« Anterior | Principal | Próxima »

Alekhine y Capablanca mataron al viejo y lo echaron al río

Raúl Fain Binda | 2008-01-21, 15:28

Bobby Fischer

Bobby Fischer llegó a la cima del ajedrez, la gran meta de su vida, y se extravió en el descenso. Desde 1972, cuando le ganó a Boris Spassky en Reikjavik, hasta su agonía hace unos días en la capital islandesa, el ex campeón recorrió los senderos de la paranoia. Ahora, muerto, todos lo echan de menos, pero desde hace muchos años casi nadie lo aguantaba vivo.

Los homenajes de todo el mundo (incluso de Rusia) han reconocido su genio, pero no hemos visto un desarrollo convincente de uno de los aspectos más llamativos de su personalidad: la motivación que, encendida, lo llevó a derribar el templo del ajedrez soviético, y cuya desaparición lo dejó sin fuerzas siquiera para defender su título ante Anatoly Karpov, en 1975.

Resulta curiosa, esta abdicación del ajedrecista a quienes muchos consideran el más grande de todos, si la comparamos, por ejemplo, con la feroz energía desplegada por otros grandes campeones para defender y retener su título.

Pensamos, por ejemplo, en el cubano José Raúl Capablanca, campeón mundial 1921-27, o el ruso nacionalizado francés Alexander Alekhine, campeón mundial 1927/35 y 1937/46. Cuando Alekhine venció a Capablanca, en 1927, se negó a enfrentarlo nuevamente, una buena precaución teniendo en cuenta la facilidad con que el cubano lo había vencido en los años precedentes.

Alcanzar la meta desequilibró a Fischer (o terminó de desequilibrarlo), mientras que a sus pares históricos el éxito parecía serenarlos. Gerald Abraham, en su libro La mente del ajedrez, dice que “Capablanca tenía una disposición que le permitía mantener el control mental en todo momento”.

El cubano veía el juego como una construcción intelectual, una obra de arte en sí misma, mientras que Fischer no podía distinguir entre el placer de enlazar jugadas y el de destruir la personalidad del antagonista.

Leyendo una vez a Cabrera Infante, nos encontramos con un pasaje que revela matices importantes de la mentalidad de ciertos ajedrecistas.

El escritor cubano destacaba las diferencias entre su compatriota Capablanca y Alekhine, a quien detestaba (como tanta gente en el mundo del ajedrez).

Cabrera Infante nos dice que durante su prolongado reinado, Alekhine solía contar una anécdota que presentaba como cierta: una noche de 1914, en un hotel de San Petersburgo, alguien toca a la puerta de Alekhine. Es un viejo campesino, quien afirma que ha encontrado la forma de que las blancas den jaque mate en 12 jugadas, sin que nada se pueda hacer para evitarlo. Alekhine lo invita a demostrarlo en el tablero, y el viejo lo vence una y otra vez. Impresionado, Alekhine lleva al viejo a la habitación de Capablanca (en esa época un ajedrecista muy superior) y se repite el asombroso resultado. Nada pueden hacer los maestros frente al viejo campesino analfabeto.

A esta altura de la anécdota, Alekhine hacía una pausa. ¿Y qué pasó entonces?, le preguntaban sus oyentes. Y el ruso contestaba: “Pues que Capablanca y yo matamos al viejo. Ahí mismo en su cuarto y luego lo echamos al Neva. Eso fue lo que pasó. De no haberlo hecho, ni Capablanca ni yo habríamos sido campeones de ajedrez del mundo.”

Cabrera Infante dice que este relato, que él leyó en The Complete Chess Addict (o que inventó él, prestidigitador de historias) revela como ningún otro el carácter del jugador de ajedrez y en particular la compleja personalidad de Alekhine, “capaz de llegar al asesinato por ganar una partida o el campeonato del mundo”.

En el mundo del ajedrez son comunes los desórdenes de personalidad, para no hablar de enfermedades mentales.

