BBC navigation

El rincón de Argentina donde no quieren que gane Messi

Última actualización: Miércoles, 9 de julio de 2014
Colectividad holandesa en el pueblo de Tres Arroyos, en el provincia de Buenos Aires

Tres Arroyos, en la provincia de Buenos Aires, es hogar de la colectividad holandesa en el país. Foto: Consulado Holandés.

Toda la Argentina está copada por la cara de Messi y las banderas albicelestes. ¿Toda? ¡No! Porque un pequeño grupo de irreductibles holandeses todavía resiste a las gambetas y goles de "La Pulga".

Es cierto que en Tres Arroyos, el pueblo más holandés del país, la mayoría animará a Argentina durante el partido de semifinales este miércoles. Pero también habrá quienes hinchen por el delantero naranja Arjen Robben (se lance o no en plancha al suelo).

"Durante los otros partidos de Holanda en el Mundial nos reuníamos unas 30 personas en una confitería, todos vestidos con ropa naranja y banderitas", le dice a BBC Mundo Ida Van Mastrigt, que es cónsul honoraria de Holanda en Tres Arroyos desde hace casi 37 años.

A esta localidad se la conoce como la Pequeña Holanda de Argentina.

Se trata de un municipio de unos 45.000 habitantes, 500 kilómetros al sur de la ciudad de Buenos Aires, donde vive la mayor comunidad holandesa del país.

"Pero ahora que jugamos con Argentina… nos dicen que podemos ir a la confitería, pero no de naranja, como es lógico, si gana Holanda quien sabe si no haya malos perdedores", bromea.

Ciudad de emigrantes

Argentina recibió a importantes contingentes de holandeses a partir del año 1825. Muchos de ellos llegaron a Tres Arroyos atraídos por su enorme potencial agrícola.

En el 1924 llegó otra ola de holandeses a la ciudad y en los 50 arribaron las últimas familias.

Hay 250 habitantes con pasaporte holandés, pero la mayoría de las familias que llegaron a la ciudad en los últimos dos siglos tenían alrededor de 10 hijos.

"Así que usted agarra la guía telefónica y todavía está llena de apellidos holandeses: Timmermans, Groenenberg... Las cabezas rubias, ojos azules y gente alta siguen estando aquí", cuenta Van Mastrigt.

La colectividad de Tres Arroyos tiene su propio colegio holandés, un hogar de ancianos, una cooperativa agrícola y una iglesia protestante.

#DecisiónMáxima

Visita de la Reina Beatriz de Holanda a Tres Arroyos

En 2006, la reina de Holanda con su hijo Guillermo y la princesa Máxima visitaron Tres Arroyos. Foto: Consulado Holandés.

En 2006, durante un viaje oficial de la reina Beatriz de Holanda a Argentina, la familia real decidió visitar Tres Arroyos. En la comitiva iban también los entonces príncipes Guillermo y Máxima, la consorte de origen argentino.

Desde abril del año pasado, la argentina y su marido Guillermo ocupan el trono, tras la abdicación de Beatriz.

¿Tendrá el corazón dividido la reina Máxima de cara al partido?

En este país, el hashtag #DecisiónMáxima se ha convertido en trending topic, con argentinos dando todo tipo de razones a la reina europea para apoyar a la albiceleste.

"Ella estará igual que yo, que tengo el corazón partido en dos. Hacen muchos chistes en Holanda con este asunto. Ella dice que es holandesa, pero le va a ser muy difícil", dice Van Mastrigt.

Este es un lugar construido por extranjeros, con un monumento al emigrante con siete mástiles que representa a los países con colectividades en el municipio: Holanda, España, Italia, Dinamarca, Siria, Líbano e Israel.

Sus descendientes están casados ahora con otros argentinos de distintos orígenes.

"Yo nací en Holanda y llegué en los 50, mis hijos antes iban con Holanda, pero ahora que se enfrentan con Argentina… la cosa cambia", cuenta la cónsul.

Si Argentina pasa a la final, la Plaza San Martín de Tres Arroyos se inundará de banderas e hinchas argentinos, como ocurrió tras las demás victorias del conjunto de Sabella.

Pero si Holanda se impone, el pequeño grupo holandés-argentino celebrará discretamente, entre empanadas y malbec, pero con el corazón naranja.

Contexto

Temas relacionados

BBC © 2014 El contenido de las páginas externas no es responsabilidad de la BBC.

Para ver esta página tal cual fue diseñada, debe utilizar un navegador de internet actualizado, que tenga habilitado el uso de hojas de estilo en cascada (CSS, por Cascading Stylesheets en inglés). Aunque en el navegador que está utilizando podrá ver el contenido de la página, no será presentado de la mejor forma posible. Por favor, evalúe la posibilidad de actualizar su navegador y/o habilitar el uso de CSS.