Última actualización: Viernes, 11 de febrero de 2011

El norteño electrónico, la banda sonora de Tijuana

Bostich y Fussible, componentes de Nortec Collective

Es la segunda vez que Bostich y Fussible aspiran a un Grammy.

Ser una de las fronteras más bulliciosas del mundo tiene sus ventajas. En el caso de Tijuana, convertirse en uno de los referentes culturales de México y ser la cuna del "norteño electrónico", un género que gusta tanto a fanáticos de Los Tigres del Norte como a los del techno.

El lugar "donde comienza la patria" y sus sonidos monopolizan las apuestas mexicanas para los premios Grammy de la música, que se entregarán este domingo en Los Ángeles.

En Tijuana se crió Julieta Venegas, nominada al Mejor Álbum de Pop Latino por "Otra Cosa" y una veterana a la hora de ganar gramófonos en las ediciones latinas de estos premios.

De allí son también Bostich + Fussible (alter ego de los músicos Ramón Amezcua y Pepe Mogt), nominados al Mejor Álbum de Rock Latino, Alternativo o Urbano.

Los dos forman parte de Nortec Collective, un grupo de músicos, cineastas y diseñadores gráficos de la ciudad que abrazan la mezcla de la música electrónica con el acordeón de botones, el tololoche (contrabajo) y la redoba (percusión de madera) que caracterizan al norteño.

Para reproducir este material debe tener activado Java Script, así como tener instalada la última versión de Flash Player.

Reproduzca el contenido en Real Player o Windows Media

Así suena Tijuana

Los que nos ven en concierto ven iPads en el escenario, un acordeón y una trompeta. Les parece exótico. Mucha gente piensa que la única música mexicana que existe es el mariachi

Ramón Amezcua, Bostich

"Al principio era una fusión rara, que no se entendía. Y la mezcla de electrónica con música tradicional mexicana todavía suena extraña en otros países", le dice a BBC Mundo Pepe Mogt (Fussible), quien ya estuvo nominado hace dos años junto a Bostich a un Grammy por su disco "Tijuana Sound Machine".

"Los que nos ven en concierto ven a un grupo que aparece con iPads en el escenario, con un acordeón y una trompeta al otro lado del escenario, y les parece exótico", apunta Ramón Amezcua.

"Sobre todo fuera del país, donde mucha gente piensa que la única música mexicana que existe es el mariachi".

clic Sitio de Nortec Collective en Myspace

En realidad, dicen, su trabajo es una expresión audiovisual de Tijuana: multicultural, joven, con una de las herencias musicales más ricas de México.

"Es una ciudad de unos 120 años, que sirvió de casino y cantina para los estadounidenses en los años de la prohibición. Todos en Tijuana estaban relacionados de alguna manera con la música", explica Fussible.

Junto a los otros componentes de Nortec Collective (Clorofila e Hiperboreal) y otros artistas locales, Bostich y Fussible se han propuesto revitalizar la vida cultural de este rincón de la frontera.

Dicen que su ciudad está entrando "en una nueva era" gracias a proyectos como el Centro Cultural o la apertura de nuevos bares en torno a la calle 6.

Para reproducir este material debe tener activado Java Script, así como tener instalada la última versión de Flash Player.

Reproduzca el contenido en Real Player o Windows Media

La otra cara

Bostich y Fussible, componentes de Nortec Collective. Crédito: Flora Arias

Nortec Collective es, según sus componentes, una expresión audiovisual de Tijuana.

La misión de Nortec Collective, que se ha presentado en el Central Park de Nueva York y salas de toda Europa, es también enseñar la otra cara de Tijuana.

El título del nominado álbum, "Boulvevard 2000", es precisamente reflejo de ello.

"Cuando estábamos fuera de México nos llegaban noticias de la ciudad. Oíamos que el Boulevard 2000, que se suponía iba a representar el futuro de la ciudad, se había convertido en uno de los más violentos", dice Mogt.

"Pero los amigos nos decían que la ciudad seguía siendo segura, que no era cierto que se estuviera inundando de drogas y asesinatos. Queríamos hacer canciones sobre cómo percibe Tijuana la gente de Estocolmo, Shangai o París y sobre cómo la vemos nosotros", cuenta.

Bostich dice vivir en una ciudad caótica y a la vez tranquila, en plena metamorfosis y tomada por los jóvenes, muy diferente a la que a menudo se retrata en las noticias.

"No vamos a negar que existe narcotráfico y violencia, pero también hay mafia en Nueva York o Chicago", reconocen los músicos, que llevan más de 25 años haciendo electrónica.

Fussible resume su visión de Tijuana echando mano de sus canciones: "Nosotros hacemos temas sobre retenes policiales, pero también sobre las fiestas clandestinas".

BBC navigation

BBC © 2014 El contenido de las páginas externas no es responsabilidad de la BBC.

Para ver esta página tal cual fue diseñada, debe utilizar un navegador de internet actualizado, que tenga habilitado el uso de hojas de estilo en cascada (CSS, por Cascading Stylesheets en inglés). Aunque en el navegador que está utilizando podrá ver el contenido de la página, no será presentado de la mejor forma posible. Por favor, evalúe la posibilidad de actualizar su navegador y/o habilitar el uso de CSS.