El caso de Fischer es el más impactante de todos, por el valor simbólico de su triunfo sobre Spassky y el poderío del ajedrez soviético, pero los ejemplos abundan. Un antecesor de Fischer, en nacionalidad, talento y paranoia, fue Paul Morphy (muerto en 1884); también el austríaco Wilhelm Steinitz, otro de los fundadores del ajedrez moderno, que murió demente en 1900.

Entre todos estos ejemplos, de obsesiones y desorden mental, se destaca el equilibrio luminoso de la personalidad de Capablanca, más interesado en el amor de las mujeres que en el odio y la rivalidad con los hombres.

Recordemos que Bobby Fischer nunca se interesó especialmente en las relaciones amorosas. Su vida sentimental estuvo vacía, tanto que hasta repudió a su madre.

Un triste final de partida.

ComentariosAñada su comentario

  • 1. A las 11:54 PM del 21 Ene 2008, pedro Borges Escribió:

    Buen comentario sobre ajedrecistas famosos

  • 2. A las 02:13 AM del 22 Ene 2008, Gabriel Gindel Escribió:

    Siempre soñé con los matches no jugados por Bobby Fischer. Fischer Karpov y Fischer Kasparov. Se han tejido muchas historias de como hubieran salido esos matches. En el primero me juego por Fischer, en el segundo caso... No arriesgo una opinión. Recuerdo una anecdota de 1992, cuando Kasparov dijo que el match con Spassky era de "pensionistas", un magnate Yugoslavo lo desafió a Garri a pagar 1 millon de dólares por cada partida que ganara a Bobby en un match, a ver quien era "el pensionsta". Lamentablemente ese match nunca se jugó, y ahora al menos hasta que Garri se una a Bobby, va a ser imposible que se juegue....una pena. Descansa en Paz que no tuviste en este mundo, Robert James!

  • 3. A las 02:19 AM del 22 Ene 2008, henry jesus leal Escribió:

    Es indignante la mezquindad y la dureza con que este artículo trata al gran Bobby Fisher. La calidad de Fisher como ajedrecista es simplemente sublime. Hacer una caricatura que lo muestre como un pobre loco refleja intolerancia, ignorancia ajedrecistica, y algo de envidia ante un hombre definitivamente talentoso e incomparablemente extraordibario. El Ajederz está de duelo. La Humanidad está de luto. Pido respeto por la memoria de su persona y de su genialidad. Es un asco que el odio politico de seres pequeños denigre impunemente de este glorioso norteamericano.

  • 4. A las 03:34 AM del 22 Ene 2008, José M. Calero Gross Escribió:

    Estimado Fain Binda :

    A la hora de recordar a este extraordinario jugador de ajedrez creo que debemos pasar por alto las miserias y penas que "adornaron " su existencia ni ahondar en los motivos que lo llevaron a sus decisiones de cualquier naturaleza. No son muchas las personas que pueden blasonar de ser tan prodigiosos en un campo del saber y no tener defectos que lastren su comportamiento. Por ello me remito a su muy brillante desempeño, como pocos en la historia. Su memoria y su juego permanecerá, como han permanecido en la memoria jugadores de la talla de Morphy, Lasker, Steinitz, el propio Alekhine, Tahl, Botvinnik, etc., etc.

    Para la mayoría de nosotros, los cubanos, Capablanca es algo particular y lo consideramos, por encima de cualquier otra consideración, lo más grande que ha surgido en el juego -ciencia, pero también sabemos reconocer los inmensos méritos de los grandes jugadores que, incluso, hemos tenido la oportunidad de ver jugar en nuestro país.

    Otra vez, un excelente artículo.

