Botswana apuesta a la tecnología para salvar economías rurales

Última actualización: Viernes, 12 de agosto de 2011
Una mujer camina hacia un centro de comunicaciones

Los centros de comunicaciones ofrecen servicios como internet y fax.

Bienvenidos al hogar de una de las economías más estables y exitosas de todo el continente africano: Botswana.

Debido a que la mayoría de las oportunidades se dan en las ciudades, poblados pequeños han empezado a buscar alternativas para impulsar sus economías.

Mookane, un pueblo ubicado a 120 kilómetros de la capital, Gaborone, es muy parecido al resto de las áreas rurales del país.

Niños ruidosos, impecablemente vestidos con sus uniformes, se dirigen a la escuela.

Un puñado de tiendas están abiertas para vender productos de uso diario.

Esta localidad tienen una población de 10.000 personas. Pero ¿dónde está todo el mundo?

De lunes a viernes, este es un lugar vacío, pues la mayoría de los adultos viven y trabajan en Gaborone.

Identidad

Este poblado es una importante parte de la identidad de sus pobladores. Pero, los avances económicos en otras partes del país se están volviendo irresistibles.

Una mujer frente a una computadora

El gobierno busca impulsar el desarrollo de las zonas rurales llevando herramientas tecnológicas a la población.

Esta es la razón por la cual el gobierno se ha embarcado en una alianza con la principal compañía de teléfonos celulares del país, Mascom, para hacer disponible en 42 pueblos tecnología de información e internet.

Se trata de un programa más amplio que busca conectar a 197 pueblos con servicios de comunicación.

El gobierno considera que la conectividad es un motor para el desarrollo socioeconómico e intenta aprovechar el suministro de electricidad en áreas rurales para llevar los servicios del siglo XXI a áreas remotas.

Intentos previos, con paneles solares, se vieron obstaculizados cuando empezaron a desaparecer de una forma alarmante.

Hoy en día, los llamados centros Kitsong acogen computadoras y servicios de telecomunicaciones, como faxes.

Son centros dirigidos por empresarios locales en un esquema basado en franquicias y se han convertido en oficinas virtuales para otros negocios locales.

El principal objetivo es proporcionar servicios que usualmente sólo están disponibles en las ciudades.

Negocios

Pero ¿está funcionado como estrategia para mantener a más personas en casa?

Vincent Christopher

El ganadero Vincent Christopher usa los centros de comunicaciones para comprar y vender carne.

"Estoy comprando y vendiendo ganado", dijo el ganadero Vincent Christopher, mientras camina por una ruta calurosa y polvorienta.

"Cuando quiero saber cuales son los precios que está estableciendo la Comisión de Carne de Botswana, voy a una de estas oficinas y los averiguo por internet. Incluso me puedo comunicar con clientes que están en diferentes partes".

Christopher se ha ahorrado un largo, arduo y costoso viaje a una ciudad distante.

Melba es una estudiante que se ha convertido en una visitante regular de este centro de telecomunicaciones.

Está llevando a cabo un curso a distancia en un colegio de Gaborone.

Tienes grandes ambiciones.

"Estoy planeando hacer my carrera y mi maestría sin necesidad de irme", explica. "Solía viajar largas distancias para usar los servicios que ahora están disponibles aquí", indicó la joven.

Lo rural vs. lo urbano

Niños

Llevar la tecnología de la información busca conectar las áreas rurales con el resto del país y del mundo.

Pero no todos creen que las mejoras en los sistemas de comunicación en las áreas rurales ayudarán a impulsar las economías locales y revertir el flujo migratorio de las personas a la ciudad.

"Por muchas razones, la gente prefiere vivir en grandes asentamientos", explicó el economista Keith Jefferies.

"Se trata de una gama de entretenimiento y de un estilo de vida interesante que se ofrece (en dichos lugares). Soy un poco escéptico de que la gente se quede en las áreas rurales", explicó el experto.

Tebogo Lebotse, de la empresa Mascom, tiene una visión diferente.

"Todos nosotros amamos nuestro pueblo. Puedes ver una tendencia: cada vez que llega el fin de semana o cuando hay un periodo de vacaciones, todos regresan a casa".

Lebotse asegura que la mayoría de las personas pasan mayor parte de sus vidas en sus pueblos de origen que en las ciudades.

"Creo firmemente que si hubieran más oportunidad en la Botswana rural, más gente abriría sus negocios en las localidades donde nacieron y crecieron. Si hay más oportunidades en el pueblo, habrá menos competencia".

Los centros Kitsong están planeando abrir más sucursales para satisfacer la creciente demanda.

El éxito de la expansión de estos negocios determinará si los niños en su camino a casa, tras salir de la escuela, podrán seguir llamando este pueblo: "casa".

Contexto

BBC © 2014 El contenido de las páginas externas no es responsabilidad de la BBC.

Para ver esta página tal cual fue diseñada, debe utilizar un navegador de internet actualizado, que tenga habilitado el uso de hojas de estilo en cascada (CSS, por Cascading Stylesheets en inglés). Aunque en el navegador que está utilizando podrá ver el contenido de la página, no será presentado de la mejor forma posible. Por favor, evalúe la posibilidad de actualizar su navegador y/o habilitar el uso de CSS.