justicia, aunque llegue tarde, de verdad sucede, ese mundo sería el cielo suficiente para todos nosotros".

El exboxeador se convirtió en un activista a favor de la liberación de presos condenados por crímenes que no habían cometido.

Dirigió la Asociación en Defensa de los Injustamente Condenados en Toronto y creó su propia organización, Inocencia Internacional.