    Saludos y respetos

  • 5. A las 05:47 AM del 22 Ene 2008, J.M. Rodriguez Escribió:

    También los medios levantaron a Fischer, era parte del programa politico anti-sovietico del momento y él tenia talento para hacer las victorias con quien fuera su rival en el mundo.Hay ejemplo como ciertos eventos toman grandes dimensiones gracia a la politica y los continuos repetidores de las grandes cadenas que imponen esas dimensiones, otros eventos toman otra dinamica,como fue el partido de ping pong entre China y EE.UU y el curso que luego tomaron las relaciones entre ambos paises.No le regateo meritos ajedrecitas a Fischer, pues fue un genio y naturalmente fue caprichoso, pero no soporto ser manipulado y actuo segun sus criterios independientes. Yo diria Lalo, que los grandes medios mataron a Bobby Fischer desde que tomo cierta postura y desafios,asi como le paso al viejo de relato de Cabrera Infante.
    Jose Raul Capablanca( El ajedrecita del siglo) no difruto de la propaganda de Fischer ni ese "Enfrentamiento del Siglo" o "Juego del Siglo",etc y ciertamente en Buenos Aires, se descuida y participaba en eventos en el Brasil, el ruso estudiaba intensamente todas las partidas de Capablanca.Tambien cuenta, que en Buenos Aire se dio un poco de buena vida y su inclinacion por las mujeres era bien fuerte, pero no culpo a ninguna argentina por su derrota .Los grandes maestros internacionales no le concedian posibilidad de ganar a Alekhine, pero Capablanca subestimando al contrincante perdió, Alekhine jamás le condeció la revancha, temeroso, con razón, de perder su corona de Campéon Mundial . Saludos Jorge

  • 6. A las 10:46 AM del 22 Ene 2008, Jorge Escribió:


    Es posible destilar envidia en pocas palabras? Es posible juzgar a alguien sin entender absolutamnete nada de ajedrez? Es posible expresar frustracion buscando errores en la vida de las personas que de alguna manera se destacan? Si...definitivamente si, y todo esto lo encuentra usted en articulos faltos de objetividad y coherencia escritos como este. Si tuviera una minima parte del talento de uno de ellos no tendria tanta envidia y maldad en sus comentarios.Es enfermizo este estilo de periodismo y francamente me molesta que lo acepten en una pagina de noticias como esta.

  • 7. A las 01:57 PM del 22 Ene 2008, ruben steinberg Escribió:

    AMIGO BINDA, BUENAS TARDES! EN UNO DE LOS VIAJES DE FISCHER A LA ARGENTINAA, JUGO UNA SIMULANEA CONTRA TRES, UNO DE ELLOS, MI HERMANO, BRILLANTE AJEDRECISTA, FUE TABLAS , TRAS UNA INREIBLE DEFENSADE FISCHER CON SUS CABALLOS----MI HERMANO LE DIO LA MANO Y LE DIJO" MAESTRO, LO FELICITO POR ABERME EMPATADO" FISCHER CONTESTO, " USTED JUEGA DEMASIAO BIEN, NO PUEDE JUGAR EN SIMULTANEAS", ENTONNCES MI HERMANOLE DIJO" NAESTRO, LO DISCUTIMOS EN CASA, ESTA INVITADO A CENAR" FISCER ADMITIO, ESTUVE TAMBIEN EN ESA CENA!

  • 8. A las 02:37 PM del 22 Ene 2008, Marco Tulio Escribió:

    Yo si creo que Capablanca y Alekhine se hayan vuelto campeones del ajedrz por ese campesino por que si no hubiera sido cierto no serian campeones mundiales aunque entre broma y broma la verdad se asoma pero lo cierto es que todos los jugadores de ajedrez tienen algo de loc es normal poe que tienen que pensar y creo que hasta se vuelven locos de tanto de tanto jugar y pensar pero creo que Bobby Fisher es una leyenda del ajedrez y pienso que no se retiran a tiempo (joven) se puden terminar volviendo dementescomo lo que le paso a ese jugador austriaco

  • 9. A las 03:42 PM del 22 Ene 2008, Eduardo Padilla Escribió:

    Senor Fain, pienso que sus comentarios responden a su desden por las opiniones que Bobby vertio acerca de la religion estoy seguro usted profesa. Que pena tratar de obscurecer tal talento y reputacion con un comentario tan frivolo. BBC, su ejemplar de hoy ha sufrido un golpe con este reportaje. Por favor, corrijan. Por lo demas, BBC ha sido mi fuente de noticias preferida por mucho tiempo. Gracias.

