BBC navigation

Cuatro imágenes que definen la intensa relación de Juan Pablo II con América Latina

Última actualización: Jueves, 24 de abril de 2014
Juan Pablo II

Juan Pablo II escucha al presidente de México Ernesto Zedillo en su visita al país en 1999.

América Latina fue para Juan Pablo II el "continente de la esperanza" -como él mismo lo denominó en su primera visita en 1979-, pero también el escenario de intensas batallas ideológicas y duras polémicas durante su papado.

Este domingo, 27 de abril, Juan Pablo II será canonizado y se convertirá en santo para la Iglesia católica.

Durante los 27 años que duró su pontificado -desde 1978 hasta su muerte en 2005-, Karol Wojtyla realizó 18 viajes apostólicos a América Latina y vivió en primera persona algunos de los episodios clave de una época intensa para el continente.

Desde el inicio el su papado, cuando medió en un conflicto limítrofe entre Argentina y Chile -que estuvieron al borde de la guerra-, hasta su último viaje a la región en 2002, que lo llevó a Canadá, Guatemala y México.

"Él veía a América Latina como una Polonia del próximo siglo, donde se iba a resolver -o nos iba a hundir- el problema de la presencia de la Iglesia en el mundo de la política", le dice a BBC Mundo el sacerdote puertorriqueño Lorenzo Albacete, quien conoció personalmente a Juan Pablo II.

Incluso después de su muerte hace poco más de nueve años, América Latina resultó clave para la canonización del pontífice polaco cuando el Vaticano dio validez al segundo presunto milagro que allanó su camino a la santidad: la curación de una mujer en Costa Rica, Floribeth Mora Díaz, quien superó un aneurisma cerebral de forma milagrosa a ojos de la Iglesia.

BBC Mundo eligió cuatro imágenes, cuatro momentos que pueden ilustrar -al menos en parte- la larga, intensa y compleja relación de Juan Pablo II con América Latina, una región en la que habita casi la mitad de los católicos del mundo.

La reprimenda a Ernesto Cardenal en Nicaragua (1983)

Juan Pablo II regaña a Ernesto Cardenal

Ernesto Cardenal era ministro de Cultura del gobierno nicaragüense.

De rodillas en el aeropuerto de Managua, Ernesto Cardenal, sacerdote y ministro de Cultura del gobierno sandinista, recibe la reprimenda de un papa visiblemente enojado.

Más tarde, Cardenal contaría que en ese momento, Wojtyla le pidió que "regularizara su situación". Hacía apenas tres años que había triunfado la revolución sandinista y Cardenal había sido parte activa de ella.

"De acuerdo con la legislación canónica, el sacerdote no debe en principio intervenir en temas partidistas o formar parte de gobiernos", dice en conversación con BBC Mundo Leonidas Ortiz, secretario adjunto de la Conferencia Episcopal de América Latina (CELAM).

"El Papa le dijo a Cardenal que debía elegir entre ser sacerdote o dedicarte a la política", agrega.

Cardenal ha calificado en más de una ocasión el regaño de Juan Pablo II como una "humillación pública" y lo ha interpretado desde un punto de vista ideológico más amplio.

"Lo que más le disgustaba al Papa de la revolución de Nicaragua es que fuera una revolución que no perseguía a la Iglesia. Él hubiera querido un régimen como el Polonia, que era anticatólico en un país mayoritariamente católico, y por lo tanto impopular", escribió el poeta y político nicaragüense.

Esa imagen en el aeropuerto de Managua es vista por muchos como un símbolo de la difícil relación de Karol Wojtyla con los sectores de izquierda en la Iglesia latinoamericana, especialmente con la llamada teología de la liberación, una corriente de pensamiento muy vinculada a América Latina que defiende un cambio social y la opción preferencial por los pobres.

"Hubo momentos en los que Juan Pablo II, por su recelo a la combinación entre socialismo y análisis de clase que había encontrado en Polonia, tenía una relación tensa con los teólogos de la liberación y los sectores progresistas de la Iglesia", le dice a BBC Mundo el salvadoreño Manuel Vásquez, profesor de religión de la Universidad de Florida especializado en América Latina.

La desconfianza de lo que consideraba una influencia del análisis marxista en la religión llevó al pontífice, coindicen los analistas, a pedir informes que concluyeron que esta tendencia teológica se alejaba de la doctrina católica.

