Lo que dice el caso "Bolillo" Gómez sobre la violencia contra la mujer en Colombia

Última actualización: Miércoles, 17 de agosto de 2011
Hernán Darío "el Bolillo" Gómez

Según reportes de prensa, la Federación Colombiana de Fútbol quiere que "el Bolillo" continúe en el cargo.

Hace ya una semana que Hernán Darío Gómez renunció a su puesto como director técnico de la selección colombiana de fútbol por haber agredido a una mujer en plena vía pública. Pero la polémica continúa.

La Federación Colombiana de Fútbol aún no ha aceptado la renuncia del "Bolillo" y, según reportes de prensa, más bien planea confirmarlo en el cargo una vez que concluya el Mundial Sub 20, que se está disputando en tierras colombianas.

Para muchos, esta forma de actuar es emblemática de la forma en la que se maneja el fútbol colombiano.

Pero, sobre todo, es un reflejo del conjunto de actitudes que hacen que el problema de la violencia contra la mujer todavía sea un problema endémico en este país suramericano.

La víctima de la agresión, por ejemplo, no denunció al técnico colombiano ante las autoridades, como todavía sucede en la mayoría de los casos.

La Federación inicialmente calificó lo ocurrido como un problema privado y dijo que no tenía por qué influir en la continuidad de Gómez al frente del seleccionado.

Y la senadora conservadora Liliana Rendón llegó incluso a sugerir que la mujer agredida tenía una cuota de responsabilidad por el ataque.

"Nosotras para provocar estamos solas. Somos muy necias y, cuando decimos a fregar, no nos para nadie y provocamos reacciones como la desafortunada que tuvo 'el Bolillo'", dijo Rendón en una entrevista radial el martes pasado.

"Si mi marido me casca, sería porque yo me lo gané. Tendría que haberlo jodido mucho", justificó.

País dividido

No toda Colombia piensa como la senadora Rendón.

"Independientemente de que 'el Bolillo’ tenga una sanción jurídica, lo que es muy grave es que la Federación de Fútbol contribuya a seguir recreando y fortaleciendo un imaginario que a las mujeres se les puede golpear y que no pasa nada"

Amparo Sánchez, Casa de la Mujer

Pero para Amparo Sánchez, de la organización Casa de la Mujer, el caso es un ejemplo de cómo la sociedad colombiana tiende a polarizarse frente a situaciones ante las que debería haber mayor consenso.

Efectivamente, aunque los principales medios y creadores de opinión colombianos se han expresado en contra de la continuidad del Bolillo, a este tampoco le han faltado defensores.

Y una encuesta publicada la semana pasada por el diario El Tiempo encontró que el 54,6% de los colombianos decían haberlo perdonado (aunque para ese entonces sólo un 43% opinaba que debía permanecer en el cargo).

"Pero no basta con que el Bolillo pidiera perdón, porque el perdón no soluciona el problema de la justicia y la reparación", le dijo a BBC Mundo Sánchez.

Una justicia que, en opinión de la funcionaria de la Casa de la Mujer, también requiere de sanciones sociales y morales.

"Independientemente de que 'el Bolillo’ tenga una sanción jurídica, lo que es muy grave es que la Federación de Fútbol contribuya a seguir recreando y fortaleciendo un imaginario que a las mujeres se les puede golpear y que no pasa nada", dijo.

Seis agresiones por minuto

Y de golpearlas, vaya que las golpean a las mujeres colombianas. Sobre todo en su casa.

El año pasado, el Instituto de Medicina Legal registró 51.182 casos de mujeres víctimas de "violencia de pareja", lo que equivale a 140 casos al día, seis agresiones cada hora, o una cada 10 minutos.

Manifestante contra la violencia machista

Según la ONU, cada minuto seis mujeres son agredidas en Colombia.

Y eso es nada más la punta del iceberg, pues la cifra únicamente refleja los casos denunciados que requirieron de un peritaje.

Así, según un estudio del Fondo de Desarrollo de las Naciones Unidas para la Mujer, UNIFEM, cada minuto son seis las mujeres agredidas en Colombia.

En la investigación, presentada a finales del año pasado, UNIFEM dijo además que en el país las agresiones contra las mujeres son vistas como algo normal y que la sociedad tiende a justificarlas.

Lo que tal vez explica por qué, según la agencia, nada más un 38% de las víctimas denuncia a sus agresores.

"Las mujeres no denuncia por muchas razones: por el miedo, por el chantaje, porque el sistema de justicia no funciona adecuadamente, porque quien es golpeada por alguien de su familia siente vergüenza de ir a denunciar", dijo Sánchez.

"Pero el hecho de que los casos no sean denunciados no merma la responsabilidad del agresor, en este caso 'el Bolillo' Gómez".

"Ni se puede decir que el problema subsiste porque las mujeres no denuncian", agregó.

Las razones de la Federación

Por lo pronto, ante la falta de denuncia por parte de la víctima, este martes la procuradora encargada de asuntos de familia, Miryam Hoyos, le pidió a la fiscal general investigar las circunstancias de la agresión del "Bolillo", para determinar si este debía ser procesado.

Pero aún no está claro si la Federación de Fútbol recibirá el mensaje que parecen haber querido enviar las autoridades.

"'Bolillo', si va a seguir, tiene que hacerlo perfecto, porque si llega a recibir aunque sea un gol con eso tiene para recibir todas las críticas"

Juan Diego Ramírez, El Espectador

Hasta el momento a Gómez parece haberlo protegido la buena relación que históricamente ha tenido con los principales directivos de la federación, originarios como él del departamento de Antioquia.

"'Bolillo' tiene relaciones personales muy cercanas con (el vicepresidente de la federación) Álvaro González, con (el presidente) Luis Bedoya", le explicó a BBC Mundo Juan Diego Ramírez, de la sección deportiva del diario El Espectador.

"A eso le dice todo el mundo 'la rosca paisa’", explicó Ramírez.

Los federativos, por su parte, han esgrimido razones deportivas.

"Y eso tal vez influyó un poco, porque ya se vienen las eliminatorias (para el Mundial de Brasil) y empezar con otro técnico sería como arriesgado. Se había hecho un proceso importante con el Bolillo", reconoció el periodista.

Para Ramírez, sin embargo, incluso considerando únicamente lo estrictamente deportivo, la apuesta por Gómez no deja de ser arriesgada.

"'Bolillo', si va a seguir, tiene que hacerlo perfecto, porque si llega a recibir aunque sea un gol con eso tiene para recibir todas las críticas", le dijo a BBC Mundo.

"Va a ser muy duro que se quede y volver a cohesionar a todo el país como lo hizo antes de la Copa América", afirmó.

Para mientras, la polémica continúa.

Y no cesará hasta que la Federación Colombiana de Fútbol tome una decisión, lo que se supone hará la próxima semana.

Contexto

BBC © 2014 El contenido de las páginas externas no es responsabilidad de la BBC.

Para ver esta página tal cual fue diseñada, debe utilizar un navegador de internet actualizado, que tenga habilitado el uso de hojas de estilo en cascada (CSS, por Cascading Stylesheets en inglés). Aunque en el navegador que está utilizando podrá ver el contenido de la página, no será presentado de la mejor forma posible. Por favor, evalúe la posibilidad de actualizar su navegador y/o habilitar el uso de CSS.