El Hubble capta una visión dramática del Universo

  • 26 septiembre 2012
Imagen Campo Profundo eXtremo o XDF
El Hubble maravilla una vez más. La imagen Campo Profundo eXtremo muestra miles de galaxias a distancias nunca antes registradas.

El telescopio espacial Hubble ha revelado una de las imágenes más extraordinarias del Universo.

La imagen se llama Campo Profundo eXtremo, o XDF por sus siglas en inglés, y capta una gran masa de galaxias, algunas contemporáneas de las primeras estrellas que brillaron en el Universo.

Pero obtener esta foto no fue sencillo. Muchos de los objetos revelados se encuentran demasiado lejos y para detectarlos el Hubble debió enfocarse en un punto durante más de 500 horas con el objetivo de captar suficiente luz.

"Este tipo de imágenes nos muestra la vastedad del Universo con un dramatismo que emociona aún a los científicos más ortodoxos", dijo a BBC Mundo el astrónomo mexicano Francisco Diego, del Departamento de Física y Astronomía de University College en Londres.

"Hay que considerar que en esta imagen vemos únicamente una minúscula parte del cielo amplificada por el poder del telescopio. Cada punto de luz en esta imagen representa una galaxia con miles de millones de estrellas. Para dar una escala más accesible, la cantidad de galaxias registradas indica que en un área del cielo equivalente a la luna llena debe haber por lo menos dos millones de galaxias, o sea que en todo el cielo podríamos contar cientos de miles de millones de galaxias. Los números escapan a nuestra imaginación".

XDF es una joya para la astronomía. Los objetos que se ven en la imagen podrán ahora ser seguidos por otros telescopios y se cree que la foto mantendrá ocupados a los expertos durante años, permitiéndoles descifrar pistas sobre la formación y evolución de galaxias.

"La imagen muestra miles de galaxias a distancias nunca antes registradas. Una vez más, el telescopio espacial Hubble penetra los rincones más remotos del Universo y el resultado es de lo mas drámatico, espectacular y emotivo. Miro esta imagen una y otra vez y siento vértigo y una sensación de aislamiento ante la majestuosa escala de un Universo que elude nuestra insignificante presencia".

2.000 exposiciones

"Es una imagen realmente espectacular," dijo Michele Trenti, investigadora de la Universidad de Cambridge en Inglaterra.

"Nos enfocamos en ese punto durante 22 días y obtuvimos una visión muy profunda del Universo distante. Podemos ser testigos de cómo se veían las galaxias en su infancia".

La nueva imagen es una actualización de otra anterior lograda por el Hubble, conocida como el Campo Ultraprofundo, producto de datos obtenidos en 2003 y 2004, cuando el telescopio se fijó en un punto diminuto en la Constelación Fornax.

Esa foto anterior también requirió reiteradas observaciones. El resultado bien valió la pena: miles de galaxias, cercanas y lejanas, fueron reveladas en la imagen más profunda del cosmos obtenida hasta entonces.

Pero XDF va aún más lejos y hurga aún más profundamente en una fracción aún más pequeña del Campo Ultraprofundo.

La nueva imagen incorpora más de 2.000 exposiciones separadas durante 10 años de las dos principales cámaras del Hubble, la Cámara Avanzada instalada por astronautas en 2002 y la Cámara 3 que fue agregada en 2009.

Más allá de lo visible

Para lograr imágenes como XDF, Hubble debe ir más allá de lo visible y captar la luz infrarroja. Algunos de los objetos más distantes sólo pueden detectarse en las longitudes de onda más largas.

"Estudios computarizados indican que al comienzo de su vida, las galaxias son pequeñas y menos complejas, pero a medida que aumentan en tamaño adquieren el aspecto magnífico que podemos ver en la imagen XDF", explicó Trenti.

De las más de 5.000 galaxias en la foto, una de ellas, denominada UDFj-39546284, podría ser la galaxia más distante descubierta hasta ahora. Si esto es confirmado, significa que estamos viendo esa galaxia como era apenas 460 millones de años después del Big Bang, hace 13.700 mil millones de años.

A lo largo de sus más de 20 años de vida, el Hubble ha logrado adentrarse más y más profundamente en el Universo. Pero será su sucesor el encargado de conducirnos hasta la primera luz de una estrella.

El telescopio James Webb, que será lanzado en 2018, contará con un espejo más grande y potente e instrumentos más sensibles al infrarrojo.

Para Francisco Diego, "el telescopio espacial Hubble ha sido uno de los instrumentos más valiosos en el descubrimiento de los misterios del cosmos y especialmente los que están al límite de nuestra percepción".

"El Hubble está a punto de terminar su larga misión y dentro de poco entrará a nuestra atmósfera desintegrándose en una espectacular bola de fuego. A partir de entonces, la ciencia moderna quedará afectada hasta que el nuevo telescopio, el James Webb, sea lanzado al final de esta década".