BBC navigation

Ciclismo extremo: la aventura de llegar al Polo Sur en bicicleta

Última actualización: Jueves, 24 de octubre de 2013
Menéndez Granados durante el cruce de Groenlandia

Menéndez Granados deberá recorrer 1.200 kilómetros para alcanzar el Polo Sur.

Desde que en diciembre de 1911 la expedición noruega encabezada por Roald Amundsen se convirtiera en la primera en alcanzar el Polo Sur, numerosos exploradores han repetido su hazaña. Lo han hecho a pie, en motos de nieve, en vehículos 4x4. Pero ninguno ha conseguido hacerlo en bicicleta... todavía. Ese es el desafío que se ha impuesto el aventurero español Juan Menéndez Granados.

Para conseguirlo, deberá atravesar 1.200 km de nieve y hielo desde la costa antártica, acumulando un ascenso de 3.000 metros, para completar un viaje que le llevará entre 36 y 38 días, expuesto siempre a un frío intenso, que difícilmente supere los -20°C, sobre todo a medida que se acerque a su objetivo. Y lo hará en solitario.

"Llevo preparándome más de dos años y medio para semejante reto", le cuenta a BBC Mundo. Hace muy poco, durante el otoño de Groenlandia, atravesó en bicicleta ese territorio de costa a costa en 27 días, como una expedición en sí misma, pero también como preparación para el desafío antártico.

"He tenido que mejorar técnicas, rutinas, maneras de entrenar, de alimentarme", dice. Pero la Antártica no será igual; aunque no necesariamente será peor.

"En Groenlandia hubo muy malas condiciones climatológicas y de nieve", cuenta el explorador, quien dice que en el continente austral "las condiciones deberían ser relativamente más estables, y la nieve mejor para pedalear".

Juan Menéndez Granados

El aventurero cree que la soledad será uno de los grandes desafíos que enfrentará.

Pero hará más frío y tendrá el viento polar golpeándolo de frente en forma constante.

"La cabeza muy bien puesta"

"Le tengo mucho respeto al viento, al frío, y a las congelaciones; a que se me queden las manos frías y que no sea capaz de montar la tienda", apunta. Ahí intentará dormir un mínimo de ocho horas cada día, tras una jornada de avance de ocho a diez horas, arrastrando (al inicio, antes de empezar a consumir las provisiones) unos 85kg. El esfuerzo que implicará un consumo de bastante más que las 5.000 kilocalorías que comerá por día.

Otro de los grandes desafíos es la soledad. Por un lado, desde el punto de vista anímico; por el otro, por lo que pueda pasar en caso de necesitar ser auxiliado.

La ayuda estaría a unas cinco horas de distancia, le explica a BBC Mundo Stephen Jones, miembro de la Royal Geographical Society británica y gerente de la empresa Antarctic Logistics and Expeditions, responsable de la logística del viaje de Menéndez Granados y de un importante número de las expediciones que viajan a la Antártica.

"En el peor de los casos (si las condiciones climatológicas son desfavorables)", dice, "deberá esperar unos días a que mejore el tiempo" y pueda activarse un operativo de rescate.

"La prioridad número uno siempre es la seguridad", asegura Menéndez Granados, consciente de las peculiares circunstancias de una aventura de esas características, para las que, dice, "hay que tener la cabeza muy bien puesta".

Tormenta de nieve en Groenlandia

Si necesitara ser rescatado, y el tiempo fuera malo, podría tener que esperar días.

La bicicleta

Ciertamente es una empresa muy difícil, asegura Jones. "El riesgo de una falla mecánica -explica- es mucho mayor que si uno camina o esquía hacia el Polo", aún con bicicletas especialmente adaptadas para circular por nieve y hielo.

La principal modificación está en las ruedas: la bici que usará Menéndez Granados tiene neumáticos de 4,7 pulgadas (12 centímetros) de ancho, por lo cual lleva horquillas modificadas.

"El riesgo de una falla mecánica es mucho mayor que si uno camina o esquía hacia el Polo"

Stephen Jones, especialista en expediciones antárticas

Los avances en el diseño de las bicicletas han sido clave. "Muchos lo han intentado en los últimos años y ninguno llegó muy lejos, hasta el año pasado", cuenta Jones.

