Última actualización: martes, 21 de septiembre de 2010 - 15:05 GMT

México: Twitter y blogs para luchar contra la censura del narco

Funeral del periodista del Diario de Juárez

"Ya no queremos más muertos", dice el Diario de Ciudad Juárez.

Dos días después de ver asesinado a uno de sus reporteros, El Diario de Ciudad Juárez lanzó desde sus páginas una clara pregunta a las organizaciones criminales: "¿Qué quieren de nosotros?".

clic Lea: periódico le pide tregua al narco

El periódico respondió así al problema de las amenazas que muchos medios mexicanos dicen tener que soportar por informar sobre las luchas de los carteles y sus enfrentamientos con las autoridades.

"Por culpa del miedo, los medios no sólo están abandonando el periodismo de investigación, sino la cobertura básica del crimen y la corrupción", denunció además un informe del Comité para la Protección de los Periodistas (CPJ, por sus siglas en inglés) publicado este mes.

Y sin embargo, a pesar de ese temor, el torrente de información sobre estos hechos no ha dejado de fluir, especialmente por internet. Aunque quienes difundan esa información no sean siempre reporteros profesionales.

"Los medios mexicanos y los corresponsales extranjeros han sido silenciados por el miedo y las muertes de sus colegas. Así que los mexicanos tienen que depender de ellos mismos para obtener información sobre balaceras o narco-bloqueos", explicó el blogger estadounidense residente en México, David Sasaki.

En Twitter

Uno de los ejemplos más representativos es la respuesta popular que generó en las redes sociales el tiroteo entre sicarios y militares en el campus de la Universidad Tecnológica de Monterrey en marzo pasado.

David Sasaki (Foto cortesía Cortesía de Visionshare)

Para david Sasaki una de la ventaja de los bloggers es el anonimato.

A través de su cuenta Twitter, una estudiante informó de la balacera en la que murieron dos alumnos del centro, y luego compartió su experiencia en su blog, convirtiéndose así en fuente de información para numerosos medios locales.

"Se trató simplemente de una forma de desahogo para que la gente supiera realmente lo que estaba pasando, que no era exactamente lo que estaban contando los medios", le dijo a BBC Mundo la twittera Mizar7, quien prefiere no revelar su nombre.

Y, desde hace meses, los usuarios de Twitter de Monterrey y todo el país usan el hashtag (o palabra clave) #balacera como una manera de reportar información sobre tiroteos.

"En el momento en que pasa algo, ahora te enteras antes en Twitter que en la televisión, que tardará 40 minutos en confirmar algo que tú misma ya viste", dice Mizar7.

Informadores voluntarios

Pero las redes sociales no son el único escenario donde encontrar esta marea de datos.

Los medios mexicanos y los corresponsales extranjeros han sido silenciados por el miedo y las muertes de sus colegas. Así que los mexicanos tienen que depender de ellos mismos para obtener información sobre balaceras o narco-bloqueos.

David Sasaki, blogger

El blog "Menos días aquí" es un ejemplo de ello. Se trata de un proyecto colectivo de internautas voluntarios que cada día publican una lista con los nombres de los muertos por la violencia en el país y hace regularmente un balance del número de asesinados.

"Nosotros dejamos los nombres en nuestra lista para que, si el relato, las causas, las explicaciones aparecen algún día, devuelvan (si tal cosa es posible) un poco de justicia a los ajusticiados", reza su declaración de intenciones en la web.

Otros blogs de informantes anónimos parecen haberse especializado en subir a sus sitios videos o fotografías, a menudo mostrando escenas de extrema violencia, de operaciones de los carteles y su lucha contra el ejército o la policía, que el resto de medios no tienen o deciden no publicar.

"No son alternativa"

"Claramente, la ventaja de estos sitios es que el anonimato les garantiza protección frente a las amenazas del narco o del gobierno", explica Sasaki, especialista en "periodismo ciudadano".

"La desventaja es que, como lectores, no podemos juzgar o comprender cuáles son las motivaciones del autor", matiza.

De hecho, esta falta de información sobre sus objetivos no es lo único que preocupa a editores de medios tradicionales y organizaciones de prensa.

Y no todos tienen una opinión totalmente positiva de la labor que realizan.

"Los blogs o las redes sociales no están cubriendo ningún espacio", sostiene por ejemplo Carlos Marín, director editorial del diario Milenio.

Colegas del periodista asesinado manifiestan su dolor

Ciudad Juárez se ha convertido en la ciudad más violenta de México.

Según le cuenta Marín a BBC Mundo, este tipo de reportes ciudadanos suponen más bien una montaña de información sin orden, sin contraste de fuentes, ni respeto por las cuestiones éticas en la cobertura de la violencia.

"Puede que a veces algo de lo que circula por internet sea cierto, pero no tengo ninguna seguridad de ello", dice Marín, quien dice no creer en el llamado "periodismo ciudadano".

La Sociedad Interamericana de Prensa (SIP), por su parte, celebra la aparición de nuevas fuentes, aunque con cautela.

"Todo lo que suponga que haya más información disponible es bueno", asegura a BBC Mundo el presidente de la organización, Alejandro Aguirre.

Lo "lamentable", añade, es que existan las circunstancias que puedan dar pie a la necesidad de vías alternativas de información. O lo que es lo mismo: "que no exista el clima en el que un periodista mexicano pueda ejercer su profesión sin temor".

BBC navigation

BBC © 2014 El contenido de las páginas externas no es responsabilidad de la BBC.

Para ver esta página tal cual fue diseñada, debe utilizar un navegador de internet actualizado, que tenga habilitado el uso de hojas de estilo en cascada (CSS, por Cascading Stylesheets en inglés). Aunque en el navegador que está utilizando podrá ver el contenido de la página, no será presentado de la mejor forma posible. Por favor, evalúe la posibilidad de actualizar su navegador y/o habilitar el uso de CSS.