BBC navigation

Fiebre en Luxemburgo por la boda real

Última actualización: Sábado, 20 de octubre de 2012
Boda real en Luxemburgo.

Luxemburgo sigue hoy con expectativa la boda real.

El príncipe heredero Guillermo, primero en la línea al trono de Luxemburgo, se está casando este sábado.

Al respecto, Maddy Savages, de BBC, se pregunta si la boda atraerá la atención mundial que el pequeño país está esperando.


Champán de edición limitada, bombones y vajillas de porcelana ocupan los escaparates en el centro de la ciudad. Banderas rojas, blancas y azules ondean fuera de la catedral y el ayuntamiento.

Carteles, postales y pins muestran la misma foto sonriente del compromiso del príncipe Guillermo, de 30 años, y su prometida belga, la condesa Stephanie de Lannoy, de 28 años.

Los luxemburgueses tienen la reputación de ser tranquilos y reservados, pero una fuerte pátina de emoción subyace en sus calles empedradas.

"El príncipe heredero Guillermo me dijo que durante la ceremonia tratará de olvidar todas las cámaras a su alrededor y que sólo se mirarán a los ojos el uno al otro mientras hacen sus votos."

Pierre Dillenburg - Comentarista del canal de televisión RTL

"Una boda siempre es algo especial", dice Fernand Klee, un hombre de negocios y catador profesional de vinos en una paseo bajo el sol de otoño.

"Espero que esta celebración real muestre a todos que Luxemburgo es más que un país lleno de bancos. Creo que es uno de los lugares más hermosos, con edificios antiguos, buena comida y, por supuesto, los viñedos".

Su amigo Mario Caneschi, originario de Italia, es menos optimista respecto del impacto internacional de la boda.

"Incluso, al sur de Europa creo que muy pocas personas saben dónde está localizado Luxemburgo, y no digamos mucho acerca de la ceremonia", dice riendo.

"Pero yo les contaré a mis amigos acerca de lo que está pasando. La familia real es muy popular aquí. Ellos interactúan con la gente común y corriente y no parecen como que vivieran en otro planeta".

Conexiones reales

Boda real de Luxemburgo

Las celebraciones del enlace entre el príncipe Guillermo y la condesa Stephanie de Lannoy comenzaron el viernes.

Hay un sorprendente interés mundial por las venideras festividades de una pareja de la que probablemente la mayoría de personas en todo el mundo nunca ha oído hablar.

Más de 120 medios internacionales de comunicación han solicitado acreditación para el evento, incluyendo canales de televisión y periódicos de China, Marruecos, Rusia y EE.UU.

La Oficina de Turismo de la Ciudad de Luxemburgo está organizando un tour temático de la boda, de tres días de duración, para los fanáticos de la realeza, aún cuando no se ha señalado cuántos viajes realmente han sido vendidos.

La lista oficial de invitados para la ceremonia incluye al rey y la reina de Noruega, al príncipe heredero de Japón, y al príncipe Hassan y la princesa Sarvath de Jordania. El príncipe Eduardo y la condesa de Wessex estarán representando al Reino Unido.

Pierre Dillenburg proveerá los comentarios para el canal de televisión local RTL. Él fue secretario general del Parlamento y dice que es el mayor experto del país en nobleza, así como un amigo íntimo de la familia real.

"Me reuní con la pareja unos días atrás y están tan entusiasmados como todas las parejas jóvenes antes de su boda", anuncia, cubierto por un bombín marrón de aspecto costoso.

Boda real en Luxemburgo

En las calles y tiendas de Luxemburgo se vive la emoción por la inminencia de la boda.

"El príncipe heredero Guillermo me dijo que durante la ceremonia tratará de olvidar todas las cámaras a su alrededor y que sólo se mirarán a los ojos el uno al otro mientras hacen sus votos".