  • 10. A las 06:08 PM del 22 Ene 2008, Lalo el Blogger Escribió:

    En respuesta al comentario 9, de un señor Padilla.

    Mire, señor Padilla, yo soy cristiano, católico para ser más preciso, aunque hace mucho tiempo que no voy a misa. Me temo que usted supone que yo, por mi apellido, soy judío, y entonces deduce que estoy enojado con Fischer (que no lo estoy, lo admiro mucho) porque él habló mal de los judíos. A diferencia de usted, que esta "seguro" de que yo profeso cierta religión que no se atreve a nombrar, yo no estoy seguro de que usted sea un racista, un antisemita. No estoy seguro, pero es una posibilidad. Entonces, seamos claros: ?lo es o no lo es?

  • 11. A las 07:22 PM del 22 Ene 2008, Eduardo Padilla Escribió:

    Senor “Lalo”, parece conveniente que usted me acuse de antisemitismo y racismo (?). No seria al primero en ser juzgado “a priori” con alguna intencion ulterior ya que la major forma de defense es el ataque. Independientemente de que su nombre sea o no “Judio” (no una raza segun entiendo pero una religion) y que usted sea un Cristiano no practicante, le voy a hablar, a riesgo de tomar atribuciones que no me han sido requeridas pero que asumo por decoro y en virtud de la personalidad publica de Bobby, en nombre de un personaje que apenas desaparecido en cuerpo pero no en nuestros corazones, usted hace blanco de sus incidiosos comentarios. Usted demuestra reserves en cuanto a mi religion y por sus “provocativos” comentarios, entiendo que quiere decir que no soy Judio. La religion no tiene que ver en este tema, ni los apellidos ya que inclusive Senores tan notables como Nostradamus era de origin Judio y se convirtio al Cristianismo, o Senores como Hitler, que aun viniendo de raices Hebreas al igual que muchos de sus mas fieles asociados, nos cuenta la historia, fueron nefastos para su propia gente. Pero abordando su admiracion por Bobby, el titulo de su “nota” incluye las palabras “Mataron al Viejo”, Bobby murio viendose viejo y devastado por lo que el consideraba una persecucion Semita/Judia en Estados Unidos. Que titulo tan evocativo no? Usted tambien utilize bellos pasajes como “recorrio los senderos de la paranoia”, y al compararlo con Capablanca, introduce la frase “control mental en todo momento”. Tambien nos habla de “la mentalidad de ciertos ajedrecistas”, “desordenes de la personaldad”, “enfermedades mentales”, etc. Pero nadie iba a dejarlo a usted atras en sus descalificatorias opinions de Bobby al rematar que “nunca se intereso, especialmente en las relaciones amorosas” y que “su vida sentimental estuvo vacia, tanto que hasta repudio a su madre”. O usted lo conocia muy de cerca, mas que todos nosotros y esta traicionando la oportunidad que tuvo de saber de sus intimidades o es usted una persona que acostumbra a hacer asumciones perversas y gratuitas, no solo de Bobby, sino de todos los ajedrecistas en este planeta. Por ultimo, aunque no lo conozco, estoy seguro que ni su inteligencia ni su valor se comparan a Bobby, lo se porque el no esperaba que la gente abandonara el mundo fisico para hacer fiesta con ellos. Se los decia en la cara y punto. Si me permite, si le puedo decir que lo que usted hace me parece contrario a cualquier religion que hayamos discutido. Gracias por su participacion y perdone cualquier falta ortografica o desintencionado agravio pero es que ando un poco de prisa.

  • 12. A las 07:47 PM del 22 Ene 2008, Lalo el Blogger Escribió:

    Bueno, señor Padilla, esto ya me parece más civilizado. Totalmente equivocado, en cuanto a mis opiniones y al significado de mi entrada al blog, pero civilizado. El problema, creo yo, es que usted ve fantasmas, tuerce ideas. Ha decidido que yo soy un blasfemo y entonces me atribuye contenidos, digamos, sacrílegos en relación con Bobby Fischer. Por supuesto que no me considero más inteligente que Fischer, cuyo coeficiente intelectual era uno de los más elevados en la historia de la humanidad. Pero no lo endiosemos. Era un hombre como usted mismo, y de vez en cuando (o mejor, muy a menudo) cometía errores, como usted.

