Otros mundos donde podríamos vivir

Última actualización: Jueves, 24 de noviembre de 2011
Titán, luna de Saturno

La luna de Saturno llamada Titán guarda muchas similitudes con la Tierra

Científicos de varias partes del mundo han dado una idea de qué satélites y planetas tienen más probabilidades de albergar vida extraterrestre.

Entre los mundos ajenos más habitables están la luna de Saturno, Titán, y el exoplaneta Gliese 581g - aunque queda a unos 20,5 años luz, en la constelación Libra.

El equipo internacional creó dos sistemas de clasificación para evaluar la probabilidad de tener vida. Publicaron sus resultados en Astrobiology, una revista especializada patrocinada por la NASA.

En ella, los autores proponen dos listas diferentes: un Indice de Similitud con la Tierra (ESI, por sus siglas en inglés) y un Indice de Habitabilidad Planetaria (PHI, por sus siglas en inglés).

Parecidos o habitables

Indice de Similitud con la Tierra

Un planeta con su estrella madre
  • Tierra - 1,00
  • Gliese 581g - 0,89
  • Gliese 581d - 0,74
  • Gliese 581c - 0,70
  • Marte - 0,70
  • Mercurio - 0,60
  • HD 69830 d - 0,60
  • 55 Cnc c - 0,56
  • Luna - 0,56
  • Gliese 581e - 0,53

"La primera pregunta es si se pueden encontrar condiciones parecidas a las terrestres en otros mundos, puesto que sabemos empíricamente que esas condiciones podrían albergar vida", dijo el coautor, dr. Dirk Schulze-Makuch, de la Universidad del Estado de Washington.

"La segunda pregunta es si existen condiciones en exoplanetas que indiquen la posibilidad de otras formas de vida, sean conocidas o no".

Como sugiere el nombre, el ESI clasifica a planetas y lunas según el parecido que tengan con la Tierra, tomando en cuenta factores como tamaño, densidad y distancia de la estrella madre.

El PHI se fija en un grupo diferente de factores, como si el mundo tiene una superficie rocosa o congelada, o si tiene una atmósfera o un campo magnético.

También considera la energía disponible para cualquier organismo, ya sea a través de la luz de una estrella madre o de un proceso llamado flexión de la marea, en el que las interacciones gravitacionales con otro objeto pueden calentar un planeta o satélite internamente.

Y finalmente, el PHI toma en cuenta la química - por ejemplo si están presentes compuestos orgánicos - y si hay disponibilidad de solventes líquidos para reacciones químicas vitales.

Entre Saturno y Gliese

El valor máximo para el Indice de Similitud con la Tierra fue de 1.00 - para la Tierra, como era de esperarse. Los puntajes más altos más allá de nuestro sistema solar fueron para Gliese 581g (de cuya existencia dudan algunos astrónomos), con 0,89, y otro exoplaneta que orbita alrededor de la misma estrella - Gliese 581d, con un valor ESI de 0,74.

Indice de Habitabilidad Planetaria

Aspecto desolador de un planeta
  • Titán - 0,64
  • Marte - 0,59
  • Europa - 0,49
  • Gliese 581g - 0,45
  • Gliese 581d - 0,43
  • Gliese 581c - 0,41
  • Júpiter - 0,37
  • Saturno - 0,37
  • Venus - 0,37
  • Encélado - 0,35

El sistema Gliese 581 ha sido bien estudiado por astrónomos y comprende cuatro -posiblemente cinco- planetas en órbita alrededor de una estrella enana roja.

HD 69830 d, un exoplaneta del tamaño de Neptuno que orbita una estrella diferente en la constelación Puppis, también tuvo un puntaje alto: 0,60. Se cree que está en la llamada Zona Ricitos de Oro, la región alrededor de su estrella madre donde las temperaturas de la superficie no son ni demasiado calientes ni demasiado frías para la vida.

Los mundos mejor clasificados de nuestro propio sistema solar fueron Marte, con un valor de 0,70, y Mercurio, con 0,60.

El Indice de Habitabilidad Planetaria produjo resultados distintos. El finalista fue el satélite de Saturno, Titán, que marcó 0,64, seguido por Marte (0,59) y una luna de Júpiter, Europa (0,47), que se cree tiene un océano de agua bajo la superficie, calentado por flexión de la marea.

Los exoplanetas mejor clasificados fueron, nuevamente, Gliese 581g (0,49) y Gliese 581d (0,43).

En años recientes, la búsqueda de planetas potencialmente habitables fuera de nuestro sistema solar ha progresado notablemente. Kepler, el telescopio espacial lanzado en el 2009, ha encontrado más de 1.000 planetas candidatos hasta ahora.

Los telescopios del futuro podrían incluso ser capaces de detectar los llamados biomarcadores en la luz emitidos por planetas distantes, así como la presencia de clorofila, un pigmento clave en las plantas.

Contexto

BBC © 2014 El contenido de las páginas externas no es responsabilidad de la BBC.

Para ver esta página tal cual fue diseñada, debe utilizar un navegador de internet actualizado, que tenga habilitado el uso de hojas de estilo en cascada (CSS, por Cascading Stylesheets en inglés). Aunque en el navegador que está utilizando podrá ver el contenido de la página, no será presentado de la mejor forma posible. Por favor, evalúe la posibilidad de actualizar su navegador y/o habilitar el uso de CSS.