BBC navigation

¿Está mejor preparado Chile para enfrentar un nuevo sismo?

Última actualización: Miércoles, 27 de febrero de 2013
Terremoto en Chile, año 2010

El SSN advirtió que cuenta con menos recursos para lidiar con escenas como ésta, del terremoto de 2010.

"Los habitantes de Chile, el país más sísmico del mundo, a casi tres años del mega terremoto y tsunami del 27 de febrero de 2010 se encuentran en un nivel de inseguridad sísmico mayor".

Eso determinó en enero pasado el Servicio Sismológico Nacional (SSN), el ente dependiente de la Universidad de Chile que es responsable de la red sismológica del país.

"La Red de Monitoreo Sísmico de Chile presenta una fragilidad preocupante", advirtió el SSN a través de un comunicado, en el que informó que "desde enero del 2013 no podrá garantizar una continuidad en el sistema de monitoreo sismológico en tiempo real, a lo largo de todo el país, debido a que no cuenta con el financiamiento necesario".

Este domingo, días antes del tercer aniversario del siniestro que mató a más de 500 personas en Chile, Mario Pardo, uno de los directivos de SSN, denunció al diario La Tercera que la red que monitorea los movimientos telúricos cuenta en la actualidad con 63 estaciones de medición, 11 menos de los que tenía en 2010.

"No es suficiente. Podemos decir con propiedad que si, por ejemplo, algo ocurre en Puerto Montt, no tenemos cobertura", aseguró.

Según las autoridades del SSN, la responsable por esta situación es la Oficina Nacional de Emergencia (Onemi), el organismo estatal encargado de la coordinación en casos de desastres, y que ha estado en el centro de una investigación judicial por su manejo del llamado 27/F.

La Universidad de Chile acusa a la Onemi de tener en su poder una "millonaria inversión" comprometida por el Estado al Servicio Sismológico.

En respuesta, el director nacional de la Onemi, Ricardo Toro, aseguró que en la primera semana de marzo se aprobará un convenio para entregar unos US$8 millones a la Universidad.

"El mismo estándar"

En octubre pasado, senadores de la oposición pidieron que se investigue el destino de unos US$18 millones que el Estado entregó a la Onemi para fortalecer la red de monitoreo sísmico del SSN.

Los legisladores denunciaron que equipos comprados con parte del dinero que estaba destinado a la Universidad de Chile fueron retirados con el cambio de gobierno, en 2010, y no se supo qué pasó con ellos.

"La Red de Monitoreo Sísmico de Chile presenta una fragilidad preocupante (...) Desde enero del 2013 no podrá garantizar una continuidad en el sistema de monitoreo sismológico en tiempo real, a lo largo de todo el país, debido a que no cuenta con el financiamiento necesario"

Comunicado de la SSN

"La red sismológica no está operativa, no sabemos el destino de los equipos y dónde están los recursos. Hay evidencia manifiesta de que vendrá un sismo de gran magnitud en el norte y es una negligencia criminal no actuar con la oportunidad y efectividad necesaria", resaltó en ese momento el senador independiente Carlos Cantero.

Por su parte, esta semana Toro buscó calmar las preocupaciones en torno a un posible nuevo sismo, asegurando que la red de sismología continúa operando sin inconvenientes.

"Estamos mejor que nunca en la condición de poder desarrollar la red que hoy tiene ciertas falencias y que seguimos invirtiendo en ella y seguimos apoyando", dijo a radio Bío-Bío.

"Me extraña este anuncio (del SSN) porque hasta hace dos meses y medio atrás la red estaba funcionado con 60 sismógrafos, por lo tanto se mantiene en el mismo estándar", aseguró.

Pujas históricas

Robert Funk del Instituto de Asuntos Públicos de la Universidad de Chile, dijo a BBC Mundo que esta casa de estudios ha mantenido una puja histórica con el gobierno por cuestiones de financiamiento

"Es la principal universidad pública de Chile e históricamente ha ejercido una serie de funciones de servicio público, como el SSN", señaló Funk.

