Última actualización: viernes, 29 de mayo de 2009 - 00:01 GMT

Obama pide encarrilar el proceso de paz

Para reproducir este material debe tener activado Java Script, así como tener instalada la última versión de Flash Player.

Descargue la versión más reciente de Flash Player aquí

Reproduzca el contenido en Real Player o Windows Media

El presidente de EE.UU., Barack Obama, afirmó que está confiado en que puede haber progresos en el estancado proceso de paz entre palestinos e israelíes y aseguró que no va a esperar hasta que termine su gobierno para activar la diplomacia con ese fin.

Pese a que sus predecesores fracasaron en avanzar en el proceso de paz palestino-israelí, Obama dejó claro que no dejará pasar el tiempo hasta el final de su segundo periodo, en caso de que fuera reelegido, para enfrascarse en ese complicado trabajo.

"No podemos seguir a la deriva, con el creciente temor y resentimiento en ambos lados. Con la sensación de desesperanza de la situación que hemos visto por demasiados años. Necesitamos encarrilar esto", afirmó Obama.

El mandatario estadounidense reiteró además que Israel tiene que detener la expansión de sus asentamientos en Cisjordania y que por su lado, los palestinos deben contener la violencia antiisraelí.

Obama pidió a las partes envueltas en el conflicto retomar los compromisos que asumieron en el pasado para destrabar el proceso de paz regional.

Recuperar la Hoja de Ruta

Tras una reunión este jueves en la Casa Blanca con el presidente de la Autoridad Nacional Palestina, Mahmoud Abbas, Obama dijo tener "confianza" en que la futura paz regional está en las líneas de la llamada Hoja de Ruta, el plan diseñado en el gobierno de George W Bush.

"Tengo confianza en que podemos adelantar este proceso si todas las partes están dispuestas a asumir las responsabilidades y cumplir con las obligaciones a las que se han comprometido", dijo Obama en unas declaraciones conjuntas con Abbas en la Oficina Oval, el despacho presidencial.

"Estamos completamente comprometidos a cumplir con todas nuestra obligaciones establecidas en la Hoja de Ruta. Creemos que cumplir con esas obligaciones sería la única vía para lograr la durable, integral y justa paz que necesitamos y deseamos en el Medio Oriente", respondió Abbas.

Obama aclaró que EE.UU es un "firme aliado de Israel" y que está preocupado por garantizar su seguridad, pero le recordó a Tel Aviv las obligaciones que tiene para destrabar el diálogo de paz.

"Creemos que la mejor manera de lograrlo es creando las condiciones y preparar el terreno para un Estado palestino", dijo Obama haciendo referencia a los pasos que debe tomar Israel para que se logre ese objetivo.

Mahmoud Abbas y Barack Obama

En ese sentido Obama dijo que los israelíes deben garantizar las condiciones para un Estado palestino viable, lo que implicaría permitir a los palestinos desarrollar una vida económica normal removiendo los excesivos controles que a veces impone Israel en los territorios autónomos.

Además insistió en que debe detenerse la construcción de asentamientos judíos, una solicitud que ya planteó a Netanyahu.

Este miércoles la secretaria de Estado, Hillary Clinton, fue más allá al pedirle a Israel la suspensión de cualquier construcción en los territorios ocupados, incluso en comunidades ya establecidas y que podrían estar sujetas a lo que Tel Aviv llama "crecimiento natural", unas declaraciones que el gobierno israelí rechazó inmediatamente.

Sin dilación

"De lado palestino será importante que se continúen dando los pasos de seguridad en Cisjordania que ya el presidente Abbas empezó a tomar", dijo Obama quien elogió las mejoras registradas en ese renglón.

Obama insistió en promover la creación de un Estado palestino, una idea que no es del gusto de la actual coalición de gobierno israelí que preside Benjamín Netanyahu, quien durante su visita la semana pasada no evitó referirse al tema.

"Como he dicho antes, soy un fuerte creyente en la solución de dos Estados que proveerá a israelíes y palestinos la paz y la seguridad que necesitan", afirmó Obama este viernes.

Hay que tener presente "no sólo los asuntos tácticos involucrados sino los intereses estratégicos de largo plazo, tanto de israelíes como de palestinos de vivir unos juntos a otros en paz y con seguridad".

Rumbo a la región

La de Mahmoud Abbas es la última de una serie de visitas de alto nivel de líderes regionales convocados por la Casa Blanca para estudiar la manera de destrabar el estancado proceso de paz regional.

Como he dicho antes, soy un fuerte creyente en la solución de dos estados que proveerá a israelíes y palestinos la paz y la seguridad que necesitan

Barack Obama

Aunque de las conversaciones en Washington no han salido todavía resultados concretos que permitan ponerle fecha a una reanudación de los contactos entre palestinos e israelíes.

El propio Obama se negó este jueves a poner un cronograma para la reanudación de esos contactos o para la aplicación de eventuales soluciones negociadas.

Hay demasiadas variables que considerar. Por un lado, la llegada al poder en Israel del gobierno encabezado por Netanyahu, que incluye facciones de extrema derecha tradicionalmente renuentes a hacer concesiones a árabes y palestinos.

Del lado palestino está Abbas, que aunque es reconocido como la contraparte con la cual negociar, su influencia dentro de los territorios está siendo contrarrestada por el grupo Hamas que controla la Franja de Gaza y es también reticente a cualquier acercamiento con Israel.

También están las diferencias en el mundo árabe sobre cómo vincularse con Tel Aviv y las molestias que genera entre muchos de ellos la relación preferencial que mantiene EE.UU. con el Estado judío.

Por eso es importante la visita que hará la próxima semana el presidente Obama a El Cairo, capital de Egipto.

Se espera que Obama hable directamente a los gobiernos y los pueblos de la zona sobre sus intenciones y propuestas para superar el conflicto en un discurso que dirigirá desde la capital egipcia al mundo musulmán.

BBC navigation

BBC © 2014 El contenido de las páginas externas no es responsabilidad de la BBC.

Para ver esta página tal cual fue diseñada, debe utilizar un navegador de internet actualizado, que tenga habilitado el uso de hojas de estilo en cascada (CSS, por Cascading Stylesheets en inglés). Aunque en el navegador que está utilizando podrá ver el contenido de la página, no será presentado de la mejor forma posible. Por favor, evalúe la posibilidad de actualizar su navegador y/o habilitar el uso de CSS.