El favorito, ese impostor

  • 9 diciembre 2013
  • comentarios
Sorteo Mundial Brasil 2014

Discutir sobre el probable ganador del Mundial de Fútbol, a la luz del sorteo del viernes, es uno de los ejercicios más inútiles de la futurología, que de por sí ya es una ciencia imperfecta, si me permiten esta contradictio in terminis.

Debe ser por eso que nos gusta tanto.

El problema, claro, es que a medida que agregamos factores se hace más compleja la ecuación y más escurridizo el valor final.

La tentación nos lleva a opciones simples, de tres o cuatro países, como hizo el diario español El País en su página web: esta mañana, contando 5.341 votos, la encuesta daba como favorito a Brasil, con 31,38%; luego estaban Argentina, 22,51%; España, 16,53% y Alemania, 13,48%; finalmente, "otro" con 16,10%.

Cómo quedaron los grupos para Brasil 2014

¿Por qué no en América?

Vicente del Bosque
Pocos creen que el conjunto de Del Bosque logre retener el título.

Lo interesante de esto es que los españoles (obviamente la mayoría de los participantes es de esa nacionalidad) no confían mucho en su selección, algo bastante sensato si tenemos en cuenta algunos síntomas de cansancio y el hecho de que un éxito en Brasil significaría el cuarto título grande consecutivo (dos mundiales y dos europeos), algo contrario a la ley de probabilidades.

La baja votación recibida por España y Alemania también refleja la extendida creencia de que "los europeos no pueden ganar en América", cuya lógica es por lo menos discutible, ya que cada vez hay más chances de que sí ganen.

(Si echamos los dados diez veces, o veinte, cada vez estaremos más cerca de lograr la combinación que buscamos.)

Modelos matemáticos

Conjunto brasileño
Brasil tiene más probailidades de perder que de ganar.

Los modelos matemáticos tampoco ayudan mucho. El Fink Tank, del Times, calculó (antes del sorteo) que Brasil tenía 42% de posibilidades de ganar, España 14%, Argentina 10%, Colombia 8%, Holanda 4% y Alemania 4%.

¿España 14% y Alemania apenas 4%?

La experiencia tampoco es muy confiable, porque además del grupito de "los conocidos de siempre", Brasil, Italia, Argentina, Alemania, también estarán el campeón reinante, España; el ex campeón revitalizado, Uruguay; el eterno aspirante, Holanda; los "tapados" que pueden dar la sorpresa, Colombia, Bélgica, Portugal… y hasta el "grande" que algún día dará el golpe, Inglaterra.

Balón de Brasil 2014
En el grupo B se enfrentarán el campeón y el subcampeón reinante.

El problema es que sólo uno de estos equipos se alzará con el título, y el local no lo tiene tan seguro como muchos creen: el valor de una chance de ganar de 42% es menor que una chance de perder de 58%.

El primer riesgo

Y la chance de que Brasil se quede en el camino es mayor ahora, ya que en su primer partido tras la fase de grupos deberá enfrentar al campeón o al subcampeón reinantes, España u Holanda. O a Chile, que ahora es temible.

Este partido en octavos es una de las principales claves de este mundial, porque significa que ya en octavos quedará al borde del camino un peso pesado, y que esa víctima puede muy bien ser el local y gran favorito.

(Los matemáticos del Fink Tank no han reconocido todavía esto en sus cálculos, pero seguramente el 42% se habrá reducido… ¿a 35% tal vez?)

Lo más atractivo

Roy Hodgson y Greg Dyke
Roy Hodgson y Greg Dyke, en pleno sorteo.

En cuanto a entretenimiento, los grupos más atractivos a nuestro juicio son el D de Uruguay, Italia, Inglaterra y Costa Rica; el G de Alemania, Portugal, Ghana y Estados Unidos; y el B de España, Holanda, Chile y Australia.

Fue cómico observar el gesto espontáneo de "degüello" que hizo Greg Dyke, el titular de la Football Association inglesa, al conocer el sorteo del grupo.

El seleccionador Roy Hodgson fue más prudente, pero no contribuyó al optimismo cuando dijo que Jurgen Klinsmann le había llamado aparte para advertirle de que no se confiara con Costa Rica, "un equipo más difícil de lo que muchos creen".

Cuidado con Costa Rica

Algo parecido dijo Bora Milutinovic, que los conoce bien: "Costa Rica es un equipo normal pero mejor de lo que ustedes creen; tiene la mentalidad para ganarle a Inglaterra", dijo a periodistas ingleses.

Si los ticos pueden darle un dolor de cabeza a Inglaterra, ¿qué decir de Uruguay e Italia, otros dos ex campeones capaces de cualquier cosa?

Costa Rica
Costa Rica, "más difícil de lo que muchos piensan".

Es curiosa la forma en que los números y los rankings siguen siendo generosos con Inglaterra.

El pronóstico de ESPN para el grupo D, según su Soccer Power Index, un ranking que nos parece más acertado que el de la FIFA (pone a Brasil primero, en vez de décimo), es que Uruguay tiene una chance de 40,8% de ganar el grupo, seguido por Inglaterra 28,13%, Italia 20,1% y Costa Rica 10,9%.

Otra sorpresa

Otra gran sorpresa, según el SPI de ESPN, podría darse en el grupo B: España 49,5% (más fácil que Uruguay), seguido por… Chile con 36,2% y Holanda 14%.

En el otro grupo fascinante, el G, Alemania tendría una chance de 75,1% de ganarlo; Portugal 9,6% y Estados Unidos 9,5%.

De modo que Inglaterra y Chile desplazarían en sus grupos a Italia y Holanda, según el modelo matemático concebido por una lumbrera de la especialidad, Nate Silver, el mismo que acertó los resultados en todos los estados de las últimas elecciones presidenciales en EE.UU.

Otro dato interesante es el de las chances parejas entre Portugal y Estados Unidos, a pesar de que los lusos figuran en quinto lugar y los estadounidenses décimo cuartos en el ranking SPI de ESPN.

Conviene aclarar que los pronósticos deportivos de Silver no son tan certeros como los políticos: si lo fueran, el hombre sería multimillonario.

Chances de avanzar

El panorama debe completarse con las chances de avanzar a la siguiente ronda, sin considerar la posición en los respectivos grupos.

Grupo B: España 82,5%; Chile 74,5%; Holanda 41%. Grupo D: Uruguay 69,4%; Inglaterra 57,6% e Italia 44,3%. Grupo G: Alemania 91,5%; Portugal 40,3%; Estados Unidos 39,4%.

La experiencia de unos cuantos mundiales me dice que lo sensato es no concentrarse en el posible ganador, sino en la posible sorpresa: de ese modo combinamos lo mejor de ambos mundos.

Es lo que me permitió identificar, entre otros, a Italia como ganador de Alemania 2006 y a España ganador de Eurocopa 2008.

Siga a Raúl Fain Binda en Twitter a través del @BlogDeLalo