Como consecuencia, instituciones que enseñaban esa teología fueron cerradas y algunos de sus máximos representantes -como el brasileño Leonardo Boff o el español Jon Sobrino- fueron sancionados.

Junto a Augusto Pinochet en Chile (1987)

Juan Pablo II y Augusto Pinochet

El Papa saludó desde el Palacio de la Moneda de Santiago.

Ampliar imagen

De riguroso blanco, Juan Pablo II saluda a los fieles. Junto a él, vestido de traje oscuro y con el semblante serio, el general Augusto Pinochet comparte el reducido espacio del balcón del Palacio de la Moneda de Santiago de Chile.

Lo que, según los testigos, sucedió momentos antes de esta instantánea ayuda a comprender el viaje de Karol Wojtila a Chile en 1987, quizá uno de los más complejos y polémicos de cuantos realizó a América Latina.

"El 2009, en L'Osservatore Romano el cardenal italiano Roberto Tucci reveló que el séquito papal, por expresa disposición de Karol Wojtyla, había acordado con las autoridades que no se asomaría al balcón", recuerda Paula Molina, periodista de BBC Mundo en Chile.

Según el relato de Tucci, tras los 42 minutos de reunión privada entre el Papa y el general, se hizo salir a Juan Pablo II por una puerta distinta.

Entonces, Pinochet le señaló hacia una cortina negra, tras la cual se ocultaba la salida al balcón. Enfrentado a la gente, el Papa saludó junto a Pinochet.

En la despedida, prosigue el cardenal italiano, Wojtyla "lo fulminó con la mirada".

Para el profesor Manuel Vásquez, esta visita muestra una cierta "ambivalencia" de la Iglesia ante el gobierno militar.

"Demostró la capacidad de decir que la Iglesia trasciende la política. Ese es uno de los elementos clave del pensamiento de Juan Pablo II. Creía que como Papa era capaz de trascender esas diferencias y hablar a diferentes católicos en diferentes grupos", afirma Vásquez en conversación con BBC Mundo.

Durante su estancia en Chile, Juan Pablo II se reunió con un público joven en el Estado Nacional y con habitantes de La Bandera, una zona afectada por la pobreza.

En cada lugar, comenta Leonidas Ortiz, adecuó su mensaje al público concreto.

"El Estadio Nacional era un lugar que había sido escenario de momentos muy complicados de la dictadura porque allí se llevaron a cabo torturas. Y allí, el Papa les dijo a los jóvenes que no tuvieran miedo", apunta Ortiz.

En ese lugar, recuerda Paula Molina, también tuvo el que fue quizás el momento más relajado de la estancia de Juan Pablo II en Chile.

El Papa preguntó a los jóvenes presentes si estaban dispuestos a renunciar "al demonio del sexo". Recibió un "No" rotundo como respuesta.

"En La Bandera, cuando habló con los pobladores, escuchó a dos personas que habían sido torturadas, un obrero y un ama de casa que hablaron abiertamente de los vejámenes que sufrían por parte del Estado. Y el Papa los acogió con un abrazo", señala Ortiz.

Pero la situación más tensa de la visita papal tuvo lugar en la Misa por la Reconciliación de Chile, en el extenso Parque O'Higgins de Santiago.

La multitudinaria misa fue cubierta en vivo por la prensa chilena y extranjera. Hacía solo dos meses que había terminado el Estado de sitio en el país.

"Cuando comenzaron las protestas en las filas posteriores, la autoridad reaccionó con carros lanzaguas y bombas lacrimógenas. Se le sugirió entonces al Papa acortar la misa en 20 minutos. Juan Pablo II se negó y terminada la liturgia, de rodillas en el podio, se quedó observando el parque con la mirada que más se le recuerda en Chile: la de la preocupación", comenta Paula Molina.

Juan Pablo II visita Cuba (1998)

Juan Pablo II y Fidel Castro

Castro recibió al Papa en el aeropuerto José Martí de La Habana el 21 de enero de 1998.

Fidel Castro, presidente del único país comunista de América Latina, recibe al Papa polaco cuya mediación fue clave en la caída del comunismo en su país natal.

Era 1998 y Cuba apenas estaba saliendo del llamado "Periodo Especial", que siguió a la caída de la Unión Soviética, principal socio comercial del país.

En este contexto, la visita de Juan Pablo II fue vista por muchos como un signo de apertura en la isla.

"Este fue un encuentro que fue importante para el Papa porque quería llevar el mensaje del catolicismo a Cuba. Y para Castro era importante para demostrar que estaba abierto a la diversidad religiosa. Creo que ambos grupos se beneficiaron de ese viaje", dice Vásquez.

