Última actualización: jueves, 20 de mayo de 2010 - 20:24 GMT

¿Una mezquita cerca de la Zona Cero?

Para reproducir este material debe tener activado Java Script, así como tener instalada la última versión de Flash Player.

Reproduzca el contenido en Real Player o Windows Media

No toma mucho tiempo caminar desde la Zona Cero hasta una vieja fábrica textil en Park Place, en Manhattan. Dos o tres minutos, como mucho.

Desde el exterior, el edificio no parece gran cosa. La pintura de las paredes se está descascarando y desde afuera se avista una vieja escalera para evacuación en caso de incendios.

Zona Cero

La mezquita estaría ubicada a unas cuantas cuadras de la Zona Cero.

En la entrada, un hombre vestido de traje negro, camisa blanca y corbata negra, recibe a los feligreses. Los hombres van hacia la derecha, las mujeres hacia la izquierda.

Por el momento, esta antigua fábrica textil es una mezquita improvisada, a la que asiste la creciente comunidad musulmana de Manhattan.

Si se concretan los planes, se espera que en cinco años el edificio aloje un prominente centro cultural islámico, que incluirá una mezquita y que será, según sus patrocinadores, un lugar de encuentro para musulmanes y no musulmanes.

Un símbolo poderoso

Según el Imán Feisal Rauf, la idea es mostrar lo que considera como el verdadero rostro del Islam, en una ciudad que desde los ataques del 11 de septiembre mira esta religión con desconfianza y sospecha.

"Este espacio (la Zona Cero) tiene un gran simbolismo en la percepción del mundo", dice.

"Qué mejor lugar para mostrar que nosotros, como musulmanes, condenamos los ataques del 11 de septiembre. Cuando hablemos desde aquí, se nos oirá".

Si la construcción del centro estuviera planeada en cualquier otro lugar de la ciudad de Nueva York, probablemente hubiera pasado inadvertida.

Pero dado que la mezquita estaría a dos cuadras de la zona Cero, ha generado preocupación entre los familiares de las víctimas.

"No hay odio contra el Islam"

Mike Burke

Mike Burke señala que los familiares de las víctimas del 9/11 no quieren una mezquita en la Zona Cero.

El hermano de Mike Burke, quien era bombero, fue una de las casi 3.000 personas que murieron durante los ataques a las Torres Gemelas.

Burke, quien lleva un prendedor que conmemora los ataques, insiste en que no se trata de un prejuicio contra el Islam. Simplemente, dice, ni él ni los otros familiares quieren que exista una institución islámica en las cercanías de la Zona Cero.

"La primera preocupación para los familiares es que las creencias religiosas de los terroristas responsables de los ataques se practiquen en un lugar tan prominente, a pocas cuadras de la Zona Cero.

"No se trata de una campaña en contra de los musulmanes. Es entendible que los familiares reaccionen de forma emotiva cuando de repente se les dice que a dos cuadras de donde sus seres queridos murieron va a haber una mezquita", agrega.

Los patrocinadores del centro islámico señalan que han hecho todo lo posible para que el plan cuente con la aceptación de los vecinos.

Ellos son dueños del edificio y la ley les da el derecho de construir ahí lo que quieran. Pese a esto, señalan que hablaron con líderes comunitarios para buscar su consentimiento.

Sharif El-Gamal, director de Soho Properties, empresa propietaria del edificio, señala que le gustaría contar con un "lugar donde mostrar su hospitalidad y su cultura".

Destaca que los promotores del plan tienen en mente unas instalaciones construidas con la más alta tecnología y no perjudicial al medio ambiente.

Tema sensible

Charles Wolf

Otro familiar de una de las víctimas del 9/11 señala que sería un error impedir la construcción.

Para muchos, ésta se ha convertido en una buena oportunidad para expresar sus temores con relación al Islam.

Un grupo, cuyo objetivo es defender la libertad de expresión en contra de lo que califica de "intimidación supremacista islámica", está promoviendo una manifestación en contra de la construcción del centro.

Sin embargo, muchos como Charles Wolf, rechazan esta postura. Wolf ha estado involucrado en las discusiones sobre qué construir en la Zona Cero, donde estaban las Torres Gemelas.

Él señala que muchos de los familiares de las víctimas, como él, creen que debe construirse ahí el centro islámico.

"Los musulmanes no son responsables de los ataques del 11 de septiembre. Hay extremistas en todas las religiones", señala.

Agrega que "negarles la oportunidad de construir una mezquita, sería como que en Londres se impidiera a los católicos construir un templo en respuesta a los ataques del Ejército Republicano Irlandés, el IRA".

Todas las partes involucradas reconocen que se trata de un tema muy sensible, un tema que trae a colación muchas preguntas claves sobre el estatus de los musulmanes en la sociedad estadounidense.

Casi una década después de los ataques del 11 de septiembre, este país está todavía lidiando con sus consecuencias.

BBC navigation

BBC © 2014 El contenido de las páginas externas no es responsabilidad de la BBC.

Para ver esta página tal cual fue diseñada, debe utilizar un navegador de internet actualizado, que tenga habilitado el uso de hojas de estilo en cascada (CSS, por Cascading Stylesheets en inglés). Aunque en el navegador que está utilizando podrá ver el contenido de la página, no será presentado de la mejor forma posible. Por favor, evalúe la posibilidad de actualizar su navegador y/o habilitar el uso de CSS.