Once momentos polémicos en la historia del Mundial

  • 25 junio 2014
La "mano de Dios" de Maradona

El jugador de la selección de Uruguay, Luis Suárez, volvió a encontrarse con la controversia en el Mundial de Fútbol de Brasil 2014, después de presuntamente morder al defensor de la selección de Italia, Giorgio Chiellini.

Y aunque Suárez tiene antecedentes en el tema de los mordiscos, no es el único protagonista de incidentes bochornosos o polémicos en la historia de la Copa Mundial, algunos de los cuales se remontan incluso a la época en que los campeonatos se veían en blanco y negro.

Como verán, aquí cabe de todo, desde el mordisco hasta el escupitajo, pasando por cabezazos y patadas no precisamente a la pelota y hasta la intervención divina.

Son episodios que dejan mucho que desear o le agregan un ingrediente de impredecibilidad al que no siempre se lleva a la práctica como el "juego bonito" que debería ser.

La unidad de Deportes de la BBC recopiló otros 11 controvertidos incidentes en una historia que ya tiene 84 años:

Zinedine Zidane cabecea a Marco Materazzi

1. El cabezazo de Zinedine Zidane a Marco Materazzi

El capitán de la selección de Francia, Zinedine Zidane, le estampó un cabezazo en el pecho al defensor de la selección de Italia, Marco Materazzi, durante la final del Mundial de 2006 en Berlín.

Quien se da cuenta es un juez de línea, que le avisa al árbitro argentino Horacio Elizondo, que no se había dado cuenta de la agresión y le presentó la tarjeta roja.

Zidane ya había anunciado que éste sería el último partido de su carrera y argumentó que su reacción fue por un insulto de Materazzi a su hermana.

¿Y el partido? Terminó 1-1 y se definió en penales, que ganó Italia con un marcador de 5-3.

2. Carlos comete una infracción contra Bruno Bellone

El delantero de la selección de Francia, Bruno Bellone, avanzaba hacia el arco de Brasil con una clara oportunidad de meter un gol, cuando el portero Carlos Roberto Gallo lo bloqueó y le hizo perder el equilibrio.

Era un partido de cuartos de final durante el Mundial de México 1986.

El árbitro, el rumano Ioan Igna, no concedió tiro libre a Francia, algo que el comentarista de la BBC Jimmy Hill llamó "un error extremo".

El encuentro terminó 1-1, por lo que tuvo que definirse en penales y Francia se impuso con un marcador final de 4-3.

Expulsión de Antonio Rattín

3. Antonio Rattín es expulsado

El capitán de la selección de Argentina, Antonio Rattín, fue expulsado por el árbitro alemán Rudolf Kreitlein durante un partido de cuartos de final contra la selección de Inglaterra en el Mundial de 1966 en ese país.

Rattín no entendió por qué el referí tomó esa decisión y se negó, indignado, a abandonar la cancha.

El incidente provocó un atraso de varios minutos en el encuentro, ya que ambos entablaron una discusión sin entenderse. A partir de allí, se inventaron las tarjetas, amarilla y roja, de advertencia y expulsión, respectivamente.

Inglaterra ganó ese partido 1-0.

Patrick Battiston

4. Patrick Battiston queda inconsciente tras una infracción

El arquero del equipo de Alemania Occidental, Harald Schumacher, cometió una infracción contra el defensor de Francia, Patrick Battiston, durante la semifinal del Mundial de España 1982, en Sevilla.

Battiston perdió dos dientes y quedó inconsciente, por lo que se le tuvo que aplicar oxígeno.

Pero el árbitro, el holandés Charles Corver, no cobró la falta.

El partido, que terminó empatado 3-3, se definió en penales, quedando en 5-4 a favor de Alemania.

5. Frank Rijkaard escupe a Rudi Voller

El mediocampista de la selección de Holanda, Frank Rijkaard, escupió al delantero de Alemania Occidental, Rudi Völler, en un partido de la segunda ronda del Mundial de Italia 1990.

Ambos jugadores fueron expulsados a los 22 minutos de un encuentro muy agitado.

