Última actualización: sábado, 17 de octubre de 2009 - 05:00 GMT

Miembros del ALBA constituyen el Sucre

Mandatarios del grupo del ALBA en Cochabamba, Bolivia

Según las autoridades, el Sucre será el primer paso hacia la constitución de una futura moneda común.

Los países integrantes de la Alianza Bolivariana de las Américas (ALBA), reunidos en Cochabamba, Bolivia, aprobaron este viernes el tratado que constituye el Sistema Único de Compensación Regional (Sucre), que sustituirá al dólar en el intercambio comercial entre esas naciones.

El Sucre, que según las autoridades será el primer paso hacia la constitución de una futura moneda común, entrará en vigor en los primeros meses del próximo año y en principio no será obligatorio para todas las exportaciones e importaciones.

Según lo acordado, para dar inicio al nuevo sistema los países miembros del grupo regional deberán hacer depósitos en sus respectivas monedas locales en el Banco del ALBA, que tiene su sede en Caracas.

"Es un paso a nuestra soberanía monetaria para liberarnos de la dictadura del dólar, que el imperio yanqui le impuso al mundo", señaló desde Cochabamba el presidente venezolano Hugo Chávez, quien en noviembre de 2008, en pleno apogeo de la crisis económica mundial, fue el impulsor de esta iniciativa.

clic Lea: ALBA: entre el Sucre y Honduras

Por su parte, el ministro de Economía de Bolivia, Luis Arce, se refirió al Sucre como "un instrumento para la soberanía monetaria y financiera".

El sistema lleva el nombre del prócer venezolano Antonio José de Sucre, uno de los comandantes que dirigió la independencia de Sudamérica en el siglo XIX.

Firma gradual

Patricia Rodas, canciller de Manuel Zelaya

En representación de Honduras acudió Patricia Rodas, la canciller del depuesto presidente Manuel Zelaya.

El tratado de constitución del Sucre fue firmado por los presidentes de Bolivia, Ecuador y Venezuela, y por representantes de Cuba y Nicaragua. Se anunció que los demás miembros del grupo se sumarán al sistema gradualmente en el futuro.

A la VII Cumbre del ALBA, que finaliza este sábado, no asistieron los presidentes de Cuba, Raúl Castro, y de Nicaragua, Daniel Ortega.

Sí han acudido jefes de gobierno y primeros ministros de los demás países miembros y representantes de Paraguay, Uruguay y Rusia.

En representación de Honduras acudió Patricia Rodas, la canciller del depuesto presidente Manuel Zelaya.

Creado en el 2004, el ALBA está integrado por Cuba, Venezuela, Bolivia, Ecuador, Honduras, Nicaragua, Antigua y Barbuda, Dominica y San Vicente y las Granadinas.

Según recuerda la colaboradora de BBC Mundo en Bolivia, Mery Vaca, el ALBA reúne países cuyos presidentes o primeros ministros son de ideología izquierdista y duros críticos de Estados Unidos.

Además, sus miembros reivindican el comercio justo en contraposición al libre comercio que propugna EE.UU.

BBC navigation

BBC © 2014 El contenido de las páginas externas no es responsabilidad de la BBC.

Para ver esta página tal cual fue diseñada, debe utilizar un navegador de internet actualizado, que tenga habilitado el uso de hojas de estilo en cascada (CSS, por Cascading Stylesheets en inglés). Aunque en el navegador que está utilizando podrá ver el contenido de la página, no será presentado de la mejor forma posible. Por favor, evalúe la posibilidad de actualizar su navegador y/o habilitar el uso de CSS.