Drama por toma de rehenes en centro comercial de Kenia

  • 23 septiembre 2013
mujer escapa del Wesgate Mall de Nairibi, Kenia

Fuertes explosiones y disparos se registraron este lunes por la mañana en el centro comercial Westgate de Nairobi, donde atacantes del grupo islamista somalí al Shabab mantienen a un número interminado de rehenes, tras el atentado del pasado sábado que dejó 69 muertos según cifras de la Cruz Roja.

Las fuerzas de seguridad de Kenia anunciaron más temprano que habían rescatado a "la mayoría" de los rehenes. Sin embargo, el portavoz de las fuerzas de defensa kenianas, coronel Cyrus Oguna, aclaró a la BBC que "un pequeño número" seguía secuestrado.

Oguna también informó que cuatro soldados habían resultado heridos durante la última operación de asalto, con la que aseguró que lograron controlar la mayor parte del edificio.

El portavoz no especificó cuántas personas habrían sido liberadas y cuántas podían estar aún en manos de los atacantes, que se cree son entre 10 y 15.

"Esto va a terminar esta noche. Nuestras fuerzas se impondrán. Los kenianos se mantiene firmes ante la agresión y vamos a ganar", se lee en un mensaje de la cuenta Twitter del Centro de Nacional de Operaciones de Desastres de Kenia.

La Cruz Roja de Kenia informó que 175 personas resultaron heridas en el ataque y que 49 personas están registradas como desaparecidas.

Los jueces de la Corte Penal Internacional aplazaron por una semana el juicio que se le sigue al vicepresidente de Kenia, William Ruto, para permitirle que regrese a Nairobi para ayudar a resolver la crisis de rehenes que sacude a ese país. Ruto ha sido acusado de crímenes contra la humanidad en relación a la violencia que se desencadenó después de las elecciones presidenciales en Kenia en 2007.

El corresponal de la BBC en Nairobi, Mike Wooldridge, indicó que la batalla por terminar con la toma de rehenes continúa en medio de temores por el deterioro de las condiciones de las personas atrapadas.

Ataque en Kenia

"Arrinconados"

En un discurso transmitido por la televisión nacional, el presidente keniano Uhuru Kenyatta, dijo que la operación para atrapar a los criminales y liberar a los rehenes estaba en curso.

"Vamos a perseguir a los responsables dondequiera que se escondan. Vamos a llegar a ellos y a castigarlos por este crimen atroz", dijo el mandatario, quien agregó que entre las víctimas hay miembros de su familia.

Corresponsales en las inmediaciones de Westgate creen que un grupo de especialistas israelíes está trabajando con las fuerzas de seguridad kenianas en la operación contra los extremistas.

El grupo islamista somalí al Shabab se adjudicó el atentado. A través de su cuenta de Twitter, el grupo dijo el domingo que el presidente no estaba en capacidad de cumplir con sus "amenazas" e insistió en que la única manera de vitar operaciones similares en el futuro es retirando las tropas kenianas destacadas en Somalia.

Se calcula que en el sur de Somalia hay unos 4.000 soldados kenianos, parte de una fuerza multinacional, que combate contra los islamistas radicales desde 2011.

"Nosotros en Somalia conocemos muy bien el costo humano de este tipo de violencia. Enviamos un fuerte mensaje de solidaridad con el gobierno de Kenia, nuestro valioso socio en la campaña para pacificar Somalia", dijo el presidente somalí, Hassan Sheikh Mohamud, tras conocer la situación en Nairobi.

Lea también: El grupo al Shabab en cinco preguntas

"Hemos venido a rescatarte"

Los atacantes entraron en el centro comercial a las 12:00 hora local (09:00 GMT), lanzando granadas y disparando armas automáticas.

Más de mil personas estaban dentro del complejo cuando el ataque ocurrió.

Decenas de compradores huyeron y muchos quedaron atrapados en el interior del lugar. Efectivos de seguridad recorrieron las tiendas en un intento por asegurar el área.

Algunos testigos dijeron que los hombres armados habían dejado salir a los musulmanes, pues el objetivo eran aquellos que no profesan el Islam.

"Nos dijeron: si eres musulmán, levántate. Hemos venido a rescatarte ", dijo Elijah Lamau.

Según él, los musulmanes salieron con las manos en alto y luego los hombres armados mataron a otras dos personas.

Testigos

Una mujer es evacuada del centro comercial en estado de shock
Varias personas fueron evacuadas del centro comercial en estado de shock.

Daniel Howden, corresponsal de la revista The Economist en Nairobi, dijo a la BBC que habló con un hombre de nombre cristiano y apellido musulmán que logró escapar de los atacantes, poniendo el pulgar encima de su primer nombre en su documento de identidad.

Sin embargo, un indio que estaba de pie junto a él, a quien le preguntaron por el nombre de la madre del profeta Mahoma, fue asesinado a tiros cuando no pudo responder.

El corresponsal de la BBC, Mark Doyle, dijo que las tropas de la Unión Africana (UA) atacan a al Shabab donde quiera que pueden.

Para el grupo islamista, las fuerzas de la UA son invasoras en Somalía y se interponen en la creación de un Estado islámico, según lo explica el corresponsal.

El Secretario de Relaciones Exteriores británico, William Hague, informó que había "sin duda" ciudadanos británicos atrapados en los acontecimientos de este sábado. El Departamento de Estado de EE.UU. aseguró tener informes de estadounidenses heridos en el ataque, que calificó como "un acto de violencia sin sentido".

Por su parte, el primer ministro canadiense Stephen Harper dijo que entre los muertos hay dos canadienses, incluido un diplomático.

"Canadá condena en los términos más enérgicos este cobarde acto de odio, en el que aparentemente atacaron a civiles inocentes que simplemente salieron de compras", dijo Harper en un comunicado.

Dos ciudadanos franceses y el conocido poeta de Ghana Kofi Awoonor también murieron en el ataque, uno de los peores hechos de violencia ocurridos en Kenia desde el atentado contra la embajada de EE.UU. en agosto de 1998.

Mapa con ubicación del centro comercial
Mapa del centro comercial Westgate

Contenido relacionado