En enero de 2012, con un grupo de expedicionarios, la presentadora de TV británica Helen Skelton alcanzó el Polo Sur en un recorrido significativamente menor, de 800km, de los cuales completó 165 en bicicleta (la mayoría, unos 530, los hizo sobre esquíes, con una suerte de vela atada a un arnés con la que aprovechó la fuerza del viento).

Y en diciembre de ese año el estadounidense Eric Larsen demostró que la tecnología "no es perfecta, pero está lo suficientemente bien" como para que el trayecto pueda completarse, dice Jones.

Sin embargo Larsen no logró terminar el recorrido; tras 280 kilómetros, decidió pegar la vuelta.

"Tuve que tomar la difícil decisión de regresar debido a que las condiciones de la nieve me impedían cubrir la suficiente cantidad de kilómetros antes de que se me acabara la comida y los suministros", escribió el estadounidense en su blog.

¿Una carrera?

Menéndez Granados intentará seguir hasta el final. Por algo lo apodan Juan "Sin Miedo", aunque él asegura que es sólo un apodo y que "no tener miedo es insensato y menos seguro, por el contrario de lo pueda pensar la gente; tenerlo, domarlo, y enfrentarse a él es lo valiente y lo inteligente".

Él no será el único que deberá enfrentarse a sus temores en este verano antártico. Habrá otro hombre en dos ruedas camino al sur del sur: el estadounidense Daniel Burton, quien también planea viajar solo. Y a fines de 2014 lo intentará también la australiana Kate Leeming.

Parece, entonces, que será una competencia por ver quién lo logra primero. Pero Menéndez Granados no lo ve así: "La Antártica no es un buen sitio para andar a las carreras".

Tirando de los trineos con la bici en Groenlandia

El viaje comenzará con una carga de unos 85kg. de provisiones.

Un poco en esquíes

La imagen de un hombre solitario pedaleando hacia el Polo Sur sin cesar, sin nunca desmontar, constante sobre los pedales, parece idílica, imposible. Y de hecho lo es.

En algunos momentos será inevitable que tenga que bajar de la bici, cargarla en el trineo y tirar de ella.

"Lo cierto es que no puedo cambiar las condiciones que me vaya a encontrar, sean las que sean. Intentaré hacer todo lo posible en bici, y en condiciones normales debería de considerarse expedición en bici"

Juan Menéndez Granados

"Lo cierto es que hay partes en que hay que caminar", explica Jones. De hecho, explica el especialista, llevará esquíes para cuando no pueda pedalear, lo que garantiza que pueda seguir avanzando aún en nieve blanda.

Pero, si hace algún tramo esquiando, ¿podrá decir que fue el primero en llegar en bicicleta el Polo Sur?

"Es una buena pregunta, y no hay una respuesta científica", dice el aventurero.

"Lo cierto es que no puedo cambiar las condiciones que me vaya a encontrar, sean las que sean. Intentaré hacer todo lo posible en bici, y en condiciones normales debería de considerarse expedición en bici".

Jones cree que si al final del recorrido la suma de días pedaleando es de unos 30, por ejemplo, y el resto en esquíes, esa sería una proporción aceptable.

En los planes tampoco está el hacer el camino de regreso en dos ruedas.

"Me gustaría volver pedaleando", dice Menéndez Granados, "pero creo que lo más sensato es intentar sólo la ida, pues para hacer la vuelta tendría que llevar muchos más víveres (cargará con comida para 40 días) y salir antes, con lo que las posibilidades de éxito se reducirían casi a cero".

Jones cree que así sus chances son bastante buenos. ¿Qué quiere decir eso en Antártica? "50/ 50", asegura el especialista.

Al publicar esta nota invitamos a los lectores a enviar preguntas para Juan Menéndez Granados. Ya las hemos recibido y publicaremos sus respuestas en breve.

Contexto

Temas relacionados

BBC © 2014 El contenido de las páginas externas no es responsabilidad de la BBC.

Para ver esta página tal cual fue diseñada, debe utilizar un navegador de internet actualizado, que tenga habilitado el uso de hojas de estilo en cascada (CSS, por Cascading Stylesheets en inglés). Aunque en el navegador que está utilizando podrá ver el contenido de la página, no será presentado de la mejor forma posible. Por favor, evalúe la posibilidad de actualizar su navegador y/o habilitar el uso de CSS.