Leonidas Ortiz destaca la importancia de aquel viaje para la Iglesia católica en Cuba por lo que, a su juicio, significó de apertura religiosa. Sin embargo, Ortiz recuerda algunos momentos tensos de la visita.

"Quizá el más difícil fue la visita a Santiago de Cuba, donde estaba el obispo Pedro Claro Meurice, quien pronunció unas palabras de saludo al Papa en las que dijo que no sólo eran cubanos los de la isla sino también los del exterior, los que habían tenido que emigrar y estaban asilados en otros países. Posteriormente, el obispo fue censurado por las autoridades", recuerda el sacerdote colombiano.

Desde una perspectiva más amplia, algunos ven en aquel viaje un ejemplo de la posibilidad del diálogo entre la Iglesia y los movimientos de izquierdas en el continente.

"La importancia del viaje a Cuba no se verá hasta más tarde. Aún no se ve ningún cambio radical. Pero elimina la crítica de que el catolicismo debe cerrarse al diálogo con el izquierdismo latinoamericano. El Papa dio un ejemplo de que sí se puede", comenta a BBC Mundo el sacerdote puertorriqueño Lorenzo Albacete, quien viajó con Juan Pablo II en aquella ocasión.

La controvertida relación con Marcial Maciel

Juan Pablo II bendice a Marcial Maciel

Durante décadas, Juan Pablo II mantuvo una relación cercana con Marcial Maciel.

La proximidad entre Juan Pablo II y el fundador de los legionarios de Cristo, el sacerdote mexicano Marcial Maciel, es quizá uno de los capítulos más polémicos de la relación entre el Papa y América Latina.

En esta foto, tomada en noviembre de 2004, apenas medio año antes del fallecimiento de Karol Wojtyla, el Sumo Pontífice da la bendición a Marcial Maciel, quien lo había acompañado en sus viajes a México en 1979, 90 y 93.

En 2006, Benedicto XI retiró al fundador de los Legionarios de Cristo del sacerdocio como consecuencia de su implicación en casos de abusos sexuales a menores.

Pero estas acusaciones no eran nuevas. Ya en 1997, ocho ex miembros de los Legionarios de Cristo habían enviado una carta abierta aJuan Pablo IIen la que denunciaban los presuntos abusos de Maciel.

La cercanía del Papa al movimiento de Maciel tenía, según el profesor Manuel Vásquez, motivos relacionados con la concepción de la Iglesia de Wojtyla.

"Juan Pablo II puso el énfasis en los procesos de conversión personal y moral, en un trabajo más espiritual que social. Dentro de ese esquema apoya movimientos como el del padre Maciel", apunta Vásquez.

Sin embargo, para algunos, es difícil justificar que el Papa no conociera esta situación y critican a Juan Pablo II por, a su juicio, no haber hecho frente al escándalo de Maciel.

Y este es uno de los principales argumentos de quienes se oponen a la canonización del papa polaco.

"Pero es algo que no se reduce a los Legionarios de Cristo. Hoy vemos que se ha destapado que es un mal sistemático en la misma institución y de alguna manera la responsabilidad recae sobre el pontificado de Juan Pablo II", le dice a BBC Mundo José Sánchez, del Observatorio Eclesial de México, una organización que agrupa a varias asociaciones cristianas independientes que ha pedido el aplazamiento de la canonización de Wojtyla.

Desde la Iglesia, en cambio, defienden que Juan Pablo II no tuvo conciencia sobre la situación que llevó al escándalo de Maciel.

"Cuando uno conoce de cerca el trabajo de los Legionarios de Cristo ver que hacen un trabajo muy interesante. El Papa veía eso como muy positivo y nunca creyó que Maciel estuviera implicado en todas estas situaciones tan nefastas. Si las conoció le pareció un imposible que eso pudiera suceder. No sé cómo fue sé internamente en el Vaticano. Al papa, con los años lo veíamos muy agotado y muy enfermo. Creo que definitivamente parte de estas informaciones no debían llegarle de manera directa", comenta Ortiz.


Pablo Esparza es nuestro enviado especial a Roma. Síganlo en Twitter (clic @PEsparzaAltuna) para estar pendiente de los detalles de la canonización de Juan Pablo II y Juan XIII.

