Última actualización: domingo, 20 de diciembre de 2009 - 20:39 GMT

México: la "mafia" detrás de Beltrán Leyva

Murió el narcotraficante mexicano Arturo Beltrán Leyva, pero su imperio y los poderosos que lo protegían sobreviven.

Miembros de la Marina que participaron en la operación

A pesar de la muerte de Beltrán Leyva, su imperio y los poderosos que lo protegían sobreviven.

Luego de que el llamado "jefe de jefes" fuera abatido en un operativo liderado por la Marina el pasado miércoles en la ciudad de Cuernavaca, han surgido una serie de hipótesis sobre las redes de protección que le permitieron convertirse en uno de los hombres más buscados en México y el resto del mundo.

La prensa mexicana señala que Beltrán Leyva no sólo había penetrado las más altas estructuras de la policía a nivel municipal, estatal y federal, sino que también había logrado corromper a altos mandos del Ejército.

Eso explicaría por qué fue la Marina la encargada de capturar a Beltrán Leyva y sus escoltas.

El siguiente es un resumen de la información presentada por la prensa mexicana en torno al caso.

Infiltración en el Ejército

Según el periódico El Universal, la Armada de México desarticuló al menos cuatro anillos de seguridad que protegían a Beltrán Leyva, alias "El Barbas".

A las instituciones que integran el gabinete de seguridad nacional se les informó 20 minutos antes de que los grupos de fuerzas especiales iniciaran las acciones, y sólo se pidió que la 24 Zona Militar cubriera el perímetro

Publicación de La Jornada

"El sistema de protección del capo del cártel de los Beltrán Leyva incluía informantes dentro del Ejército, las policías municipal y ministerial, así como sicarios designados bajo la clave de Zafiros y Halcones que recorrían en vehículos o taxis toda la ciudad (Cuernavaca).

"Todo lo anterior consta en el expediente PGR/SIEDO/UEIDCS/166/2009 de la Subprocuraduría de Investigación Especializada en Delincuencia Organizada (SIEDO)", agrega el periódico.

La publicación señala que el cartel de los hermanos Beltrán Leyva operaba con "contactos" dentro del Ejército que entregaban información sobre operativos y acciones de inteligencia.

El expediente señala, según El Universal, que policías en servicio activo -con el aval de sus mando superiores- eran comisionados directamente a la custodia de casas o a cumplir labores de escolta para la organización criminal.

Estos agentes recibían un sueldo de US$2.000 por reportar información y proteger al cartel.

Información de la DEA

De acuerdo al diario La Jornada, la Agencia Antidrogas de Estados Unidos (DEA, por sus siglas en ingles) entregó la información de inteligencia que permitió la captura de Beltrán Leyva.

Miembros de la Marina que participaron en la operación

Beltrán Leyva habría corrompido a altos mandos del Ejército, lo que explicaría la intervención de la Marina.

Fuentes consultadas por este diario indicaron que los agentes de la DEA en México detectaron la presencia de "El Barbas" en una narcofiesta el pasado 11 de diciembre en el estado de Tepoztlán y obtuvieron los datos sobre su ubicación en Cuernavaca.

La Presidencia habría decidido que la operación quedaba a cargo de la Armada.

"A las instituciones que integran el gabinete de seguridad nacional se les informó 20 minutos antes de que los grupos de fuerzas especiales iniciaran las acciones, y sólo se pidió que la 24 Zona Militar cubriera el perímetro", detalla la publicación.

Presuntos implicados

Por su parte, el diario Reforma publica que el Ejército revisó la nómina de policías municipales en busca de presuntos agentes vinculados a la organización criminal.

El sistema de protección del capo del cártel de los Beltrán Leyva incluía informantes dentro del Ejército, las policías municipal y ministerial, así como sicarios designados bajo la clave de Zafiros y Halcones que recorrían en vehículos o taxis toda la ciudad (Cuernavaca)

Publicación de El Universal

Agrega que tras la muerte de Beltrán Leyva fue descubierta documentación que involucra a policías encargados de la protección de "El Barbas" en el estado de Morelos.

La revista Proceso publica que el día del operativo que terminó con la vida de Beltrán Leyva , él y sus escoltas "afinaban detalles para recibir a un invitado especial con quien presuntamente Beltrán Leyva había acordado comer: el general Leopoldo Díaz Pérez, jefe de la Zona Militar 24, con sede en la capital morelense".

La comida se llevaría a cabo en el departamento 201 del edificio Elbus, una de las cinco torres del complejo residencial Altitude, ubicado en la colonia Lomas de la Selva, Cuernavaca, estado de Morelos.

Nueva estrategia

El gobierno criticó la difusión de fotografías en las que el cuerpo de Beltrán Leyva aparece en el suelo con el pantalón a la altura de las rodillas y cubierto por billetes ensangrentados.

Las fotos fueron calificadas como "infamantes y perniciosas" por el ministro de Gobernación, Francisco Gómez Mont. Sin embargo, la revista Milenio Semanal publicó una versión completamente distinta a la oficial.

En ella, señala que las fotos de los billetes ensangrentados fueron un "mensaje de Guerra lanzado por el gobierno federal contra el crimen organizado".

"Vamos a actuar como si estuviéramos en una situación de Guerra, ¡porque lo estamos!", habría dicho un alto funcionario del gobierno federal a la publicación.

La fuente le dijo al semanario que la difusión de las fotografías no fue un error o una casualidad, sino que forma parte de una nueva táctica en la estrategia de combate al crimen organizado, en la cual el gobierno "hará valer de manera contundente el monopolio de la fuerza que posee".

El cuerpo de Arturo Beltrán Leyva está siendo velado en Culiacán, en el norteño estado de Sinaloa.

BBC navigation

BBC © 2014 El contenido de las páginas externas no es responsabilidad de la BBC.

Para ver esta página tal cual fue diseñada, debe utilizar un navegador de internet actualizado, que tenga habilitado el uso de hojas de estilo en cascada (CSS, por Cascading Stylesheets en inglés). Aunque en el navegador que está utilizando podrá ver el contenido de la página, no será presentado de la mejor forma posible. Por favor, evalúe la posibilidad de actualizar su navegador y/o habilitar el uso de CSS.