Última actualización: martes, 22 de septiembre de 2009 - 03:43 GMT

Menos humo, menos infartos

Cigarrillo

Según los resultados de los estudios, las prohibiciones a fumar en lugares públicos han dado resultados sorprendentes.

La prohibición de fumar en lugares públicos previene más ataques al corazón de lo que se esperaba, según muestran las cifras.

Dos estudios sobre los hábitos de fumar revelaron datos contundentes: las prohibiciones al humo han disminuido en más de un tercio los infartos en Europa y América del Norte.

Esta "ganancia" para el corazón es -por mucho- más alta que la prevista originalmente.

Los estudios aparecieron publicados esta semana en las revistas médicas Journal of the Amercian College of Cardiology y Circulation.

Los ataques al corazón en Reino Unido afectan a 275.000 personas y son fatales para 146.000 cada año.

Gran impacto

A principios de este mes se anunció que los índices de infartos se redujeron en un 10% en Reino Unido en el año, tras la prohibición de fumar en lugares públicos que inició en julio de 2007 - que es más de lo previsto originalmente.

Pero la última revisión, basada en los resultados de numerosos estudios que involucran a millones de personas, indicó que tras la prohibición de fumar se han reducido índices de infartos hasta en un 26% por año.

Se cree que el humo pasivo aumenta las posibilidades de un ataque al corazón al hacer la sangre más propensa a la coagulación, reduciendo los niveles de colesterol "bueno" y aumentando el riesgo de arritmias cardíacas.

Índices a la baja

Este estudio se suma a la ya fuerte evidencia de que el humo pasivo causa ataques al corazón y que aceptar leyes de 100% libre de humo en todos los lugares de trabajo y lugares públicos es algo que podemos hacer para proteger al público"

Dr. James Lightwood, investigador de la Universidad de California.

El doctor James Lightwood, de la Universidad de California en San Francisco, dirigió el estudio de Circulation que reunió trece análisis distintos.

Su equipo encontró que los índices de ataque al corazón en Europa y América del Norte comenzaron a disminuir inmediatamente después de la aplicación de las leyes contra el tabaquismo, llegando a 17% después de un año, y luego continuó disminuyendo con el tiempo, hasta llegar a un 36% tres años después de la promulgación de las restricciones.

Lightwood dijo: "A pesar de que, obviamente, no reduce los índices de ataque al corazón a cero, estos resultados nos dan indicios de que en el corto y mediano plazo, la prohibición de fumar evita una gran cantidad de ataques al corazón.

Este estudio se suma a la ya fuerte evidencia de que el humo pasivo causa ataques al corazón y que aceptar leyes de 100% libre de humo en todos los lugares de trabajo y lugares públicos es algo que podemos hacer para proteger al público".

En tanto, Ellen Mason de la Fundación Británica del Corazón comentó: "Evidentemente es una buena noticia para la salud del corazón de nuestra nación (...) Si fuma, lo mejor que puede hacer para evitar un ataque al corazón es dejarlo, que también podría proteger la salud del corazón de sus amigos y familia."

BBC navigation

BBC © 2014 El contenido de las páginas externas no es responsabilidad de la BBC.

Para ver esta página tal cual fue diseñada, debe utilizar un navegador de internet actualizado, que tenga habilitado el uso de hojas de estilo en cascada (CSS, por Cascading Stylesheets en inglés). Aunque en el navegador que está utilizando podrá ver el contenido de la página, no será presentado de la mejor forma posible. Por favor, evalúe la posibilidad de actualizar su navegador y/o habilitar el uso de CSS.