BBC navigation

La marca que dejó América Latina en Londres 2012

Última actualización: Lunes, 13 de agosto de 2012

América Latina ganó 56 medallas en total y mantuvo el promedio de los últimos cuatro Juegos Olímpicos.

Michael Phelps ganó en cuatro Juegos Olímpicos más medallas de oro (18) que la gran mayoría de los países de América Latina en toda su historia. Se salvan Cuba, Brasil y Argentina. Y la región se ha llevado menos preseas doradas en total que Hungría o Suecia.

Quizá es por ello que cada vez que un latinoamericano se sube a un podio, se considera casi una proeza. Y se celebra como tal.

The Star-Spangled Banner y God Save the Queen no pararon de sonar en Londres 2012. Pero el himno de un país latinoamericano no suele escucharse muy a menudo.

Los colombianos tuvieron que esperar hasta el viernes para cantar el suyo después de 12 años. Y eso que Colombia vivió en Londres 2012 sus mejores Juegos Olímpicos; superó la cosecha de Múnich 1972 de tres preseas, hasta ahora su más gloriosa.

Ganó ocho medallas, en siete disciplinas distintas (ciclismo, levantamiento de pesas, judo, triple salto, taekwondo, BMX y lucha libre), y logró subirse a lo más alto del podio una vez (Mariana Pajón, BMX).

La receta de este éxito es, según el director de Coldeportes, Andrés Botero, resultado del aumento del financiamiento público a la actividad deportiva en el país.

clic Lea también: Colombia, potencia olímpica latinoamericana

Sin embargo, para poner un poco en contexto la realidad del suceso colombiano se podría resaltar que Kazajstán, un país con un tercio de la población colombiana, ganó siete oros y 13 medallas en total en Londres 2012.

Cuba, la potencia

La población es uno de los elementos que toma en cuenta, por ejemplo, la consultora PWC para intentar explicar el desempeño de los países en los Juegos Olímpicos. Consideran también, los ingresos per cápita, si se trata del país anfitrión o no, y si es o fue un país comunista.

Robeisy Ramírez Carrazana

Robeisy Ramírez Carrazana le dio a Cuba su segundo oro en boxeo de Londres 2012.

Elemento este último que pesa para analizar el rendimiento de Cuba, la potencia deportiva latinoamericana por excelencia.

La isla, con 12 millones de habitantes y escasos recursos, suele sumar de a buen número en los Juegos. Como régimen comunista el deporte es política de estado y tiene en marcha un sistema de promoción que busca cazar talentos desde temprana edad para entrenarlos y llevarlos a la elite mundial sin costo para él ni para su familia.

A esta política el gobierno cubano la considera uno de los mayores "logros de la Revolución".

En Tokio 1964 ganaron una medalla, fueron 13 en Montreal 1976, 31 en Barcelona 1992 y 25 en Atlanta 1996.

Ahora Cuba consiguió cinco oros, tres platas y seis bronces en Londres 2012 –los deportes de combate (boxeo 4, judo 3, taekwondo 1), como le suele suceder, la nutren de medallas.

Pese a que Cuba recuperó la sonrisa tras, sorpresivamente, irse de Pekín sin un solo oro en boxeo, quedó en el global lejos de las 24 de Pekín 2008 y de las 27 de Atenas 2004.

"No vivimos hoy las mismas circunstancias de la época en que llegamos a ocupar relativamente pronto el primer lugar del mundo en medallas de oro por habitante, y por supuesto que eso no volverá a repetirse", reconoció Fidel Castro en 2008.

Londres 2012 le volvió a dar la razón a Fidel.

Fue en Pekín cuando, por primera vez, Cuba no fue el país latinoamericano con mayor cantidad de medallas y fue superado por Brasil.

Ambición brasileña

En Londres 2012, en primer lugar del medallero -en cuanto a cantidad de preseas- volvió a quedar Brasil, la otra potencia regional, con 17 medallas, tres más que Cuba.

Los brasileños consiguieron en la capital británica la mayor cantidad de medallas de su historia en unos Juegos Olímpicos pero para un país con tanta tradición deportiva y 200 millones de habitantes, tener cinco oros menos que Hungría o tres menos que Ucrania, no parece ser una gran cosecha.

Pero ésa es la realidad brasileña olímpica: 12 preseas y ningún oro en Sidney, diez medallas (cuatro oros) en Atenas, 15 medallas (tres oros) en Pekín y 17 (tres oros) en Londres.

Neymar

Neymar no le pudo dar a Brasil el tan ansiado oro olímpico.

Para Río de Janeiro 2016 el Comité Olímpico Brasileño ya se puso una meta más que ambiciosa: 30 medallas.

Y no es sólo el número el que cuenta. Brasil se va de Londres con un sabor amargo. El sábado Neymar y compañía no pudieron ganar el único título que le falta al fútbol brasileño y se debieron conformar con la plata.

Y el domingo, cuando todo indicaba que el voleibol masculino iba a cerrar los Juegos con una alegría para los próximos organizadores, dejaron ir un encuentro increíble en el que tuvieron dos puntos para partido y terminaron cediendo ante Rusia en el quinto set.

Se debieron conformar con una presea plateada.

clic Vea la tabla de medallas de Londres 2012

Una utopía

Pero para la mayoría hablar de decenas de medallas es pura utopía.

