Última actualización: sábado, 18 de abril de 2009 - 00:16 GMT

Obama ofrece "nuevo comienzo" con Cuba

Barack Obama, durante su participación en la Cumbre de las Américas

Las palabras de Obama parecieron responder directamente a los planteamientos de Fernández y Ortega.

Cuba entró de lleno en la V Cumbre de las Américas desde su mismo inicio. El presidente estadounidense, Barack Obama, recogió el guante que le lanzaron varias naciones latinoamericanas y ofreció buscar "un nuevo comienzo con Cuba".

"Estoy aquí para lanzar un nuevo capítulo", dijo Obama durante su intervención en la sesión inaugural de la cumbre que empezó la tarde del viernes en Puerto España, capital de Trinidad y Tobago.

Obama habló después de la presidenta argentina, Cristina Fernández, el nicaragüense Daniel Ortega y la primera ministra de Belize, Dean Barrow.

Tanto Fernández como Ortega plantearon desde el principio el tema de Cuba, país que no participa en la reunión debido a que está suspendido del sistema interamericano.

"Debemos dar cuenta de esas transformaciones (producidas desde que se celebrara la anterior cumbre, en 2005) de esa supresión de la lógica de un mundo bipolar, del anacronismo que significa el bloqueo a la hermana república de Cuba y pedir su levantamiento", dijo la presidenta argentina en el discurso de apertura del encuentro.

Fin del bloqueo

Aunque la Casa Blanca había dado con anticipación el discurso del presidente Obama, sus palabras parecieron responder directamente a los planteamientos de Fernández y Ortega.

Debemos dar cuenta [...] del anacronismo que significa el bloqueo a la hermana república de Cuba y pedir su levantamiento

Cristina Fernández

Obama dijo que Washington tenía que dar un giro a sus relaciones con América Latina y reconoció que para ello hacía falta "mover las relaciones con Cuba en una nueva dirección".

Lea: Clinton reconoce fracaso hacia Cuba

"Estoy preparado para que mi gobierno se entrelace con el cubano en un amplio abanico de temas: desde derechos humanos, libertad de expresión y reformas democráticas hasta drogas, migración y economía".

Superar la desconfianza

El mandatario estadounidense aseguró que "no se trata de hablar por hablar", pero advirtió que "hay un largo trecho que recorrer para superar décadas de desconfianza".

Obama llamó a sus colegas americanos a no "ser prisioneros de desacuerdos pasados".

"Vine a debatir el futuro", dijo, y ofreció el reciente levantamiento de las restricciones de viajes de cubano-estadounidenses a Cuba y del envío de remesas a ese país.

De las primeras reacciones que extraoficialmente pudo obtener BBC Mundo tras contactar varias de las delegaciones latinoamericanas se puede concluir que efectivamente ponen la discusión sobre Cuba en un plano distinto, tras años de reticencia por parte de Washington de considerar su política hacia la isla.

El asunto seguirá siendo debatido la mañana del sábado cuando Obama se reuna con los líderes de la Unión de Naciones de Sur, Unasur.

Por lo pronto la presencia de Obama ha revolucionado esta pequeña ciudad caribeña. A su llegada al aeropuerto y al hotel Hyatt, donde se realiza la reunión, fue recibido con la ovación de quienes esperaban para poder verlo aunque fuera de lejos.

Lea también: EE.UU. estrena "nueva diplomacia"

BBC navigation

BBC © 2014 El contenido de las páginas externas no es responsabilidad de la BBC.

Para ver esta página tal cual fue diseñada, debe utilizar un navegador de internet actualizado, que tenga habilitado el uso de hojas de estilo en cascada (CSS, por Cascading Stylesheets en inglés). Aunque en el navegador que está utilizando podrá ver el contenido de la página, no será presentado de la mejor forma posible. Por favor, evalúe la posibilidad de actualizar su navegador y/o habilitar el uso de CSS.