6. La "mano de Dios"

La "mano de Dios" de Maradona
En el Mundial de 1986 todavía estaba fresco el recuerdo de la guerra de las Falkands/Malvinas.

El astro de la selección de Argentina, Diego Armando Maradona, usa su mano para anotar un gol al saltar por la pelota junto al arquero de Inglaterra, Peter Shilton.

Este pintoresco encuentro -para los argentinos, no para los ingleses- ocurrió durante un partido de cuartos de final en el Mundial de México 1986.

Ni el árbitro ni los jueces de línea advirtieron la mano y, pese a los reclamos de los futbolistas ingleses, validaron el gol.

Con ese gol, el partido estaba empatado; otro gol del mismo Maradona le dio el triunfo por 2-1 a Argentina, que venció a Bélgica en la semifinal y terminó ganando el Mundial al derrotar a Alemania Occidental.

Maradona declaró a los reporteros que en el partido contra Inglaterra recibió la ayuda de la "mano de Dios".

No está de más recordar que este Mundial se celebró cuatro años después de la guerra entre Argentina y Reino Unido por las islas Malvinas/Falklands, factor que se agregaba a la rivalidad entre ambos equipos.

Luis Suárez

7. La mano de Luis Suárez

Otra vez la mano y otra vez Luis Suárez, pero no por un mordisco. Esta vez fue el Mundial de Sudáfrica 2010.

El astro de la selección de Uruguay tocó la pelota con la mano para negarle el gol al equipo de Ghana en el último minuto del tiempo extra, durante el partido por cuartos de final.

Merecidamente, Suárez fue expulsado y se concedió un penal al equipo africano.

Pero el delantero Asamoah Gyan tuvo la mala suerte de darle al travesaño y, como el partido estaba empatado, se definió en penales.

Así fue que Uruguay ganó 4-2 y llegó a la semifinal, para quedar en cuarto lugar. Ese fue el Mundial que ganó España.

8. La "Batalla de Nuremberg"

Cuatro jugadores fueron expulsados y el árbitro mostró 16 tarjetas amarillas -un récord para cualquier partido de los mundiales- mientras Portugal vencía a Holanda en un tormentoso partido del Mundial de Alemania 2006.

Después de nueve amonestaciones para jugadores portugueses y siete para holandeses -y cuatro tarjetas rojas, dos para cada equipo- el partido fue tan irritante que se le apodó la "Batalla de Nuremberg", ya que se jugó en el Frankenstadion de esa ciudad.

Portugal triunfó 1-0 y eliminó a Holanda en este encuentro de la segunda ronda del torneo.

Nigel de Jong patea a Xabi Alonso

9. La "patada de karate" de Nigel de Jong

En la final del Mundial de Sudáfrica 2010, entre Holanda y España, el jugador holandés Nigel de Jong le dio una patada en el pecho al español Xabi Alonso.

El árbitro inglés Howard Webb sólo le mostró una tarjeta amarilla.

El comentarista de la BBC, Guy Mowbray calificó la infracción de De Jong como una "patada de karate".

10. La "herida" de Rivaldo

En el Mundial de Japón y Corea del Sur 2002, la selección de Brasil contaba con las "tres erres": Rivaldo, Ronaldo y Ronaldinho.

Brasil fue el campeón de ese mundial, pero Rivaldo tuvo una actuación más que teatral, durante el partido contra la selección de Turquía, en la primera fase del torneo.

Cuando el defensor turco Hakan Unsal disparó la pelota contra Rivaldo, le cayó en la pierna pero éste se arrojó al pasto simulando que le dolía la cabeza.

Una segunda tarjeta amarilla para Unsal significó su expulsión, pero las cámaras de televisión, que no mienten, mostraron la farsa de Rivaldo.

11. La "Batalla de Santiago"

En el Mundial de Chile 1962, en un violento partido entre Italia y Chile, dos jugadores italianos fueron expulsados.

Chile ganó 2-0 y se aseguró su pase a la segunda ronda, pero el encuentro quedó inmortalizado como la "Batalla de Santiago".

Giorgio Chiellini y Luis Suárez
No olvidemos la razón de esta reseña histórica: el presunto mordisco de Luis Suárez a Giorgio Chiellini.