BBC navigation

La economía abre más puertas al nacionalismo en Cataluña

Última actualización: Jueves, 13 de septiembre de 2012
Banderas catalanas

Según datos de la policía catalana, cerca de un millón y medio de personas se manifestaron en Barcelona.

La multitud de personas que, convocadas por el grupo independentista Asamblea Nacional Catalana, secundaron el lema "Cataluña, un nuevo estado de Europa" hace pensar que existe una relación entre la crisis económica que vive España y los deseos de independencia de un importante sector de la población de esta región autónoma en el noreste español.

"Se puede vislumbrar que la gente se agarra con fuerza a los sentimientos independentistas si lo ven como una posibilidad para que se solucione la crisis económica de la región", plantea Gemma Galdón, profesora de Políticas de Seguridad en la Universidad Autónoma de Barcelona, para BBC Mundo.

No obstante, para el doctor en Economía y profesor de Sociología de la Universidad Autónoma de Barcelona, Salvador Cardús, el apoyo de la sociedad catalana a esta manifestación no es una sorpresa.

"Se viene gestando desde hace años ante la respuesta española al cierre de progreso político, económico y cultural de Cataluña", dice en declaraciones a BBC Mundo.

Aunque matiza. "Lo que sí ha provocado la crisis económica indudablemente es que ha puesto de relieve la situación que se percibe en Cataluña de injusticia fiscal. De cada 100 euros ($129) de impuestos que se pagan en Cataluña, sólo vuelven 45 euros", estima.

"Ahora, el esfuerzo fiscal es excesivo. No se da una lectura de expresión de malestar económico por los recortes, pero sí como de agravio económico", añade.

Gestión económica

"Se piensa que la salida de España está planteada como un cheque en blanco, que cuando Cataluña sea independiente, todo será fantástico; pero realmente no hay un modelo claro de gestión económica"

Gemma Galdón, profesora de Políticas de Seguridad en la Universidad Autónoma de Barcelona

"Si Cataluña no tuviera que ser solidaria con España, no sólo la región cumpliría con las exigencias europeas del déficit, sino que en tres años estaríamos en situación de superávit. Aunque tendríamos que sumar también gastos en política exterior, ejército...", valora Cardús.

"Se piensa que la salida de España está planteada como un cheque en blanco, que cuando Cataluña sea independiente, todo será fantástico; que Cataluña puede ser un motor económico e industrial.

"Pero realmente no hay un modelo claro de gestión económica que garantice que el dinero se destine a causas sociales. Cataluña, como España, sigue creyendo en la inversión para el turismo y la construcción, que es lo que nos ha llevado a la crisis", opina Gemma Galdón.

Cataluña es una de las regiones más endeudadas de España, y ha sido una de las primeras comunidades españolas en solicitar un rescate de 5.000 millones de euros (US$6.400 millones) al gobierno central. La política catalana desempeñada por el partido gobernante de centro derecha y nacionalista Convergència i Unió (Convergencia y Unión) plantea recortes sociales, en educación y sanidad, similares a los del conservador Partido Popular.

"Es cierto que el sector público tiene que encontrar su espacio razonable. No se puede permitir el gratis total en los hospitales, pero tampoco se puede llegar al punto que se ha llegado de que los recortes afecten al bienestar social, como los que se han ejecutado poco justificados en educación o transporte público", considera Cardús.

Novedad

Mariano Rajoy, presidente del gobierno español

Para Rajoy, los problemas que atraviesa Cataluña son muy serios.

El próximo 20 de septiembre, el presidente catalán, Artur Mas, se entrevistará con el presidente del gobierno español, Mariano Rajoy, para plantearle un pacto fiscal aprobado por el Parlamento catalán en julio para implantar un nuevo sistema de financiación para Cataluña que controle sus propios impuestos.

Si Rajoy no aprueba este nuevo pacto fiscal, será un punto fuerte de inflexión para la independencia catalana. Mas declaró esta semana: "Sin este acuerdo económico, el camino a la libertad para Cataluña está abierto".

Por su parte, Rajoy ha evitado hacer declaraciones tras la celebración de esta manifestación, pero sí se pronunció en una entrevista para la televisión pública española el pasado lunes en la que señalaba que Cataluña, como otras comunidades españolas, "tiene problemas de déficit, problemas de deuda y 700.000 desempleados".

Y que unidos es como podrán solventar los problemas de España, consideró. "No estamos para algarabías", añadió.

El caso vasco

"Desde una perspectiva histórica, después del franquismo, España forjó un modelo de autonomías que pretendía generalizar la diversidad de 17 comunidades autónomas con la disolución de las especificidades de sus territorios, y eso es ahora la causa del fracaso del modelo autonómico para el país", analiza Cardús.

El País Vasco es otra de las regiones que busca su independencia del gobierno central. Este verano europeo, la candidata a presidenta del gobierno vasco por EH Bildu (partido independentista), Laura Mintegui, declaró: "La independencia es la única forma de sobrevivir ante la crisis", según recoge el periódico El País.

El actual gobierno vasco decidió adelantar las elecciones autonómicas de 2013 al próximo 21 de octubre, y según sugieren los datos del pasado junio del Euskobarómetro, que mide los deseos de independencia de los vascos, el Partido Nacionalista Vasco encabezaría los resultados electorales.

No obstante, en otro de los informes del Euskobarómetro de mayo de 2012 se lee: "La mayoría de la sociedad vasca (el 54%), dicen tener pocos (24%) o ningún (30%) deseo de independencia".

De todos modos, al País Vasco la crisis no le afecta tan fuerte como al resto de España. Su tasa de desempleo es la más baja de España, registra algo más de un 13%, la mitad que la de la media española.

Contexto

BBC © 2014 El contenido de las páginas externas no es responsabilidad de la BBC.

Para ver esta página tal cual fue diseñada, debe utilizar un navegador de internet actualizado, que tenga habilitado el uso de hojas de estilo en cascada (CSS, por Cascading Stylesheets en inglés). Aunque en el navegador que está utilizando podrá ver el contenido de la página, no será presentado de la mejor forma posible. Por favor, evalúe la posibilidad de actualizar su navegador y/o habilitar el uso de CSS.