¿Es Phil Libin el ejecutivo más modesto del mundo?

  • 4 marzo 2014
Phil Libin
Phil Libin dirigió dos empresas tecnológicas antes de Evernote.

Mientras la mayoría de los jefes de las grandes compañías presentan una marcada y resuelta confianza en sí mismos, el hombre al frente de la firma tecnológica estadounidense Evernote admite abiertamente que él "no es particularmente bueno" en muchas facetas de su trabajo.

Una debilidad que Phil Libin resalta en sí mismo es que puede ser "devastadoramente tímido", lo cual no es una característica útil para alguien que ocupa una posición de liderazgo.

"Si estoy en una fiesta a menudo soy el tipo que está parado en un rincón pretendiendo revisar mis correos en el teléfono" dice. "Pero realmente me estoy esforzando para mejorar. Tengo ayudantes que me señalan quién es la persona a la que debo dirigirme".

Libin, de 43 años, también dice que es desorganizado.

Esto demuestra que no todos los presidentes ejecutivos están formados con el mismo molde, porque Libin es el jefe y cofundador de una compañía que en sólo cinco años desde que fue lanzada logró valorarse en más de US$1.000 millones.

Evernote es una libreta de notas electrónica a la que se puede acceder en el teléfono móvil y la computadora. Hoy en día tiene más de 90 millones de usuarios.

Libin también ha mostrado que no llegó a ese lugar gracias a la fortuna o la suerte: antes ya había dirigido otras compañias tecnológicas que vendió en US$26 millones y US$24 millones respectivamente.

"Supongo que en lo que me destaco más que otros es en concentrar en un todo las buenas ideas de la demás gente", dice.

"Soy un buen editor -puedo agrupar las cosas y extraer el 80% que es inútil. La mayoría de las compañías necesitan a alguien así".

Inmigrante ruso

Evernote
Evernote permite tomar notas digitales y agregar contenido.

Libin nació en la entonces denominada Unión Soviética y su familia logró emigrar a Estados Unidos en 1979, cuando él tenía ocho años.

Afirma que sus padres, ambos músicos clásicos, "tuvieron suerte" al permitírseles dejar el país.

Sin embargo Libin afirma que sus padres tenían "una vida relativamente cómoda" en la Unión Soviética, pero al mudarse a Estados Unidos se encontraron viviendo "con poco dinero" en el barrio del Bronx en Nueva York.

"Vivíamos en un barrio algo peligroso" afirma. "Pero yo estaba totalmente obsesionado con las computadoras así que pasaba casi todo mi tiempo adentro".

Esta obsesión con las computadoras comenzó antes de que Libin llegara a la adolescencia y descubrió que tenía una aptitud natural. Señala que para cuando cumplió 16 años logró combinar el colegio con "ganar buen dinero" reparando computadoras y con trabajos de programación.

Después estudió ciencia computacional en la Universidad de Boston. Sin embargo, poco antes de graduarse le surgió la rebeldía y abandonó los estudios.

"Literalmente me faltaba una sola materia y cuatro créditos. Pero me involucré en un gran argumento con la administración -tuvo que haber sido financiero- me indigné y salí furioso".

"La gente dice que (Bill) Gates y (Mark) Zuckerberg también abandonaron la universidad, pero lo que yo hice fue increiblemente estúpido".

Desplome de los .com

Para entonces Libin ya no necesitaba un grado universitario porque había logrado ganar suficiente dinero trabajando como ingeniero de computación.

Y, lo más importante, tenía planes ambiciosos de lanzar su propia compañía de software con un grupo de amigos.

La empresa en cuestión fue Engine Five, que creó las tiendas en internet para compañías como Nokia. Con Libin como presidente ejecutivo la compañía, formada en 1997, fue vendida tres años después por US$26 millones.

El tiempo estaba de su lado porque fue justo antes de que estallara la burbuja del comercio .com.

Libin admite que fue más suerte que decisión. "Estábamos exhaustos".

Un año más tarde, con su mismo grupo de amigos Libin comezó un segundo negocio llamado Core Street, con el que creó software de seguridad para bancos y gobiernos.

Lo vendió siete años más tarde por US$24 millones.

"Lo iniciamos después de los ataques del 11 de septiembre, cuando todos querían mejorar su seguridad. Pero la seguridad en general es devastadoramente aburrida así que llegamos a un punto en el que por primera vez quisimos hacer algo que realmente nos gustara".

Evernote
Evernote está basada en Silicon Valley.

"Y así fue como surgió Evernote".

Características principales

La idea inicial fue desarrollar una libreta de notas digital y Libin, junto con sus mismos colegas de 1997, pronto se dieron cuenta de que un grupo separado de programadores en Silicon Valley, California, también estaban haciendo el mismo trabajo.

Después de una serie de reuniones los dos equipos decidieron fusionarse y Libin y su equipo se mudaron a la costa oeste desde Boston.

Entonces en 2008 nació Evernote que, además de la escritura de notas, permite al usuario agregar fotos, sonidos, páginas web y otro contenido.

Fue un modelo "freemium", en el que los servicios básicos son gratuitos pero el usuario paga por características más avanzadas, como mayor capacidad de almacenamiento. Actualmente 4,5 millones de usuarios, 5% del total, pagan por el servicio premium.

Esta es la úica fuente de ingresos de la compañía ya que tiene una estricta política de no vender anuncios o compartir datos.

En 2010 Evernote se aseguró US$70 millones de inversión, lo cual valoró a la compañía en US$1.000 millones.

Posteriormente Libin dijo que podría considerar la flotación de las acciones de la empresa que ahora cuenta con 350 empleados.

"Cuando comenzamos Engine Five me convertí en el presidente ejecutivo porque de los tres de nosotros yo era el programador más débil" afirma.

"Así fue como empezamos, a pesar de que nunca había tenido un empleo gerencial".

"Eso fue en 1997 y todavía estoy esperando que alguien desafíe el hecho de que sigo siendo presidente ejecutivo. Pero he tenido el cargo durante 17 años así que todos asumen que sé lo que estoy haciendo".