Músicos que no quieren ser (tan) escuchados

Última actualización: Sábado, 12 de mayo de 2012
Plan B

El rapero Plan B padece acúfenos causados por la exposición a música en alto volúmen.

No parecería sensato que un músico le pida a sus seguidores que se tapen los oídos cuando vayan a uno de sus conciertos. Pero tiene lógica si lo que quiere el artista es que su público pueda seguir disfrutando en forma plena de sus canciones.

Es que hay una paradoja entre los amantes de la música: escuchar demasiado, en particular cuando la demasía está en el volumen, puede hacer que su oído se dañe de forma permanente, invadido por unos zumbidos crónicos que se llaman acúfenos (también conocidos por su nombre en inglés, tinnitus).

Es por eso que el músico de hip hop y rap británico Plan B, junto a otros artistas, le está pidiendo a sus fans que usen tapones para los oídos cuando vayan a los conciertos.

Todavía sigue allí

Mark Savage
BBC Espectáculos

Hace 20 años, cuando el CD que estaba escuchando dejaba de sonar, empecé a notar un zumbido constante y agudo en la habitación. Sonaba como si la televisión hubiera quedado encendida con el volumen muy bajo. Pero la TV estaba desenchufada.

Decidí ignorar el ruido y conseguí dormirme. Cuando me desperté, seguía allí. Todavía sigue allí.

Yo toco la batería, he allí la causa de mis acúfenos. Resulta que el volúmen y el tono de los platillos, colocados al nivel de las orejas, son dañinos para la audición. Pero inclusive una breve exposición a ruidos fuertes puede desencadenar acúfenos.

Por suerte mi caso es tolerable, y no escucho el zumbido cuando estoy conversando. Pero hubiera preferido que alguien me diera algo para proteger mis oídos cuando todavía era joven. Uno no extraña el silencio hasta que ya no está.

El volumen que suele registrarse en los espectáculos de música se encuentra en torno a los 110 decibelios (dB), por encima de los entre 70 y 80 dB que algunos expertos consideran un nivel seguro (equivalente al ruido de una aspiradora o el sonido de tráfico intenso).

Un mal de millones

Plan B, al igual que millones de personas en el mundo, padece de acúfenos, algo que es común entre artistas y gente del ambiente de la música.

"Si uno está escuchando mucha música, produciendo música o tocando en vivo, siempre hay que usar tapones para los oídos", dijo Plan B en el marco de la campaña Loud Music (Música Fuerte, en inglés), de la organización no gubernamental Action On Hearing Loss (Acción sobre la pérdida de audición).

"Cuando empecé a padecer (los acúfenos), pensé que eran los trenes que pasaban cerca de casa, es que vivo a poca distancia de las vías; era un sonido agudo y fuerte".

"No hay duda de que ha sido causado por años de estar en escena, sometido a muy altos decibelios de música", aseguró.

"Cuídense, usen tapones"

Además de los mensajes de figuras públicas, los organizadores de la campaña distribuirán tapones para los oídos en el próximo Camden Crawl, un evento para nuevos talentos de la música en el que se dieron a conocer artistas de la talla de Amy Winehouse.

"Lamentablemente, cuidar los oídos es algo en lo que uno no piensa hasta que aparece un problema", dijo el vocalista de Coldplay Chris Martin, quien también participa de la iniciativa.

"Hace diez años que tengo acúfenos y desde que empecé a proteger mis oídos he evitado que empeore; me hubiera gustado pensarlo antes".

Consejos para proteger la audición

Usar tapones para los oídos en conciertos (reducen el volumen en 15 a 35 decibelios)

Bajar el volumen de reproductores de MP3

Utilizar auriculares que cancelan el ruido exterior (ayudan a mantener más bajo el volumen) o del tipo de los que no se colocan dentro de la oreja

Tomar descansos regulares de los auriculares, para dar respiro a los oídos

En la casa, bajar el volumen del televisor, la radio y el equipo de música; una reducción mínima puede evitar daños a los oídos

Usar protectores cuando se está cerca de fuentes de ruido como taladros, sierras o cortadoras de césped

Cuidarse de mantener bajo el volumen de la música o la radio en el coche

Tomar descansos de varias horas después de haber estado expuesto a ruidos o sonidos fuertes en forma constante (por ejemplo, un concierto)

Fuente: Servicio Nacional de Salud del Reino Unido (NHS)

"Ahora siempre usamos tapones moldeados o auriculares (para monitorizar el sonido), para tratar de proteger la audición", explicó.

La estrella de los 70 Gary Numan dijo lamentarse de no haber sido aconsejado a tiempo.

"No cuidé de mis oídos y ahora tengo problemas", contó el músico de 54 años. "Es serio, a tal punto que ya no puedo mezclar bien mi música; ha impactado en mi carrera".

"De haberme cuidado cuando joven, esto jamás habría sucedido, así que estoy muy arrepentido".

"Así que cuídense, usen tapones para los oídos".

De todos modos, el volumen alto no es la única causa de acúfenos. También pueden producirlos enfermedades en el oído interno, la obstrucción en el canal auditivo (como cuando se acumula mucho cerumen), una inflamación por infección e inclusive presión arterial más alta de lo normal, el efecto secundario de ciertos medicamentos o un tumor benigno del nervio auditivo.

Hasta ahora no existe una cura para esta condición, pero puede ser tratada de varias formas, que incluyen la relajación y el uso de terapias de sonido para distraer al paciente del zumbido o el timbre del acúfeno, o terapias de habituación para alterar los sistemas de respuesta del sonido.

Contexto

BBC © 2014 El contenido de las páginas externas no es responsabilidad de la BBC.

Para ver esta página tal cual fue diseñada, debe utilizar un navegador de internet actualizado, que tenga habilitado el uso de hojas de estilo en cascada (CSS, por Cascading Stylesheets en inglés). Aunque en el navegador que está utilizando podrá ver el contenido de la página, no será presentado de la mejor forma posible. Por favor, evalúe la posibilidad de actualizar su navegador y/o habilitar el uso de CSS.