Hasta ahora, todo es un cuento de hadas. De hecho, quien abrigue esperanzas de tener el drama y los chismes frecuentemente vinculados con las bodas reales es probable que termine decepcionado.

¿Controvertida condesa?

Stephanie de Lannoy es una sencilla opción de novia para el príncipe Guillermo. La pareja se conoce desde hace años, comenzó a salir en 2009, después de reunirse en una fiesta y se comprometieron en 2011.

Ella es miembro de la nobleza belga y habla con fluidez francés, alemán y ruso después de estudiar idiomas en la Universidad Católica de Lovaina, Bélgica. En entrevistas con la prensa luxemburguesa, ha hablado de su amor mutuo por la cocina y su alegría por casarse con su "propio Príncipe Encantador".

La única controversia en el período previo a la ceremonia ha sido la decisión de concederle la ciudadanía de Luxemburgo, evitando un proceso judicial que suele ser largo y complejo.

Compare eso con los días previos a la más importante boda real de Europa en julio de 2011, cuando el Palacio de Mónaco tuvo que desmentir reportes de que la exnadadora sudafricana Charlene Wittstock estaba confrontando dudas acerca su inminente boda con el príncipe Alberto II.

En el Reino Unido, Kate Middleton soportó años de especulaciones antes de casarse con el príncipe William en 2011, cuando los observadores reales comentaron de todo, desde el origen clase media de su familia a su decisión de utilizar un bikini durante un desfile de modas de la universidad.

Dillenburg dice que el príncipe Guillermo está "muy preocupado" respecto a si él y su novia mantendrán su privacidad después de la boda.

"Su esposa podría querer hacer algunas compras, como Kate lo hace en Reino Unido, y es importante que, aún con toda la seguridad, ellos tengan algún tipo de vida privada. Es por eso que no lo diré a nadie dónde van a vivir... Yo lo sé, pero no lo voy a decir".

Fiestas gratuitas

Boda real de Luxemburgo

El lunes, la Catedral de Nuestra Señora de Luxemburgo cerró sus puertas para la ceremonia del sábado.

Las probabilidades de que los paparazzi del mundo vayan persiguiendo a los futuros monarcas de Luxemburgo son probablemente escasas, pero la seguridad local se ha reforzado antes de su breve momento en el altar.

El lunes, las puertas de la Catedral de Nuestra Señora de Luxemburgo fueron cerradas después de que floristas entregaron las flores para la ceremonia del sábado y el personal declinó hacer entrevistas o permitir fotos.

El catador de vinos y amante de la realeza Fernand Klee fue menos discreto respecto de su participación.

"Por supuesto, yo conozco y he probado el vino que van a tener este fin de semana", sonrió. "¡Es delicioso!".

Las celebraciones comenzarán el viernes con una ceremonia civil y una cena de gala para los monarcas y la nobleza visitante.

El sábado la boda religiosa tendrá lugar en la catedral, antes de que los novios desfilen por el centro de la pequeña ciudad y luego aparezcan en el balcón del palacio del Gran Ducado.

Por la noche habrá una exhibición pública de fuegos artificiales seguidos por actuaciones en vivo de la compositora belga Selah Sue y el grupo de soul de Luxemburgo Funky P.

Se cree que la propia pareja ha elegido la música y bailará junto a los locales en la plaza principal de la ciudad.

Entonces, el príncipe Guillermo llevará a su nueva esposa de luna de miel a un destino sorpresa antes de comenzar juntos su nueva vida.

Contexto

BBC © 2014 El contenido de las páginas externas no es responsabilidad de la BBC.

Para ver esta página tal cual fue diseñada, debe utilizar un navegador de internet actualizado, que tenga habilitado el uso de hojas de estilo en cascada (CSS, por Cascading Stylesheets en inglés). Aunque en el navegador que está utilizando podrá ver el contenido de la página, no será presentado de la mejor forma posible. Por favor, evalúe la posibilidad de actualizar su navegador y/o habilitar el uso de CSS.