Rubén Limardo

El esgrimista venezolano Rubén Limardo consiguió el segundo oro para su país, tras el ganado 44 años atrás.

Una medalla para países como Paraguay, Perú o Uruguay es casi una rareza en estos tiempos. Y a Londres llegaron cinco países latinoamericanos sin haber ganado nunca una sola presea: Bolivia, El Salvador, Honduras, Guatemala y Nicaragua.

En ese aspecto fueron los guatemaltecos los que lograron hacer historia con la plata conseguida por Erick Barrondo en los 20km de marcha.

No es casual que en la lista de países sin medallas olímpicas estén algunos de los más pobres de la región. Todos los comités alegan que las carencias económicas les impiden apoyar a sus deportistas como se merecen.

Quizá sólo en atletismo –donde países como Kenia, Etiopía o Jamaica se llevan los oros en las pruebas de velocidad y de distancia– el dinero parece ser irrelevante a los logros conseguidos.

clic Lea también: Los países de A. Latina que nunca han ganado una medalla

Es que la norma en América Latina es que el atleta deba recorrer su camino sin apoyos de ningún tipo, ni del gobierno ni de privados, y que todo venga producto de él y su familia. Suelen trabajar para poder mantener sus entrenamientos.

Y en general la mayoría llega a unos Juegos Olímpicos simplemente a cumplir un sueño –la mera participación–, bajar sus marcas o batir un récord nacional.

La excepción son aquellos que se suben al podio.

Alegría mexicana

Tras Cuba, Brasil y Colombia, el mejor latinoamericano en el medallero fue México, un país que había tenido unos Juegos hasta el viernes y otros a partir del sábado.

Euforia en México tras el oro olímpico

Los mexicanos estallareon en festejos tras la victoria en fútbol de "El Tri". Vea cómo celebraron en las calles de la capital.

Vermp4

Para reproducir este material debe tener activado Java Script, así como tener instalada la última versión de Flash Player.

Utilizar un reproductor alternativo

Es que el oro conseguido en fútbol, derrotando en la final a Brasil, cambió todo para los mexicanos, no sólo avanzar en el medallero.

Hasta ese momento había tenido una actuación respetable sumando en tiro con arco y clavados, una tradición mexicana, que le habían dado dos y tres medallas, respectivamente.

Y la taekwondista María del Rosario Espinoza, oro en Pekín, le dio un bronce esta vez.

México se va de Londres con una sonrisa, felices por su 13º oro en unos Juegos Olímpicos y uno que se disfruta doblemente, porque se ganó en fútbol y ante Brasil.

  • Le siguió en el medallero Argentina, que sumó oro en taekwondo, plata en hockey y bronce en tenis y vela.

Fue una despedida de Londres 2012 con sabor amargo por el baloncesto, luego de que la "generación dorada" –oro en Atenas 2004 y bronce en Pekín 2008– perdiera en un final cerrado el tercer puesto con Rusia.

El punto alto de los albicelestes fue lo hecho por Sebastián Crismanich, quien se coronó en la categoría 80kg de taekwondo y le dio a Argentina el primer oro en un deporte individual desde 1948.

  • A Argentina le siguió República Dominicana, que sumó un oro y una plata en atletismo: oro de Félix Sánchez en 400 m vallas y plata de Luguelín Santos en 400 m.
  • Para Venezuela, que sumó una medalla, fueron unos Juegos Olímpicos históricos. El esgrimista Rubén Limardo consiguió el segundo oro para su país, tras el ganado 44 años atrás.
  • Puerto Rico cerró con un bronce en atletismo (Javier Culson) y una plata en lucha (Jaime Yusept Espinal).

De los 21 países de América Latina, nueve sumaron al menos una presea. Y si la región fuera un país, con 13 oros, 18 platas y 25 bronces (56 preseas en total), quedaría quinto en la general, por detrás de Estados Unidos, China, Gran Bretaña y Rusia.

Pero si lo que se busca es hacer un balance, se podría decir que la región ha mantenido en Londres 2012 su tendencia.

Consiguió 57 medallas en Sidney 2000, dos menos en Atenas 2004, 56 en Pekín 2008 y 56 en Londres 2012.

Y esa tendencia también marca que las diferencias entre América Latina y los que comandan el medallero es abismal: sólo así puede explicarse que Brasil, segundo en el medallero histórico latinoamericano, haya conseguido en 30 Juegos Olímpicos apenas una medalla más de lo que Estados Unidos ganó en estas dos semanas.

clic Vea la cobertura de BBC Mundo de los Juegos de Londres

Medallas de América Latina

Juegos Oro Total
Sidney 2000 14 57
Atenas 2004 18 55
Pekín 2008 11 56
Londres 2012 13 56

Contexto

BBC © 2014 El contenido de las páginas externas no es responsabilidad de la BBC.

Para ver esta página tal cual fue diseñada, debe utilizar un navegador de internet actualizado, que tenga habilitado el uso de hojas de estilo en cascada (CSS, por Cascading Stylesheets en inglés). Aunque en el navegador que está utilizando podrá ver el contenido de la página, no será presentado de la mejor forma posible. Por favor, evalúe la posibilidad de actualizar su navegador y/o habilitar el uso de CSS.