Comentarios

Ya no se aceptan más comentarios

Saltar a la paginación de los comentarios
 
  • valorar
    0

    Comentario número 40.

    Este domingo será canonizado Juan Pablo II, el papa viajero, el papa amigo, el papa bueno, el papa sonriente, el papa charapa. El papa que barrió bajo la alfombra toda la basura que brotó de la Iglesia durante su periodo, incluyendo miles de casos de abuso sexual de menores. El papa hipócrita, el papa cínico, el papa abogado oficioso de corruptos y violadores. El papa reaccionario que colocó al Opus Dei en la posición más sólida e influyente que ha tenido en toda su historia. Hoy, tres días antes de su canonización, si algún católico supersticioso (perdonen la redundancia) encontrara la cara de Juan Pablo II en una tostada o fugazmente dibujada entre las nubes, diría que es una señal de que Dios está contento con que Juan Pablo se sume al coro de santurrones. A ellos habría que mostrarles esta noticia de hoy (que no es apócrifa). Resulta que, en Brescia, Italia, una gigantesca cruz de treinta metros de altura, con un Cristo crucificado, que fue construida para conmemorar la visita de Juan Pablo II a esa ciudad en 1983, se dobló y se vino abajo hoy, matando en el acto a un turista. Me muero de ganas de escuchar cómo se explican esto los creyentes. Lástima que no hay tiempo para oírlos: ya este domingo es la ceremonia. Ya empiezan a escucharse las arpas y el coro de angelitos. Miles de abusadores sexuales en todo el planeta prenden sus cirios y sus velitas misioneras: ya tienen santo patrono.

  • valorar
    +3

    Comentario número 39.

    Esta persona autoidentificada como Hno. Manuel de la Peña seguramente es el líder de una "iglesia" más de las más de 40 mil que existen dizque "fieles representantes de Cristo"!.
    Como el hay muchos que con diversos cuentos consiguen una recua de ingenuos seguidores que los creen profetas incluso mesías, y a los cuales esquilman sus dineros con el pretexto del diezmo. Además, las denuncias de violaciones a sus seguidoras son innumerables en todos los países donde actúan.
    La gente ya no debería ser tan tonta y solicitar se les investigue, levantándoseles tanto el secreto bancario como el de comunicaciones, para confirmar que efectivamente son unos zamarros vividores de de personas crédulas cuando no cretinas.

  • valorar
    0

    Comentario número 38.

    en la foto no esta con pinochet el criminal neonazi? si es asi que pasa con los catolicos. da pena que tanta gente los siga con los ojos vendados.

  • valorar
    -4

    Comentario número 37.

    Oh Mis Amados Hermanos en CRISTO JESÚS SEÑOR NUESTRO:
    Noticia del Vaticano Anuncia Para El Domingo 27 de Abril del Año 2014, La Fecha De La Canonización del Papa Juan Pablo II y del Papa Juan XXIII.

    VATICANO, 30 de Septiembre del Año 2013 / 07:03 am (ACI/EWTN Noticias).-

    El Vaticano Informó esta Mañana que en la Sala del Consistorio del Palacio Apostólico Vaticano, el Papa Francisco Celebró el Consistorio Ordinario Público para la Canonización de los Beatos Papas Juan XXIII y Juan Pablo II.

    En el Curso del Consistorio, El Papa Francisco ha decretado que Los Beatos Juan XXIII y Juan Pablo II sean Canonizados, es decir Inscritos en el Libro de los Santos, El día Domingo 27 de Abril del próximo año 2014, Segundo Domingo de Pascua, día dedicado a La Divina Misericordia.

    “Oh Hermanos, He Aquí El Fin de La Dispensación Gentil y El Regreso del Mesías a Israel, Que Tiempo Más Glorioso y Maravilloso Estamos Viviendo, DIOS Mismo Dando Cumplimiento a Su Palabra y a Todas Las Profecías Escritas y Registradas Por Sus Siervos Los Profetas, Las Cuales Hoy Se Están Manifestando en Este Tiempo Final, Ahora El Papa Francisco, Va A Beatificar a Dos Papas, Hombres Santos y Justos Juan Veintitrés y Juan Pablo Segundo, Esta Ceremonia Se Efectuará, El Domingo 27 de Abril del Año del Señor 2014. Luego El Papa Francisco, Tiene Programado Viajar a Israel Entre El Domingo 25 y Lunes 26 de Mayo del Año del Señor 2014.