  • 13. A las 08:52 PM del 22 Ene 2008, Silvia Haydeé Escribió:

    Sr. Binda, he leído con desagrado sus infortunados comentarios acerca de Boby Fisher, a quien admiré desde hace muchos años, ya que soy contemporánea suya, y he vuelto a admirar al enterarme de su independencia de criterio respecto a los bloques participantes en la guerra fría, quienes pretendían enjoyarse luciendo a sus paladines. Me gustaron, en cambio, los comentarios de casi todos los que respondieron a su artículo: hacen justicia a un hombre que demostró su genialidad en algo a lo que dedicó su emoción, su líbido, y que no se metió con nadie, sino como reacción a los que lo perjudicaron o intentaron manejar su vida. ¿Crée Ud. tener derecho a manifestar chismes sobre la salud mental de Fisher? ¿Eso lo baja en su concepto como para sentirse confortado en su inferioridad? ¿O es que se crée obligado a desvalorizarlo para demostrar fidelidad a USA por el comentario que hizo sobre las Torres Gemelas? Ese fue solamente un comentario: Fisher no participó en el ataque, y no creo que se estuviera alegrando individualmente por ninguna de las muertes ocurridas allí. Más bien lo vió como un movimiento de piezas en el ajedréz: una metáfora de la guerra. Y le alegró que se marcara un punto en contra del imperio, el que no sólo metaforicamente, sino en forma muy realista realiza genocidios muy lejos de sus fronteras, donde no tiene más justificación para meterse que la ambición del poder y del petróleo.

  • 14. A las 12:59 AM del 23 Ene 2008, Alvaro Escribió:

    Hacer pedazos a Fischer solo por q no estaba en sus cabales? y q hay de su legado deportivo? este no es un blog de deportes?

  • 15. A las 07:31 PM del 23 Ene 2008, Eduardo Padilla Escribió:

    Alvaro, agradezco su comentario si no lo hizo con caracter subliminal. Vera usted, muchos consumidores de noticias por los medios informativos tradicionales, toman por cierto lo que oyen sin questionar la veracidad o intenciones subyacentes. Me explico, de donde saca usted que Bobby sufria de alguna enfermedad mental que opacara su juicio. Hay alguien en este foro que tenga en su posesion una sentencia diagnostica por un psicologo reputable e independiente para probar que Bobby sufria de sus facultades mentales al punto de afectar su juicio? Es una pregunta retorica, se que no. El punto es que Bobby hablaba de este tipo de atropello y su atrevimiento le costo mucho. Esto es una campana de malinformacion y deformacion de caracter de un individuo para desvirtuar su reputacion y por lo tanto sentenciar sus opiniones como producto de su "locura", asi no nos preocupamos por ahondar ellas. Que quiere decir excentrico?, no sera en realidad, en este caso la palabra que le da una persona de menor capacidad mental a las acciones de otro de inteligencia superior porque no las entiende. Recientemente Kasparov en una entrevista disponible en YouTube, explica como las excentricidades de Bobby afectaron psicologicamente a Spassky, al punto en que este no aparecio para una de las contiendas con el genio, y que Bobby las hacia a drede. Jocasamente diria que si los primates pudieran hablar, seguro nos calificarian de excentricos a los humanos. En fin, para los que no ven mas alla de su nariz no se preocupen, Bobby no fue mas que un heroe nacional y mundial que nos doblaba el coheficiente mental a la mayoria de los demas mortales, que con su brillo y carisma desato pasiones de todos lados, y no callo lo que consideraba su deber decir a vivas. No en vano es adorado y seguira siendolo mas a medida que sus palabras resuenen mas fuerte al pasar del tiempo. En fin, para que oirlo… Bobby, te extranamos y sentimos no haber aprovechado tu talento y sabiduria por problemas ajenos al deporte. Descansa en paz.

