En fotos: los mejores retratos de cometas

7 agosto 2014 Última actualización: 13:58 GMT

La sonda Rosetta promete retratar al cometa 67P/Churyumov-Gerasimenko como nunca antes. Sin embargo, otros encuentros cercanos con estos extraños cuerpos helados han producido imágenes sorprendentes.
Modelo del Cometa 67P coloreado
Tras diez años de viaje, la sonda Rosetta se encontró con el cometa 67P y orbitará a su alrededor durante 15 meses para estudiarlo e intentar algo que no se ha hecho nunca antes: aterrizar sobre su superficie. En la imagen, se indican los posibles lugares de aterrizaje sobre un modelo del cometa. Las áreas rojas están permanentemente al sol, y las azules en sombra constante. Las óptimas son las áreas naranjas y amarillas, y durante los próximos dos meses los científicos intentarán medir e identificar la mejor ubicación.
Cometa 67P
Tomada a una distancia de 550km y con una exposición de 330 segundos, en esta imagen se saturó el núcleo del cometa para mostrar su actividad. La sonda Rosetta analizará desde cerca el gas y polvo que arroje el cometa a medida que se acerque al Sol.
Detalle del Cometa 67P
Las primeras imágenes enviadas por Rosetta desde su esperado encuentro ofrecen nuevos detalles del cometa. Esta imagen muestra lo que los científicos llaman "la cabeza", a la izquierda del cuadro, que hace sombra en el "cuello" y el "cuerpo" de 67P, a la derecha.
Cometa 1P/Halley
Pero antes de Rosetta, ha habido otros encuentros cercanos con cometas. En marzo de 1986, la nave Giotto, de la Agencia Espacial Europea, pasó a menos de 600km del famoso cometa 1P/Halley, que tiene unos 15km de ancho. Esta imagen fue tomada por la Cámara Multicolor Halley, que resultó dañada por el cercano encuentro.
Cometa 1P/Halley visto desde la Tierra
Aunque varias sondas han pasado cerca del cometa Halley, quizás su imagen más familar sea la de su rastro en el cielo nocturno. Aquí, una fotografía tomada en Perú en 1910, con una exposición de 30 minutos. Debido a su tránsito irregular por el Sistema Solar (cada 75-76 años), ha sido observado desde la Tierra a lo largo de los siglos. Su siguiente aparición será en 2061.
Cometa 19P/Borrelly
Pasar cerca del cometa 19P/Borrelly en 2001 fue un extra de la misión Deep Space 1, que ya había pasado junto a un asteroide y puesto a prueba varias innovaciones tecnológicas antes de encaminarse hacia Borrelly. El primer plano de la derecha, tomado a una distancia de 3.000km, muestra algo del terreno del cuerpo celeste y fue en su momento la foto más clara jamás tomada a un cometa.
Cometa 81P/Wild
La misión Stardust de la Nasa voló cerca del cometa 81P/Wild, de 5km de ancho, en enero de 2004, y recogió muestras de la nube de gas y polvo que produce el cometa cuando se acerca al Sol y se calienta. Esta imagen fue tomada a unos 500km de distancia. La sonda volvió de su periplo en 2006 y los científicos anunciaron más tarde que habían encontrado el aminoácido glicina en el polvo del cometa.
Impacto con el cometa 9P/Tempel
En julio de 2005, la misión Deep Impact lanzó con éxito su módulo "impactador" de 370kg, que chocó contra el cometa para poder estudiar su composición. Esta espectacular foto, tomada 67 segundos después de la colisión por la nave principal, muestra las luz emitida por el choque y detalles de la superficie del cometa de 7,6km de ancho iluminada por el Sol.
Cometa 9P/Tempel antes del impacto
El impactador de Deep Space capturó esta imagen de la superficie de Tempel justo antes de precipitarse hacia el cometa, viajando a más de 10 kilómetros por segundo.
Cometa 9P/Tempel
Estas bellas imágenes de Temple fueron tomadas en 2012, cuando recibió otra visita, esta vez por la reactivada nave Stardust. Esta misión encontró evidencia de agua sobre la superficie del cometa e incluso envió una foto del cráter que dejó el choque de Deep Impact.
Cometa 103P/Hartley
Después de su exitoso viaje hasta 9P/Tempel, la sonda Deep Impact fue redireccionada para acercarse al Cometa 103P/Hartley. Esta serie de imágenes fue tomada en noviembre de 2010, cuando la nave se acercó y pasó bajo el cometa con forma de maní, de 2,25km, a menos de 700km. Este fue el quinto cometa observado desde cerca. Churyumov-Gerasimenko es el sexto.