    Las Edades Gentiles Comenzaron El Babilonia en El Tiempo Que Israel estaba Cautivo y en Este Mismo Tiempo Dios Levanto al Profeta Daniel, y a Los Tres Jóvenes Hebreos: Sadrach, Mesach y Abednego.

    Ahora Esta Dispensación Gentil Comenzó Con La Adoración de La Imagen de Un Hombre, Un Ídolo Hecho y Confeccionado Por Los Hombres en El Tiempo del Rey Nabucodonosor, Allí en Babilonia. Ahora Los Tres Jóvenes Hebreos Sadrach, Mesach y Abednego, Se Negaron A Adorar a Esta Imagen de Hombre, por Lo Cual Fueron Condenados a Morir en El Horno, Ellos Fueron Atados y Arrojados Al Horno Ardiente de Babilonia, El Cual Fue Calentado Siete Veces y Allí Bajo de La Gloria, El Hijo del Hombre Para Romper Sus Ataduras Religiosas Babilonicas y Libertarlos para Luego Cantar, Danzar, Alabar y Adorar El Glorioso Nombre del Señor, Halelu-yaH.
    Ahora DIOS no Cambia Ni Muda, Daniel Capitulo 2, 3, 4 y 5. Ahora Si La Cabeza de Oro Que Representaba al Reino de Babilonia Comenzó Así, Hoy Al Final de Los Tiempos, Estamos Terminando En Las dos Piernas y Pies de La Estatua Babilónica del Rey Nabucodonosor, Las Cuales Representan al Reino de Roma, La Roma Oriental Iglesia Católica Ortodoxa y La Roma Occidental, Iglesia Católica Apostólica Romana, DIOS Aborreció y Condeno Esto con una Escritura Sobrenatural MENE, MENE, TEKEL UPARSIN, e Interpretación Sobrenatural: Mene, Mene Conto DIOS Tu Reino, y Le Ha Puesto Fin. Tekel: Pesado has Sido Puesto en Balanza, y Has Sido hallado Falto, Uparsin: Tu Reino Ha Sido Roto y entregado a los Medos y a Los Persas.

    Ahora Este Reino Romano Gentil Terminará de La Misma Manera Que Comenzó Allá en El Reino Babilónico, Haciendo Una Imagen Religiosa de Hombres: Romanismo y Protestantismo, La Gran Ramera Madre Romana y Sus Hijas Protestantes Rameras, Bajo El Concilio Ecuménico Romano, Adorando y Venerando a Imágenes de Hombres e Ídolos Romanos: Juan Veintitrés y Juan Pablo Segundo y DIOS Aborrece y Condena Toda Esta Idolatría y Paganismo, Oh Hermanos La Verdad Nos Hace Libres, Nosotros No Adoramos e Idolatramos a Hombres, Halelu-yaH.

    Ahora El Día Domingo 27 de Abril del Año del Señor 2014, El Papa Francisco Va A Beatificar a Dos Papas, Hombres Santos y Justos, Según La Tradición y La Doctrina de La Iglesia Católica Apostólica Romana, Los Nombres de Estos Dos Beatos: Juan Veintitrés y Juan Pablo Segundo, Serán Registrados en El Libro de Los Santos de La Iglesia Católica Apostólica Romana, Estos Dos Beatos y Papas Juan Veintitrés “El Papa Bueno” y Juan Pablo Segundo, Serán Subidos a Los Altares Católicos Romanaos, para Ser Adorados y Venerados e Idolatrados por todos sus Miembros y Feligreses.

    Un Saludo a Abrazo a Todos Mis Hermanos Libres de Las Ataduras Religiosas Romanas y Protestantes, Halelu-yaH.

    Shaloom y Hasta Siempre.

    Hno. Manuel de la Peña

    Santiago de Chile 26 de Abril del Año del Señor 2014.

  • valorar
    -4

    Comentario número 36.

    JUAN PABLO SEGUNDO ES FUE UN LOBO VESTIDO DE OVEJA.

 

Comentarios 5 de 40

 

BBC © 2014 El contenido de las páginas externas no es responsabilidad de la BBC.

Para ver esta página tal cual fue diseñada, debe utilizar un navegador de internet actualizado, que tenga habilitado el uso de hojas de estilo en cascada (CSS, por Cascading Stylesheets en inglés). Aunque en el navegador que está utilizando podrá ver el contenido de la página, no será presentado de la mejor forma posible. Por favor, evalúe la posibilidad de actualizar su navegador y/o habilitar el uso de CSS.