"A pesar de ello, el financiamiento desde el Estado siempre ha sido bajo: representa apenas el 10% del presupuesto de la Universidad. El resto es autofinanciado", explicó.

Esta situación ha llevado a numerosos reclamos por parte de "la Chile", como la conocen los locales.

La puja actual por el financiamiento del SSN tiene un condimento extra: un proyecto de ley impulsado por el oficialismo, que actualmente está en trámite en el Congreso, propone la creación de una Agencia Nacional de Protección Civil y de un ente independiente que manejaría la red sismológica.

Toro afirmó que para crear esa entidad se firmarán acuerdos "con regiones, con otras universidades, otros estamentos".

Escena del terremoto de 2010 en Chile

Legisladores han denunciado que no se invirtió el dinero destinado a la red sismológica.

De esta forma, se le quitaría a la Universidad de Chile el rol que ocupado por más de un siglo.

"La Universidad de Chile, en su permanente compromiso con el desarrollo del país, desde principios de 1900 ha desarrollado, gestionado y mantenido la única red sismológica de cobertura nacional (…) transformándose en un pilar fundamental en la investigación del territorio más sísmico del planeta", afirma el SSN en el comunicado que publicó en enero.

Respecto al eventual traspaso de la red a un centro independiente, el director del SSN, Sergio Barrientos, advirtió que "no es un sistema que sea fácil de administrar, de mantener y operar. La U. de Chile es, probablemente, la única institución en el país que puede mantener un esfuerzo de esa naturaleza con un nivel de aceptabilidad, dada su experiencia".

"Mejor preparados"

Ante esta polémica, que se reforzó en vísperas del aniversario de este miércoles, el presidente Sebastián Piñera hizo un llamado a la unidad nacional y pidió que se reconozcan los esfuerzos desplegados por La Moneda en materia de prevención y gestión.

"La Onemi del 27 de febrero de 2010 no estaba preparada para enfrentar un desafío de esa naturaleza (…) No hemos terminado este proceso y aún hay pasos que debemos dar, pero si hay algo que debe hacer las catástrofes es unir y por eso pido a nuestros compatriotas unidad, para enfrentar juntos los fenómenos de naturaleza y no hacer de esto un fenómeno de división", pidió el mandatario.

"Estamos mejor que nunca en la condición de poder desarrollar la red que hoy tiene ciertas falencias y que seguimos invirtiendo en ella y seguimos apoyando"

Ricardo Toro, director de la Onemi, en declaraciones a la prensa local

El jefe de Estado estimó que durante su gestión se logró avanzar un 87% en el proceso de reconstrucción. "Nos queda un 13%", agregó.

Además, aseguró que si los chilenos enfrentan otro desastre natural estarán "mejor preparados" para enfrentarlo, gracias a medidas que tomó su gobierno, como la modernización de la Onemi, la preparación y capacitación de la ciudadanía en temas de prevención, un sistema de alerta temprana y un mecanismo de ayuda basado en la pronta entrega de servicios básicos.

Una encuesta publicada este martes mostró que muchos chilenos están de acuerdo con la visión del presidente. Un 70% de los consultados por la Universidad Iberoamericana de Ciencias y Tecnología afirmaron estar preparados para enfrentar un terremoto.

No obstante, el estudio mostró que gran parte de los chilenos aún no domina las medidas de seguridad necesarias, ya que el 64% nunca ha participado en una evacuación preventiva.

Contexto

BBC © 2014 El contenido de las páginas externas no es responsabilidad de la BBC.

Para ver esta página tal cual fue diseñada, debe utilizar un navegador de internet actualizado, que tenga habilitado el uso de hojas de estilo en cascada (CSS, por Cascading Stylesheets en inglés). Aunque en el navegador que está utilizando podrá ver el contenido de la página, no será presentado de la mejor forma posible. Por favor, evalúe la posibilidad de actualizar su navegador y/o habilitar el uso de CSS.