¿Cuál de estos es el hombre promedio de EE.UU.?

Última actualización: Miércoles, 23 de octubre de 2013

Hombre promedio

  • Imagen de hombre promedio estadounidense de Nickolay Lamm

    Ni muy alto ni muy bajo y más bien rellenito.

    Esta imagen forma parte del Proyecto Hombre de Nickolay Lamm, quien quiso saber cómo sería la apariencia del hombre promedio estadounidense.

    "Mi intención con este proyecto era poner una especie de espejo frente a nosotros", le cuenta a BBC Mundo.

    Lamm explica que a los estadounidenses les gusta sentirse orgullosos de tener el mejor país del mundo. "Tenemos que tener los autos más grandes, y creo que vivimos en este universo paralelo en que creemos que tenemos todo lo mejor".

  • Comparación de cuatro hombres promedio de Nickolay Lamm

    Así que Lamm decidió comparar a este hombre promedio con el de otros tres países: Japón, Holanda y Francia (en el mismo orden que aparece en la foto de al lado).

    "Quería mostrar que en otras partes se están haciendo las cosas mucho mejor que nosotros. Tienen una mejor asistencia sanitaria, un mejor estilo de vida, etc".

    En las últimas décadas, "los estadounidenses han aumentado mucho el perímetro abdominal", le dice por su parte a BBC Mundo el nutricionista Juan Pedro Fernández. "Y el hábito de comida alimentaria estadounidense está originando mucha más obesidad abdominal", que es la que aumenta el riesgo de desarrollar enfermedades cardiovasculares.

    Fernández advierte que "por desgracia" esos hábitos se están copiando al resto de países occidentalizados, "donde se están aumentando los perímetros abdominales de media".

  • Comparación de cuatro hombres promedio de Nickolay Lamm

    Para producir estas cuatro imágenes, Nickolay Lamm utilizó los datos de índice de masa corporal (IMC) de hombres con edades comprendidas entre los 30 y 39 años de instituciones oficiales de EE.UU., Japón, Holanda y Francia.

    Y para asegurarse que las proporciones eran exactas, contó con la ayuda del profesor investigador Matthew Reed, del Instituto de Investigación de Transporte de la Universidad de Michigan, experto en la medición de la forma del cuerpo.

    "La tendencia que se ilustra aquí, es que el promedio de la circunferencia de la cintura en Estados Unidos es más grande que el promedio de los otros países", le explica a BBC Mundo Reed.

    Si bien no es una sorpresa que el estadounidense cada vez tiene más peso, Reed señala que este proyecto "es una forma de ilustrar que esa tendencia no ha sido tan severa en otros países".

  • Comparación del  hombre promedio estadounidense con el holandés de Nickolay Lamm

    "Era obvio que los estadounidenses iban a tener sobrepeso, pero cuando vemos las diferencias talla a talla, pones las cosas en perspectiva y demuestra que necesitamos empezar a hacer algo muy pronto", señala Lamm.

    A Lamm le llamó particularmente la atención cómo son los holandeses quienes tienen más estatura (véase imagen de la izquierda). "Pensé que claramente estaban haciendo algo bien. Tienen una buena seguridad social".

    En realidad, la altura es un factor genético que no tiene por qué ser indicativo de una salud pobre. Y aquí hay que tomar en cuenta la herencia genética estadounidense, producto de una inmigración muy diversa.

    No obstante, el doctor Reed considera que en cierta medida la nutrición puede jugar un papel en la altura. "Si no tienes suficientes proteínas de pequeño, o tienes una nutrición deficiente, tu estatura como adulto se verá afectada".

  • Comparación del  hombre promedio estadounidense con el japonés de Nickolay Lamm

    El especialista Juan Pedro Fernández también resalta la importancia de llevar una buena nutrición desde el momento de nacer. "Los dos tipos de dietas más reconocidos a nivel mundial en cuanto la salud coinciden con las que tienen menos perímetro abdominal: la japonesa –que se conoce como dieta Okinawa- y la Mediterránea".

    "Escogí Japón (véase imagen) porque es uno de los países más saludables del mundo. Son más longevos", explica por su parte Lamm. "Así que pensé que era un buen país para comparar a los estadounidenses".

    La dieta Okinawa y la Mediterránea deben su prestigio a que son ricas en productos del mar y grasa vegetal. "Con esto mejoramos mucho nuestro perfil metabólico y cardiológico".

  • Comparación del  hombre promedio estadounidense con el francés de Nickolay Lamm

    Lamm decidió incluir en su proyecto al hombre promedio francés porque "muchos estadounidenses tienden a compararse con los franceses".

    "Y, desafortunadamente, muchos piensan que por alguna razón somos mejores que los franceses", agrega.

    Sin entrar a valorar quién es mejor, lo que el doctor Fernández sí puede decir es que la dieta francesa se puede considerar en parte como Mediterránea.

  • Comparación de cuatro hombres promedio de Nickolay Lamm

    La razón por la cual todos los modelos del proyecto son blancos se debe a que Nickolay Lamm no quería que el color de la piel hiciera ruido en su objetivo único: estudiar y comparar la forma del cuerpo del hombre promedio estadounidense.

    "La parte más difícil del proyecto fue determinar los niveles de grasa, porque lo único que tenía era información de IMC, y esto no se correlaciona directamente con los niveles de grasa", explica.

    Para Fernández, el logro de este trabajo está en calcular el perímetro abdominal, "que es lo que nos da el riesgo que puede suponer la obesidad para la salud".

    "Esto es un llamado de atención", continúa Fernández. "Si seguimos copiando los hábitos de comida rápida, en poco plazo tendremos más obesisdad abdominal y eso siempre llevará a más diabetes, más problemas cardiovasculares y más riesgo metabólico general".

  • Comparación de cuatro hombres promedio de Nickolay Lamm

    Juan Pedro Fernández aclara que si bien los planes de salud pública pueden ayudar a mantener en niveles normales el perímetro abdominal y el IMC, no es la única solución.

    "En Estados Unidos es donde más ha aumentado el riesgo cardiovascular, donde se registra más obesidad, pero también es el país que desde los años 90 ha puesto en marcha una estrategia (para disminuir la obesidad) y es muy poco lo que ha conseguido".

    Esto, según el nutricionista, se debe a que una dieta deficiente se trata de hábitos adquiridos que son difíciles de erradicar y muy faciles de adoptar.

Este contenido no puede verse en la versión para dispositivos móviles. Por favor, vaya a la versión de escritorio -utilizando el vínculo al final de esta página- para poder acceder a él.

clic Síganos en Twitterclic @bbc_ciencia

Lo que se tuvo en cuenta en 2013...

  • Cuánta azúcar se esconde en la comida
  • Comer usando todos los sentidos

BBC © 2014 El contenido de las páginas externas no es responsabilidad de la BBC.

Para ver esta página tal cual fue diseñada, debe utilizar un navegador de internet actualizado, que tenga habilitado el uso de hojas de estilo en cascada (CSS, por Cascading Stylesheets en inglés). Aunque en el navegador que está utilizando podrá ver el contenido de la página, no será presentado de la mejor forma posible. Por favor, evalúe la posibilidad de actualizar su navegador y/o habilitar el uso de CSS.