Última actualización: jueves, 25 de junio de 2009 - 13:40 GMT

Podría haber vida en luna de Saturno

Para reproducir este material debe tener activado Java Script, así como tener instalada la última versión de Flash Player.

Reproduzca el contenido en Real Player o Windows Media

El lugar más prometedor para tratar de encontrar vida en nuestro Sistema Solar podría ser Encélado, una de las lunas de Saturno.

La sonda espacial Cassini logró obtener lo que -dicen- es evidencia firme de que este satélite tiene agua líquida.

Cassini, un proyecto conjunto de las agencias espaciales de Estados Unidos, Europa e Italia, detectó sales de sodio alrededor de la luna que parecen surgir de su polo sur.

Tal como explican los científicos de la agencia espacial estadounidense, el agua líquida que está en contacto prolongado con rocas puede extraer sodio. Esto es exactamente lo que ha ocurrido en los océanos de la Tierra que se han vuelto salados con el paso del tiempo.

La investigación, que aparece publicada en la revista Nature, afirma que el agua líquida podría residir en las cavernas que se encuentran bajo la superficie de Encélado.

Según los expertos, si se confirman estos resultados el hallazgo sería muy impactante porque significaría que en este lugar podría haber indicios de vida extraterrestre.

"Necesitamos tres ingredientes para que haya vida: agua líquida, energía y los componentes químicos básicos", explicó a la BBC John Spencer, uno de los científicos del proyecto Cassini.

"Y parece que podemos contar con los tres ingredientes en Encélado, incluidas unas moléculas orgánicas algo complejas".

"Esto no quiere decir que haya vida en en satélite, pero ciertamente el "alimento básico" para la vida está allí si es que existe", agrega el científico.

Buscando sal

Los científicos han estado buscando sodio en las cercanías de Encélado desde que en 2005 se descubrió que esta luna de 500 kilómetros de diámetro estaba activa y escupiendo vapor y partículas de hielo hacia el espacio.

Encélado (NASA)

En la superficie de Encélado hay una red de grietas llamadas rayas de tigre.

El vapor y las partículas de hielo emergen en chorros de gran velocidad desde una serie de grietas "calientes" en la superficie a las que se les llama "rayas de tigre" por su semejanza a las características marcas de estos animales.

Los investigadores habían especulado que los chorros podían surgir de una gran masa de agua líquida bajo la superficie, algo tan grande como un océano.

Pero hasta ahora había sido imposible encontrar el mejor indicio de esta teoría.

Si esta masa de agua existe, explican los científicos, el líquido debería estar en contacto con rocas en la profundidad de Encélado y esto provocaría que a través del tiempo absorbiera una serie de sales disueltas.

Y estas sales podrían ser detectadas en los chorros que se pueden observar desde los telescopios en la Tierra.

De hecho, el sodio es uno de los elementos que los observatorios pueden detectar más fácilmente en el espacio.

Hasta ahora, sin embargo, ni siquiera los telescopios más poderosos como el Keck en Hawaii, habían podido ver sodio cuando observaban a Encélado.

Pero las últimas imágenes de Cassini parecen haber resuelto el enigma.

La sonda de la NASA ha estado volando sobre el anillo exterior E de Saturno que está sostenido por el flujo constante de material que surge de las rayas de tigre.

Cassini ha analizado miles de granos de hielo y logró probar de forma directa la existencia de sal, principalmente cloruro de sodio y bicarbonato de sodio.

Las cantidades, sin embargo, son muy pequeñas -menos de 2% de la masa de granos analizada. Pero esta baja abundancia del elemento podría explicar porqué los telescopios hasta ahora no habían podido observarlo.

Mar subterráneo

Con este hallazgo la imagen que surge ahora es que en el corazón rocoso de la luna hay una enorme masa de agua que está absorbiendo las sales.

El líquido de este mar subterráneo está brotando hacia reservas cercanas a las superficie a través de una red de fallas en el manto de hielo de Encélado.

Necesitamos tres ingredientes para que haya vida: agua líquida, energía y los componentes químicos básicos. Y parece que podemos contar con los tres ingredientes en Encélado, incluidas unas moléculas orgánicas algo complejas

Dr. John Spencer

Los científicos creen que justo debajo de las rayas de tigre hay cavernas brumosas donde el agua se vaporiza y libera sodio. Y algo de este sodio se congela para formar los pequeños granos que Cassini logró detectar.

"Probablemente las burbujas de gas en el agua lanzan hacia la superficie las pequeñas gotas de agua (como el spray que podemos observar cuando abrimos una botella de agua gaseosa)" explica Fran Postberg, científico del Instituto Max Planck para Física Nuclear en Heidelberg, Alemania, y uno de los autores de la investigación.

"Estas gotitas de aerosol se congelan y conservan la composición del líquido. Posteriormente son aceleradas hacia arriba a las grietas en la capa de hielo" agrega.

Todo este proceso, sin embargo, no tiene mucha fuerza porque si la tuviera la sal sería disparada hacia el espacio y los telescopios en la Tierra podrían detectarla.

Los científicos subrayan que la presencia de agua bajo la superficie no es un hecho comprobado. Y puede haber varias otras explicaciones igual de plausibles sobre el surgimiento de los chorros de vapor.

"Podría ser hielo que se está vaporizando y alejándose de la superficie", explica el profesor Nicholas Schneider, otro de los autores del estudio de Nature.

"O quizás son sitios donde la corteza se fricciona contra sí misma por los movimientos de la marea y esta fricción crea agua líquida que después se evapora hacia el espacio".

"Todas estas son hipótesis y hasta ahora no hemos logrado verificar ninguna de ellas", expresa el científico.

BBC navigation

BBC © 2014 El contenido de las páginas externas no es responsabilidad de la BBC.

Para ver esta página tal cual fue diseñada, debe utilizar un navegador de internet actualizado, que tenga habilitado el uso de hojas de estilo en cascada (CSS, por Cascading Stylesheets en inglés). Aunque en el navegador que está utilizando podrá ver el contenido de la página, no será presentado de la mejor forma posible. Por favor, evalúe la posibilidad de actualizar su navegador y/o habilitar el uso de CSS.