  • 16. A las 07:03 PM del 26 Ene 2008, Daniel Perez Escribió:

    jejeje. Que risa con los comentarios. Bobby Fischer un grande del ajedrez. Fain Binda mal periodista. Bobby Fischer con enfermedades mentales. jejejeje...

    pongamos las cosas en orden: bobby fischer fue un grande del ajedrez. Tanto, como para endiosarlo. Y el problema con los jugadores a quienes se endiosa, es que luego no queremos ver sus fallas y errores. Y eso pasa con todos los grandes hombres de la historia: Simon bolivar (Libertador, mujeriego). Napoleon bonaparte (visionario, presumido). La lista puede ser grande: Cassius Clay, Roger Federer, Roger Clemens, Diego Maradona. Son seres humanos, que tienen un lado positivo por el que damos gracias a Dios (sea cual sea el de su religion). Pero un lado negativo que nos lleva a sentir pena por ellos: enfermedades, drogas, esteroides, fiestas que arruinan carreras.

    Con respecto al autor: amigo Raul. Siga escribiendo y no le preste atencion a lo que las personas digan. Ud no es moneda de oro para caerle bien a todo el mundo. Ud esta sujeto a los mismos errores que cualquier periodista deportivo, y cualquier ser humano. Se supone que un BLOG es para escribir opiniones PERSONALES. Su posicion no necesariamente refleja las del diario, pero nadie le pide imparcialidad. Ojala la suerte pueda concederme la gracia de ver semejante fenomeno: alguien imparcial, alguien justo, alguien sin ambiciones personales, y alguien que sepa la verdad. Y estaria mas agradecido que esas 4 personas fueran la misma....

  • 17. A las 05:42 AM del 18 Feb 2008, Rubén de la Fuente Escribió:

    Bobby fue un genio, pero sobre todo una persona muy honesta.
    Cuando una persona es asi el mundo lo rechaza por que nadie es completamente honesto, quien va a rechazar millones de dolares en publicidad por el simple hecho de no usar los productos que le pedían patrocinar.
    Sus "errores" como dicen no son más que declaraciones (como si las palabras mataran)que enfatizan la profunda decepción de un hombre hacía un mundo que no puede tener el nivel de honestidad que el mismo profesaba.
    El mundo nunca estubo a su nivel, asi como ningún ajedrecista pudo igualarle.

  • 18. A las 08:06 PM del 02 Abr 2008, eduardo olvera Escribió:

    Raul Fainda aunque casi siempre estoy de acuerdo con tus analisis, en este si discrepo totalmente,
    tus lineas son tendenciosas a mostrar a Fisher como un desequilibrado y fundamentas esto diciendo que los ajedrecistas (muchos) tienden a ser no muy estables y lo apoyas contando la historia de lo que le hubieran hecho (en broma) Capa Blanca y Alekhine a un campesino si les hubiera derrotado en ajedrez alguna vez.
    Pero ya todas tus lineas se vienen abajo porque en el ajedrez del mas alto nivel (si, ese nivel de Capa Blanca, Alekhine, Fisher, Spasky, kasparov, Topalov, Anand, Aronian etc etc)es imposible que una persona sin una preparacion minima pueda derrotar a un Super Gran Maestro..lo que dices es similar a que un campesino analfabeto pudiera resolver, por ejemplo, el problema de la Gravedad Cuantica, dando asi una leccion a Einstein.
    Por otro lado, los desordenes mentales de las personas son independientes de lo que hagan!.. yo no veo muy sano a Maradona, por ejemplo.
    Soy Ajedrecista de un nivel avanzado.
    Saludos y sigue con tus columnas! son muy buenas.

BBC navigation

BBC © 2014 El contenido de las páginas externas no es responsabilidad de la BBC.

Para ver esta página tal cual fue diseñada, debe utilizar un navegador de internet actualizado, que tenga habilitado el uso de hojas de estilo en cascada (CSS, por Cascading Stylesheets en inglés). Aunque en el navegador que está utilizando podrá ver el contenido de la página, no será presentado de la mejor forma posible. Por favor, evalúe la posibilidad de actualizar su navegador y/o habilitar el uso de CSS.