¿Qué tan fiables son las cifras de muertos en Gaza?

  • 8 agosto 2014

Las zonas de guerra no son lugares fáciles para recolectar datos estadísticos.

En el conflicto de Gaza, la mayoría de medios informativos han estado citando a la oficina del Alto Comisionado para los Derechos Humanos de Naciones Unidas (OACDH), que encabeza un grupo de organizaciones humanitarias conocida como el Grupo de Protección.

En un informe reciente, señaló que para el 6 de agosto un total de 1.843 palestinos resultaron muertos, 66 israelíes y un ciudadano tailandés desde que Israel lanzó la Operación Margen Protector el 8 de julio.

De esos palestinos fallecidos, no se pudo identificar la condición de 279. Por lo menos 1.354 eran civiles, incluyendo 415 niños y 214 mujeres, informó el organismo de la ONU.

De manera tal que murieron 216 miembros de grupos armados y otros 725 eran civiles, Entre los civiles en una proporción mayor de 3 a 1 las víctimas eran hombres, mientras que murieron tres veces más civiles que combatientes.

Destrucción en Gaza
En los conflictos armados, las cifras sobre lo que ocurre son muy difíciles de verificar.

El informe de la ONU incluye una advertencia con sus cifras: "Los datos sobre fatalidades y destrucción de la propiedad son consolidados por los grupos de Protección y Refugio basados en informaciones preliminares y sujetos a cambios de acuerdo a verificaciones adicionales".

Algunas investigaciones sugieren que, en general, los hombres tienen una mayor posibilidad de morir en conflictos que las mujeres, aunque ningún índice típico es suministrado.

En todo caso, si los ataques israelíes han sido "indiscriminados", tal como señala el Consejo de Derechos Humanos de la ONU, es difícil entender por qué entre los civiles han resultado muertos muchos más hombres que mujeres.

Matthias Behnk, del OACDH, le dijo a la BBC que la organización no especularía sobre el número mayor de víctimas masculinas, añadiendo que debido a que habían tenido que trabajar en un período corto de tiempo tuvieron que "concentrarse primordialmente en registrar las víctimas".

"De manera tal que en este punto no hemos efectuado un análisis detallado de las tendencias de las bajas civiles, por ejemplo en relación a las razones por las cuales distintos grupos son afectados y el tipo de incidentes, pero esperamos hacerlo en algún momento en el futuro próximo", agregó.

"Sin embargo, incluso en la recopilación de estas cifras preliminares contrastamos distintas fuentes, no sólo entre medios de comunicación y diversas organizaciones de derechos humanos, sino con otras fuentes incluyendo, por ejemplo, nombres de supuestos combatientes divulgados por las Fuerzas de Defensa de Israel (FDI) y avisos de grupos armados en Gaza señalando a alguien como miembro".

Otras organizaciones de noticias han estado estudiando el porcentaje de civiles y combatientes.

En un análisis hecho por el diario The New York Times se observó el nombre de 1.431 víctimas y se encontró que “el sector de la población que tenía más probabilidad de estar entre los militantes, hombres entre 20 y 29 años, es también el que está más sobrerrepresentado en el número de muertes. Son el 9% de la población de 1,7 residentes de Gaza, pero conforman el 34% de los fallecidos cuyas edades se dieron a conocer”.

"Al mismo tiempo, las mujeres y niños menores de 15 años, el sector con menos probabilidades de ser blancos legítimos, fue el menos representado totalizando el 71% de la población y el 33% de las víctimas, cuyas edades se dieron a conocer".

La lista de nombres y edades de muertos publicadas por el canal de TV Al Jazeera también encontró que los hombres entre 20 y 29 años estaban sobrerrepresentados significativamente.

Las FDI dicen que dieron muerte a por lo menos 235 militantes de Hamas, 147 de Yihad Islámica, 65 "de varias organizaciones" y 603 "cuyas afiliaciones no son conocidas" aunque también subrayan que no se trata de una cifra final.

Un portavoz israelí, el capitán Eytan Buchman, le dijo a la BBC que los números que están siendo reportados por la ONU se basan en líneas generales en el Ministerio de Salud de Gaza, una organización manejada por Hamas.

Buchman agregó que, en parte, el motivo de la discrepancia entre las cifras fue que "cuando los militantes eran llevados a los hospitales, eran ingresados con ropa de civil, ocultando sus a afiliaciones terroristas".

"Hamas también le dio directivas a los residentes locales para esconder las identidades de los militantes", añadió.

"Es importante tomar en consideración que en la Operación Plomo Fundido, la última ofensiva terrestre israelí lanzada entre diciembre de 2008 y enero de 2009, Hamas y las organizaciones basadas en Gaza aseguraron que solo 50 combatientes resultaron muertos, reconociendo años más tarde que la cifra era entre 600 y 700, un número casi idéntico al de la FDI".

En conclusión, aún no sabemos con certeza cuántos de los muertos en Gaza han sido civiles y cuántos combatientes. Esto no es de ninguna forma culpa de los empleados de la ONU que recolectan las cifras. Sus estadísticas están acompañadas por advertencias y descritas como preliminares y sujetas a revisión.

Sin embargo, sí significa que algunas de las conclusiones extraídas de esos datos pueden ser prematuras.

Contenido relacionado